El Colegio de Farmacéuticos: "Hemos abierto expedientes a farmacias por subir precios de mascarillas"

"No siempre es porque las compraran más caras, deterioran nuestra imagen", señala el presidente del colegio en Cádiz. El control del precio puede provocar que España pierda capacidad de compra en el mundo

Un establecimiento de farmacia, estos días de pandemia. FOTO: MANU GARCÍA
Un establecimiento de farmacia, estos días de pandemia. FOTO: MANU GARCÍA

Las farmacias son uno de los servicios esenciales que permanecen abiertos a pleno rendimiento desde el inicio del estado de alarma. Y están en primera línea. Pero en muchos casos no se les trata como personal sanitario. El hecho de tener canales de abastecimiento de material de protección, como son mascarillas, guantes y geles hidroalcohólicos, no ha propiciado que al menos se pudieran proteger con su propio stock. Al contrario, la reorganización de estos elementos por parte del Gobierno, que se hizo cargo de todas las mascarillas del país para en las primeras semanas repartirlas entre los sanitarios que trataban a pacientes con Covid-19, les dejó sin ellos. Así, ya van nueve licenciados de farmacias que han fallecido, casi todos en Madrid, sin ningún caso tan grave en Andalucía.

El presidente del Colegio de Farmacéuticos de Cádiz, Ernesto Cervilla, explica que han podido trabajar con cierta normalidad. En la provincia, salvo un positivo en una farmacia en la capital, todas han estado abiertas, "manteniendo las medidas de seguridad entre usuarios, con mamparas y precaución, colas ordenadas". Todo, con mascarillas reutilizadas por la falta de material, a veces durante semanas. El resto de productos se siguen "dispensando, porque no sólo existe el Covid", recuerda.

Las farmacias se encuentran ahora en el centro del debate, y son fundamentales para iniciar la nueva normalidad de la pandemia. Serán estos establecimientos los que permitan que la ciudadanía se haga con los equipos más necesarios y que más falta hacen, las mascarillas. Los estudios inciden en que es más que posible que el coronavirus se mantenga en el aire en espacios cerrados durante horas, por lo que la mascarilla es fundamental para evitar contagios y, sobre todo, para que los contagiados asintomáticos no contagien a otros. "Queremos que sea a través de la receta electrónica como se repartan, sin que ganemos dinero", incide Cervilla.

Él mismo, como farmacéutico, habla de los canales alternativos de distribución, toda vez que los distribuidores normales no tenían mascarillas. "Nos llegan cada día propuestas de mascarillas muy caras, sobre todo FFP2", revela. Así es como se producen ventas a un gran precio, de más de 20 euros incluso. Eso sí, habrá sanciones, porque todos los incrementos de precio no se deben a que hayan adquirido a alto precio previamente. "La imagen se ve deteriorada para todo el sector. Cuando hemos tenido denuncias o hemos visto tickets que han rodado por las redes sociales, hemos abierto expedientes informativos para saber si se ha abusado. Hay varios abiertos. Unos precios sí parecen justificados, pero otros no. Y hemos comprobado que una vez que se ha abierto el expediente, han rebajado las mascarillas significativamente".

A finales de esta semana o la siguiente, todo apunta a que habrá mascarillas a través de canales de distribución generales y comunes. Al menos, de las quirúrgicas. "Mascarillas hasta ahora se han estado vendiendo en grandes almacenes, pero ahora si se compran fuera de farmacia hay que pedir garantías de calidad, un sellito de que vienen de la UE. Es una mínima garantía. Y si las venden con un precio disparado, mejor no comprarlas, porque estamos en una situación estacional y pronto serán asequibles. Han entrado nuevos agentes que antes no dedicaban a las mascarillas", y quieren hacer su agosto en plena pandemia.

La batalla ahora está en el control de precios por parte del Gobierno para evitar abusos, pero es un tema complejo. Porque al acudir a canales de distribución alternativos, si se obliga al farmacéutico a vender a un precio, éste puede ser inferior al de adquisición. Esto podría provocar que España perdiera competitividad en el mercado internacional para hacerse con estos elementos de protección. "Es un riesgo, pero se tiene que valorar. Aquí ya sufrimos el control de precios para otros productos farmacéuticos y nos hemos encontrado con falta de ellos. El precio del medicamento español es el más bajo de Europa. Los laboratorios en esos casos dirigen la producción a otros lugares con demanda".

La solución pasaría, entonces, por controlar el precio en toda la cadena. "Eso es complicadísimo", reconoce Cervilla. Por eso, reclaman desde hace semanas que se rebaje el IVA, algo que parece que el Gobierno ha escuchado, para que pase del 21 al 4% al ser un producto que, para la ciudadanía, ha pasado a ser de primera necesidad. "Hasta que no tengamos la vacuna, no será una certeza absoluta de que podemos hacer vida normal".

Así, se ponga en marcha esta rebaja o no, "nosotros nos ofrecemos a repartirlas sin cobrar, sin ganar nada, y la forma más segura es a través de la receta, para que la ciudadanía tenga las mascarillas que justo necesita", y que se pueden entregar proporcionalmente en el país según el stock en cada momento.

En otro ámbito, Cervilla explica que las farmacias viven económicamente un oasis dentro de la actividad económica, donde son de los pocos que no sufren grandes mermas, aunque sí que hay algunos establecimientos en zonas de paso por los que ya no pasa la gente. Y reclaman más test, como muchos sectores como sanitarios o supermercados. A fin de cuentas, pueden ser vectores de transmisión. Pero han diseñado un plan que ha sido efectivo hasta ahora, dividir en equipos de trabajo de turnos para que si hay un contagio, al menos no quede la farmacia cerrada. En el caso de Cádiz, sí hubo que cerrar unos días porque aún no había puesto en marcha esta medida. Pero "igual que antes te contaban muchas cosas, sobre todo en farmacias de barrio, los clientes tienen que saber que hay que estar el menor tiempo que se pueda en la farmacia. No sólo por nosotros, es por ellos. Yo soy optimista. Pero hay que esperar lo máximo para contraer la enfermedad si la acabas contrayendo. Para más adelante, habrá más conocimiento sobre la enfermedad".

 

Si has llegado hasta aquí y te gusta nuestro trabajo, apoya lavozdelsur.es, periodismo libre, independiente y en andaluz.

Comentarios

No hay comentarios ¿Te animas?

Ahora en portada
Lo más leído