Algunas pancartas contra el ruido de los vecinos de la plaza Vargas.
Algunas pancartas contra el ruido de los vecinos de la plaza Vargas.

Asuma la responsabilidad de las decisiones que toma su gobierno, den la cara (todos) y apechuguen con las consecuencias de sus actos administrativos.

Señora alcaldesa, no se entera usted absolutamente de nada. O peor, no se quiere enterar ni le interesa. En absoluto me extraña que, si en algo estamos de acuerdo los residentes y los hosteleros en lo referente a las ZAS, sea en responsabilizar al gobierno que usted comanda, su incompetencia y su ineptitud de la situación que se está viviendo desde principios de julio. Tras oír las declaraciones que realizó ayer al respecto, tengo claro que difícilmente se pueden encajar tantas tonterías en un discurso tan poco extenso. No se entera de que usted está en su puesto para resolver problemas y mediar en los conflictos, no para echarle más leña al fuego e incendiar a unos y otros. Cada vez que abre la boca, sube el pan.

Dice que se encontró con este problema al llegar al poder hace más de dos años. Le reto a que demuestre que la solicitud es del año 2014, porque yo he visto el documento que solicitaba la declaración ZAS para la calle San Pablo, firmado por los hosteleros, Asunico y los vecinos de la zona, y es de septiembre de 2016. Sobre la declaración de Vargas y Clavo, a pesar de que es cierto que las denuncias de los vecinos son numerosas, jamás, óigame bien, jamás se ha solicitado de manera explícita la declaración de dichos enclaves como zonas acústicamente saturadas. Haga público los documentos, si los tiene y los encuentra, que demuestren lo que usted dice. Y además sería una barbaridad. ¿Qué clase de administración sería el Ayuntamiento de Jerez para resolver un expediente administrativo en tres años cuando el máximo que establece la Ley del Procedimiento Administrativo Común es de tres meses ampliables otros tres? Sabemos que no tenemos una administración eficiente, pero tres años….. ¿A quién pretende engañar? Asuma la responsabilidad de las decisiones que toma su gobierno, den la cara (todos) y apechuguen con las consecuencias de sus actos administrativos.

Va a leer el informe para compararlo con las medidas que se establecen en otras ciudades cuando declaran una ZAS. ¡Ole, joe! O sea, que no tiene ni idea de lo que se trae entre manos y de lo que está hablando, pero aún así lo reconoce públicamente y encima se atreve a realizar juicios de valor sobre un asunto del que no tiene ni la más puñetera idea. ¿No ha tenido tiempo de comparar con otras ciudades mientras se tramitaba el expediente? ¿Cómo piensa usted flexibilizar una medida que han tomado ustedes y que se rige claramente por un decreto autonómico? ¿Acaso piensa prevaricar y lo comienza a reconocer? ¿Está usted y los miembros de su gobierno de verdad en los problemas de la ciudad o están ahí para verlas venir?

Ya, si nos ceñimos a lo que usted (no otra persona ni se ha tergiversado nada, que para eso están los audios) ha declarado, entonces apaga y vámonos. De nuevo, desacreditando por cierto a su no menos nefasto delegado de Urbanismo, pide un acuerdo entre vecinos y hosteleros, exige diálogo para resolver un problema que ha surgido de su propia administración, primero por no hacer cumplir sus propias normativas, hecho por el cual el problema se hubiera resuelto sin hacer ruido, durante estos años; luego con tomar la decisión traumática de declarar ZAS unas zonas que, vuelvo a repetir, habiéndolas controlado mediante la aplicación de las perfectamente válidas normativas que nos regulan a todos, no hubieran mutado en el marrón en el que ustedes solitos se han metido y, lo que es peor, nos han metido a todos. Pide respeto entre ambas partes. Bien, de acuerdo. Alcaldesa, ¿piensa usted y su no menos nefasto delegado de Urbanismo condenar las pintadas sufridas por una familia del barrio de San Miguel o seguirán como los avestruces, con la cabeza escondida pero con el culo totalmente al aire? Volvemos a tirar balones fuera, a desentenderse de unas funciones que son inherentes al cargo que ocupa y a incendiar una coyuntura que necesita de la sensatez de los responsables públicos. Pero está claro que en Jerez no hay de eso en el poder, nunca lo ha habido. 

Por último, la traca: ahora resulta que todo esto viene por unos vecinos, que se identifican y siempre son los mismos, a los que les molesta el ruido de un televisor que emitía partidos de fútbol, hecho por el cual se están viendo salpicados los negocios que sí lo tienen todo en regla y que nunca dan problemas. Para mear y no echar gota. Resulta que quien pide diálogo no condena los actos vandálicos (ni ella ni su partido), ridiculiza de una forma burda a una de las partes implicadas y, lo peor, es vergonzoso que nuestra máxima representante municipal intente culpabilizar a las víctimas. Vamos a ver, no hay que ser ningún lumbreras para darse cuenta que habrá gente que se identifica y otras que no, ya que la identificación no es obligatoria. Por otra parte, es lógico que llamen los mismos porque siempre viven los mismos. Repito, no es necesario ser un genio ni nada por el estilo. Sobre lo del partido de fútbol, evitaré hacer comentarios porque se califica ella solita. Y sobre los negocios colateralmente perjudicados, está claro que de la no aplicación de las normativas durante todos estos años (y que sólo hubieran castigado a los incumplidores), que vuelvo a repetir, hubieran resuelto el problema si alguna vez hubiese llegado a serlo, ni hablamos, ¿verdad?

Y otra cosa más: posiblemente nos pongamos de acuerdo las partes implicadas porque eso es lo que llevamos haciendo años y años: hablar entre nosotros. El hecho de que ahora esa relación se haya deteriorado no quiere decir que no se puedan reconducir las cosas, por el bien de todos. Pero lo haremos entre nosotros, sin necesidad de que usted se vea implicada, porque la sociedad civil (en este caso vecinos y hosteleros) vamos muy por delante de unos políticos incompetentes e ineptos que ni siquiera se informan antes de soltar por la boca la primera tontería que se le venga a la cabeza. Y no lo olvide: todo lo que está pasando, y lo que no, es de su total, absoluta y exclusiva responsabilidad, provocado por su total, absoluta y desgraciadamente no exclusiva ineptitud. Hágaselo mirar, porque a los que usted dice representar no nos lo merecemos, señora alcalde-ZAS.

Si has llegado hasta aquí y te gusta nuestro trabajo, apoya lavozdelsur.es, periodismo libre, independiente y en andaluz.

Comentarios

No hay comentarios ¿Te animas?

Ahora en portada
Lo más leído