Arrecian las críticas por los 'aplausos' del SAS en plena pandemia a la sanidad privada en Cádiz

Salud defiende que las derivaciones de pacientes de 15 especialidades a hospitales de Pascual vienen del concierto con el grupo de 2017. IU anuncia movilizaciones en los pueblos afectados y CCOO denuncia "oscurantismo" del Gobierno de PP y Cs

El presidente de la Junta, Juanma Moreno, junto al consejero de Salud, Jesús Aguirre, en la inauguración de un centro de salud de Córdoba en enero pasado. FOTO: JUNTA DE ANDALUCÍA
El presidente de la Junta, Juanma Moreno, junto al consejero de Salud, Jesús Aguirre, en la inauguración de un centro de salud de Córdoba en enero pasado. FOTO: JUNTA DE ANDALUCÍA

Mientras la Consejería de Salud y Familias ha asegurado que las 15 especialidades médicas derivadas a tres hospitales del grupo sanitario privado JM Pascual provienen de un concierto vigente con el Servicio Andaluz de Salud (2017-2021), y que lo que se ha hecho ha asido adaptar el sistema de citación de los pacientes (14 municipios de la provincia afectados) a un "módulo cita web, tal y como contempla el propio concierto, con el objetivo de facilitar el acceso a los recursos de la población".

Después de que lavozdelsur.es avanzara que el SAS había comunicado a los centros de atención primaria que derivaran, desde el pasado 6 de mayo, una quincena de especialidades a los hospitales de Pascual en Sanlúcar, El Puerto y Villamartín, el SAS asegura que solo ha tratado de "adaptar los sistemas de información de estos centros para que sean compatibles con los sistemas de información corporativo y facilite el acceso a las citas de la población de municipios de Cádiz, fundamentalmente de la Sierra y de la Costa Noroeste". "Esta población ya estaba siendo atendida en dichos centros, pero la tramitación de las citas conllevaba más gestiones, por lo que se ha implantado este módulo de citación que favorecen la accesibilidad de estas personas, dotándoles de equidad así como de una mayor funcionalidad en los cauces de derivación hasta su final derivación a uno de los centros contratados", ha mantenido el SAS en un comunicado.

E insiste: "La implementación de esta herramienta no supone ningún tipo de conversión administrativa de dichos centros ya que, como ha ocurrido hasta ahora, los pacientes residentes en los municipios implicados y durante los periodos de vinculación contractual con estos centros concertados, siempre han recibido la asistencia sanitaria especializada correspondiente, sin perjuicio de su derecho de libre elección de centro".

Movilizaciones en los pueblos afectados

La polémica, en todo caso, no amaina. IU en la provincia, que está al frente de diversos municipios afectados por estas derivaciones de la sanidad pública a la privada, ha expresado su perplejidad "ante el paso dado por el Gobierno de la Junta de Andalucía en plena crisis sanitaria originada por la Covid-19 y que ha supuesto de facto la privatización de las listas de espera de 14 poblaciones gaditanas de los distritos Jerez-Costa Noroeste-Sierra y Bahía de Cádiz-La Janda". Esta decisión del Gobierno de PP y Cs va a afectar, recuerdan, a un total de 280.000 personas y va a convertir a tres hospitales privados de la empresa JM Pascual en centros de referencia de 15 especialidades médicas, concretamente, los hospitales de Santa María de El Puerto, Virgen del Camino de Sanlúcar y el Virgen de las Montañas de Villamartín.

Así, el coordinador provincial de IU Cádiz, Fernando Macías, tras mantener una ronda de contactos con los alcaldes de IU de los municipios de Trebujena, Espera, Alcalá del Valle, Bornos y Coto de Bornos y Puerto Serrano, así como con los concejales de las demás poblaciones afectadas por la medida, denuncia que “se trata de una operación sin precedentes que va a propiciar que los hombres y las mujeres pertenecientes a estos distritos sanitarios no tengan más opción que la de cambiar sus hospitales públicos de referencia por hospitales privados”.

