Reino Unido vuelve a confinarse y Alemania roza el millar de muertes diarias a pesar de las restricciones

Johnson cierra los colegios y avisa de que el confinamiento duro de Inglaterra durará al menos hasta mediados de febrero

Boris Johnson, en una visita a un centro hospitalario donde se pone la vacuna contra el coronavirus.
Boris Johnson, en una visita a un centro hospitalario donde se pone la vacuna contra el coronavirus.

El presidente británico, Boris Johnson, ha anunciado este lunes un nuevo confinamiento para Inglaterra, el tercero desde el inicio de la pandemia, debido al importante aumento de casos, de unos 100.000 cada 48 horas. Este miércoles, finalizada ya la campaña navideña, comienza un cierre que incluye a las escuelas, siendo el más duro y muy similar al de la primavera, y que va en paralelo al cierre anunciado para Escocia. Las únicas excepciones para salir a la calle son trabajar o hacer algo de ejercicio, además de cuestiones básicas como comprar en comercios esenciales y productos sanitarios, pues el cierre afecta también a hostelería y comercios no esenciales. Este confinamiento durará hasta mediados de febrero, anunció Johnson.

"Es frustante, lo sé", dijo Johnson en una intervención pública. "Nos esperan las peores semanas, el sistema sanitario tiene riesgo de desbordarse. Pero estamos en la última fase, más ciudadanos se han vacunado en Reino Unido que en el resto de Europa", señaló. El temor principal en este momento es la nueva variante del coronavirus, "entre un 50 y un 70% más contagiosa", lo cual ha propiciado el cierre de las escuelas. "Hemos hecho todo lo posible para mantenerlas". En la misma línea de restricciones se encuentra la República de Irlanda, con una tasa de positivos del 20% entre las pruebas realizadas, un número muy alto que propiciará, salvo sorpresa, el cierre incluso de los colegios.

Por su parte, este martes Alemania ha registrado 944 fallecimientos, una de las peores cifras de toda la pandemia, recuerda Europa Press. Las duras medidas tomadas hasta el momento han permitido que bajen los contagios a los 12.000 nuevos positivos, pero el número oficial de contagios en estos meses es de 1,8 millones de personas, sumando, también según el recuento oficial, 35.000 muertes, por lo que la segunda ola está siendo mucho más dura que la primera. La mejor noticia para Alemania es que los curados diarios doblan ya a los nuevos positivos, por lo que está en la fase de que las muertes de estos días son consecuencias de contagios de semanas previas, preso se espera que la situación se estabilice.

Sobre el autor:

lavozdelsur.es

… saber más sobre el autor

Archivado en:

Si has llegado hasta aquí y te gusta nuestro trabajo, apoya lavozdelsur.es, periodismo libre, independiente y en andaluz.

Comentarios

No hay comentarios ¿Te animas?

Ahora en portada
Lo más leído