'UCAnFly', o cómo lanzar el primer satélite andaluz al espacio

El científico jerezano, Ignacio Mateos, posando. FOTO: JOSÉ LUIS JAIME.
El científico jerezano, Ignacio Mateos, posando. FOTO: JOSÉ LUIS JAIME.

“El espacio es un campo que siempre te llama la atención”, expresa David Aragón (Vejer, 1989), ingeniero electrónico industrial y doctorando en la Universidad de Cádiz (UCA). “Nos gusta el cacharreo, y a mí me suponía un reto”, dice Francisco León (Chiclana, 1993), ingeniero de Diseño Industrial, investigador en la Escuela Superior de Ingeniería (ESI) de la UCA y también doctorando. Ambos forman parte de UCAnFly, un proyecto dirigido por el doctor en Ingeniería Electrónica Ignacio Mateos (Jerez, 1978), que tiene como objetivo desarrollar un nanosatélite que sea capaz de medir campos magnéticos en misiones espaciales de física fundamental, solar y planetaria, “con la idea de integrar el sistema en el futuro detector espacial de ondas gravitacionales de la Agencia Espacial Europea (ESA)“.

“Se pretende probar instrumentación en el espacio para incrementar su madurez tecnológica”, apunta el responsable del proyecto que ha superado la primera fase del programa Fly Your Satellite (FYS) de la ESA, donde han competido con otras iniciativas de nanosatélites. Mateos, que ha estado trabajando en centros como el Instituto de Ciencias del Espacio (CSIC) o la Universidad de Berkeley, continúa ahora sus investigaciones con un postdoctorado dentro de un programa de atracción de talentos en la Universidad de Cádiz. Cuenta a lavozdelsur.es que regresó a su tierra en febrero de 2018 al ver las “condiciones favorables para la investigación” que había en la Escuela Superior de Ingeniería. En concreto, UCAnFly surgió tras dar una conferencia en el evento Cosmos en la UCA. “La idea era motivar a los estudiantes en el ámbito de las misiones espaciales y en ese evento propuse desarrollar un nanosatélite de bajo coste que permitiera a los estudiantes acceder al espacio“, explica.

Algunos de los miembros del equipo 'UCAnFly', durante la entrevista. FOTO: MANU GARCÍA.

De ser así, la Universidad de Cádiz se marcaría el hito de lanzar el primer satélite andaluz al espacio. Todo dependerá de si el proyecto andaluz pasa a la segunda fase del programa FYS, una noticia que conocerán en los próximos meses de abril y mayo. No obstante, dicen que si no consiguen pasar, trabajarán en el desarrollo del mismo para presentarse de nuevo el año que viene. Y es que los ocho estudiantes que participan en el equipo de UCAnFly decidieron formar parte de esta iniciativa por “estar en contacto con la realidad”. “No hay nada comparable al conocimiento que consigues trabajando en una experiencia como esta. Si no lo haces, no ves realmente los retos que hay que afrontar”, comparte José Luis Aparicio (Cádiz, 1987), ingeniero informático, investigador y doctorando en la UCA.

 No hay nada comparable al conocimiento que consigues trabajando en una experiencia como esta

“Lo que aprende un estudiante en un proyecto como este, tiene un valor incalculable a nivel formativo. En un año pasas por todas las fases de desarrollo y validación de un satélite, su lanzamiento y operaciones en vuelo. Esto va mucho más allá de las clases”, indica otro de los miembros. Carlos Díaz (Alameda, Málaga, 1999) y Ernesto Romance (Alhaurín de la Torre, Málaga, 1999) son los dos benjamines del equipo, ya que ambos se encuentran en el segundo año del grado de Ingeniería Aeroespacial. Además, en un futuro a los dos les gustaría dedicarse al diseño espacial y a trabajar en los sistemas de propulsión. Mateos tenía claro que para un proyecto como este, era necesario aunar todas las disciplinas posibles.

Ignacio Mateos con su equipo 'UCAnFly' durante la entrevista concedida a lavozdelsur.es. FOTO: MANU GARCÍA.

Para el desarrollo del nanosatélite esperan poder utilizar un laboratorio de medidas magnéticas que se montará el próximo mes de marzo en la ESI gracias a otro proyecto liderado por Mateos y concedido por el Ministerio de Ciencia, Innovación y Universidades. Comenzarán a trabajar con los diferentes subsistemas del nanosatélite, como la electrónica de potencia, paneles solares, comunicación, control, diseño de la estructura, ordenador de a bordo, análisis de trayectoria… “Es lo bueno de tener un grupo multidisciplinar, cada uno puede centrarse en su campo y al mismo tiempo aprender de lo demás”. Sin embargo, está pendiente una parte fundamental del proyecto: la financiación.

“La Agencia Espacial Europea financia la mayor parte, pero hace falta una ayuda complementaria para conseguir esto“, señala el científico e investigador jerezano. Dice que van a optar a subvenciones de la Junta de Andalucía y del Ministerio para poder desarrollar el satélite —”que no es poco”, incide Francisco León—, “y ya en la segunda fase esperamos el apoyo del plan propio de la Universidad de Cádiz y del Laboratorio de Robótica Aplicada”.

Oportunidades de trabajo hay, pero que estén bien pagadas, no

David Aragón, Ramón Ruiz, Francisco León, Javier Racero, Carlos Díaz, Ernesto Romance, Alejandro Laradona, José Luis Aparicio e Ignacio Mateos, como responsable, conforman el equipo final de ingenieros que buscan lanzar al espacio el primer satélite creado en Andalucía. Un grupo de investigadores y universitarios que lamentan que, para poder hacer realidad sus sueños, en un futuro no muy lejano tendrán que marcharse de su tierra. “Oportunidades de trabajo hay, pero que estén bien pagadas, no“, critica el doctorando chiclanero, quien tiene intención de emigrar a Alemania o Reino Unido para trabajar de gerente de un equipo de I+D. Su compañero gaditano tampoco descarta irse fuera para trabajar en el campo de la informática aplicada a la robótica. Carlos y Ernesto, igual. “En cuanto pueda, me voy”, destaca uno de ellos. Mientras que David todavía no sabe qué le deparará el futuro. “¿Profesor en la UCA? No lo descarto”. Mientras, el doctor Mateos seguirá en la ESI intentando acercar el espacio a las nuevas promesas de la ingeniería.

Si has llegado hasta aquí y te gusta nuestro trabajo, apoya lavozdelsur.es, periodismo libre, independiente y en andaluz.

Comentarios

No hay comentarios ¿Te animas?

Ahora en portada
Lo más leído