Según Macías, “esta medida adoptada por la Consejería de Salud y Familia no hace sino poner de manifiesto una vez más en favor de quiénes gobiernan PP y Ciudadanos”. Para el dirigente provincial de IU, “en estos momentos en los que más que nunca ha quedado demostrada la importancia del sistema sanitario público, esta medida va a servir para que la sanidad privada haga caja a través de un concierto que ni siquiera está publicado, al que no se tiene acceso y que va a costar casi 100 millones de euros a los andaluces y andaluzas”. “Desde el 4 de mayo —ha continuado—, los pacientes de estos municipios son derivados de oficio a hospitales del grupo Pascual, mientras los hospitales públicos rescatan la salud de los ciudadanos en los momentos difíciles. Ahora, el PP quiere que la empresa privada se encargue de bajar las listas de espera, pues quien quiera sanidad privada, que se la pague. Desde IU defendemos que ese dinero debe ir destinado a fortalecer la sanidad pública y no a engrosar las arcas de empresarios privados”.

En este sentido, el coordinador provincial de IU Cádiz afirma que “no vamos a permitir que el gobierno de PP y Ciudadanos siga enriqueciendo a Pascual, y mucho menos que lo haga con nocturnidad y alevosía en plena crisis sanitaria”, por lo que adelanta que, de no dar marcha atrás en esta decisión, no se descartan acciones de protesta en los pueblos afectados, entendiendo que los vecinos de El Puerto, Rota, Sanlúcar, Trebujena, Chipiona, Espera, Puerto Serrano, Bornos, Arcos, Villamartín, El Bosque, Ubrique, Benaocaz y Prado del Rey tienen derecho, como el resto de ciudadanos de la provincia, a ser atendidos directamente en hospitales públicos. “Con la salud de nuestros vecinos y vecinas no se juega”, ha concluido.

Para finalizar, la dirección provincial de IU Cádiz considera que lo que tendría que hacer la Junta de Andalucía es dejar de financiar con dinero público a empresas privadas que tienen unos intereses muy distintos al interés general y proceder a gestionar dichos hospitales desde lo público, convirtiendo al personal de los hospitales privados en trabajadores públicos, sin que exista intermediación de empresas. “Tal y como ha quedado demostrado durante toda la crisis sanitaria, la sanidad no necesita de intermediarios empresariales, sino de profesionales que velen por nuestra salud y atiendan las necesidades de las personas”.

"Oscurantismo" del SAS

Por su parte, el Sindicato de Sanidad y Sectores Sociosanitarios de CCOO de Cádiz han recordado que el grupo Pascual tiene un prórroga del concierto con el Servicio Andaluz de Salud desde el 2017, donde se concertaba con sus tres hospitales del provincia, Puerto Santa María, Villamartin, Sanlúcar de Barrameda, la asistencia en 15 especialidades medicas. "Sin previo aviso a ninguna organización sindical ni social, los responsables del Servicio Andaluz de Salud toman la determinación a finales del mes de abril de mandar una circular a los centros de diversas localidades con indicación concreta a la modificación de las áreas de referencia por especialidad en los Distritos Jerez-Costa Noroeste, Bahía de Cádiz-La Janda y Sierra Cádiz".

Asimismo de manera unilateral implanta un modulo de citación en los centros privados-concertados dependientes de la empresa José Manuel Pascual, para que los tres hospitales del grupo se conviertan en las áreas de referencia de 15 especialidades. Desde CCOO, han dicho en una nota de prensa, "queremos manifestar en primer lugar el oscurantismo con que el SAS ha llevado a cabo esta medida; y en segundo lugar, no se ha contado con la opinión y participación de todas las organizaciones sociales y sindicales, así como de los responsables de las diferentes localidades afectadas por esta medida. No sabemos para que se constituyó el Consejo de Salud en la provincia de Cádiz, órgano en teoría de participación y información ciudadana, si al final no se cuenta con él para este tipo de modificaciones que afectan a los pilares de la sanidad pública".

Por otra parte, han añadido, "no tenemos conocimiento de que el Hospital Puerto Real y el Hospital de Jerez tengan conocimiento de este cambio de situación con respecto a los ciudadanos de los pueblos afectados". "Queremos recordarle y exigirle al Servicio Andaluz de Salud, que tiene la obligación de que a cualquier ciudadano que se vea afectado por esta medida tiene que ser informado y ofertarle su asistencia, tanto en los hospitales del servicio público como en los hospitales concertados, en los casos en que los servicios públicos no puedan ofrecerle la atención sanitaria en un plazo de tiempo razonable, por que las listas de espera estuvieran colapsadas, y el ciudadano después de ser informado sobre sus prestaciones decida dónde quiere ser asistido".

Si has llegado hasta aquí y te gusta nuestro trabajo, apoya lavozdelsur.es, periodismo libre, independiente y en andaluz.

Comentarios

No hay comentarios ¿Te animas?

Ahora en portada
Lo más leído