¿Qué pasó en los 3 minutos que faltan en el disco duro del ascensor de Valme que decapitó a una joven?

juan-cortes-valme-ascensor.jpg
juan-cortes-valme-ascensor.jpg

La jueza que investiga el caso cita a declarar al ascensorista para intentar determinar "las razones del borrado de la información de la CPU".

Rocío Cortés perdió la vida tras dar a luz en el hospital sevillano de Valme al quedar atrapada por un fallo de uno de los ascensores del centro hospitalario en agosto de 2017. “Ya han pasado 130 días desde lo que le pasó a mi hija y todavía no hemos sido capaces de superarlo.” declaraba hace unos días Juan Cortés, padre de la víctima, entrevistado por Espejo Público (Antena 3). El referido programa reveló que los discos duros del ascensor fueron borrados, algo por lo que ya preguntó la titular del juzgado de instrucción 1 de Sevilla, que investiga el suceso, y que ha citado a declarar como investigado el 18 de enero al ascensorista de la empresa para que aclare las razones del borrado de la información de la CPU del ascensor y si existen medios de obtención de dichos datos".

El informe del grupo de homicidios remitido al juzgado alude tanto a la investigación de la gerencia del hospital como al peritaje de la entidad Atisae como "organismo de control designado por la delegación de Industria", según los cuales desde que el celador llama por la red interna al centro de control para avisar de la avería hasta que el ascensorista llega al lugar del accidente "transcurren tres minutos en los que no se tiene constancia" de sus actuaciones.

Atisae recoge en su informe, según publica Canal Sur, que los datos de averías y anomalías que se producen en ascensores se guardan en una memoria RAM que se alimenta de la red eléctrica, pero que tiene una pila en caso de que se corte la corriente "que debe mantenerlos guardados durante algún tiempo". En el ascensor accidentado se comprobó "que las señales se habían borrado", algo que ocurre cuando la alimentación eléctrica está desconectada y, por tanto, "depende de la tensión y de las condiciones de la pila".

"No era normal que a un ascensor le fallaran los cuatro sistemas de frenado que tiene normalmente. Ahí hay un fallo, y el fallo está precisamente en los tres minutos que le faltan a la policía”, dijo el padre de Rocío a las cámaras de Espejo Público, donde contó que su nieta tiene un problema de corazón y debe someterse a un cateterismo.

Si has llegado hasta aquí y te gusta nuestro trabajo, apoya lavozdelsur.es, periodismo libre, independiente y en andaluz.

Comentarios

No hay comentarios ¿Te animas?

Ahora en portada
Lo más leído