tartapacheco.jpg
tartapacheco.jpg

El ex alcalde de Jerez durante 24 años ha cumplido ya 24 meses de cárcel, sin recibir ningún beneficio penitenciario, tras ser condenado a cinco años y medio por dos casos de enchufismo.

Pedro Pacheco Herrera, que fuera alcalde de Jerez durante 24 años ininterrumpidos, cumple dos años entre rejas. 24 meses privado de libertad por dos enchufes durante su etapa como delegado de Urbanismo —entre 2003 y 2007—. Fue lo que se dio en llamar como el ‘Caso Asesores’ y por el que le cayeron cinco años y medio de cárcel. En el verano pasado abonó los 216.000 euros en concepto de fianza por responsabilidad civil a raíz de las contrataciones ilegales de José López —que ya ha dispuesto de permisos de fin de semana tras un año encarcelado— y Manuel Cobacho. Vendió su chalé de La Ballena —una urbanización entre Rota y Chipiona donde aún viven muchos de sus otrora estrechos colaboradores—, pensando que gozaría un año después de beneficios penitenciarios. Ni por esas.

Ha cumplido ya la cuarta parte de su condena —requisito imprescindible para la concesión de permisos— pero por ahora no tiene previsión de cuándo volverá unos días a su casa. Instalado en el módulo de respeto número 10, en régimen de segundo grado, Pacheco recibe cada domingo tras el cristal de la sala de visitas de la prisión portuense a un puñado de amigos y familiares. A todos les expresa su malestar por la situación que vive, “siempre lo hace comparándola con lo que se ha robado y lo que está cayendo en este país”, exponen.

En cartas remitidas en el último mes y medio a su círculo de allegados y amigos, a las que ha accedido en exclusiva lavozdelsur.es, ya lo dice abiertamente: “¡Soy un preso político! ¡Preso mediático! ¡Venganza!” En su razonamiento en estas misivas, lamenta: “A ningún interno o penado se le deniegan los permisos por causas pendientes. A mí sí. A nadie se le exige el pago de la responsabilidad civil para los permisos. A mí sí (está pagado)”. Desde su retiro forzoso en la carretera de Rota, el exalcalde y líder andalucista no regatea ya a la hora de expresar la confabulación, según él, que impide que salga a la calle. “Es un problema de arrepentimiento”, puntualizan otras fuentes consultadas. “Él se niega a reconocer su culpa y no se moverá de ahí, no duda en mantener que no hizo nada ilegal”. Pero Pacheco, taxativo y cabezón como él solo, remarca en sus escritos: “Se me deniegan los permisos usando razones políticas". "Cuando todo va bien, viene la policía del centro, unas veces hay muchos libros; otras veces hay exceso de ropa… y la próxima será el lunar en la parte izquierda”, ironiza incluso.

“En España, si el tiempo no lo remedia, gobernará el PP, con las ayudas indirectas del PSOE y Ciudadanos. ¡Pobre país y pobre PSOE en su dulce declinar hacia abajo!"

La realidad es que incluso ha sido apercibido tras llamar a los presos a ejercer su derecho al voto en las últimas elecciones. Reclusos a los que, por otra parte, “ha asesorado y para los que ha logrado que hicieran efectivas muchas mejoras en su régimen de internamiento. Les ayuda muchísimo”, apuntan fuentes de Puerto III. Pacheco está prisionizado. Totalmente adaptado a su vida en la cárcel, con el tiempo repartido entre lecturas compulsivas, escritura, ejercicio y asesoramiento legal, el histórico político solo ha visto la luz del día para acudir esposado a la Audiencia Provincial para ser juzgado por otros dos casos de corrupción, la ‘Estación de autobuses’ y ‘Casa del Rocío’. Todos los tiene recurridos. Le queda pendiente otro, el de ‘Huertos de ocio’. Algunos en Jerez ya cuentan los años para su puesta en libertad si se suman todas las penas. “Saldrá con unos 70 años”, calculan. Otros incluso bromean: “Capaz sería de volver a presentarse…”. Sus condenas de inhabilitación para cargo público impiden cualquier posibilidad, remarcan otros expertos jurídicos.

“Aquí estoy aguantando el tipo y estudiando mucho Derecho, especialmente Derecho Penal, inglés y mucha lectura. Hago frente al paso del tiempo y a la sensación de duración. Ya está claro el intento de acabar como sea con este individuo, pero no van a poder conmigo”, escribe de su puño y letra Pacheco en sus cartas. E incluso, como acostumbraba en público, se atreve a vaticinar qué sucederá en el contexto nacional. Y acierta: “En España, si el tiempo no lo remedia, gobernará el PP, con las ayudas indirectas del PSOE y Ciudadanos. ¡Pobre país y pobre PSOE en su dulce declinar hacia abajo! Recuerdo la frase de Don Camilo: “En este país, el que resiste, gana. Pero la pesadilla sigue”.

En cuanto a su ciudad, la tierra que con luces y sombras gobernó durante casi dos décadas y media, Pacheco opina: “Me alegra mucho el cambio en Jerez. No sé de qué será capaz el nuevo gobierno municipal, pero lo tiene muy difícil. Las heridas producidas por el durísimo austericidio tardarán mucho tiempo en cicatrizar y las distintas partes de la ciudad seguirán resintiéndose”. Rotundo, optimista pese a todo, no duda en remachar en uno de sus últimos escritos: “Ojalá en los próximos meses el escenario cambie y se vea alguna luz al final del túnel, pero por ahora ha pasado mucho tiempo y los beneficios penitenciarios no llegan”. "Siempre que me ve me dice ¡ánimo!" ¡Él a mí!", comenta un viejo amigo.

Sobre el autor:

Paco Sánchez Múgica

Periodista, licenciado en Comunicación por la Universidad de Sevilla, experto en Urbanismo en el Instituto de Práctica Empresarial (IPE). Antes en Grupo Joly (2004-2012), Desde 2014 soy socio fundador y director de lavozdelsur.es. Miembro de número de la Cátedra de Flamencología; colaboro en Guía Repsol; y he coordinado la comunicación de la Asociación de Festivales Flamencos. Socio de la Asociación de la Prensa de Cádiz (APC) y de la Federación Española de Periodistas (FAPE).

… saber más sobre el autor

Si has llegado hasta aquí y te gusta nuestro trabajo, apoya lavozdelsur.es, periodismo libre, independiente y en andaluz.

Comentarios

No hay comentarios ¿Te animas?

Ahora en portada
Lo más leído