'El torreón escondido' ofrece una amplia gama de juguetes artísticos, educativos, creativos y originales. Robótica, puzles o juegos de ciencia, son algunos de los productos que permiten el desarrollo de la psicomotricidad.

Educativa, creativa y original. Son tres de las principales características que ofrece el nuevo local dedicado a los más pequeños y adultos. La juguetería El torreón escondido ofrece un nuevo concepto lúdico por el que muchos padres abogaban. En su interior no hay espacio para las videoconsolas sino para otro tipo de entretenimiento que potencia la creatividad.

Miguel Ristori y Mercedes Ordóñez son los responsables de este nuevo establecimiento, situado en plena calle Larga, que está haciendo las delicias de todo aquel que cruza la puerta del local. Robótica, puzles, juegos científicos, cada una de las capacidades del ser humano pueden mejorar su desarrollo con cualquiera de los productos que se encuentran en este lugar mágico.

¿Quién no ha imaginado cuando era niño cualquier juego con su mente para ponerlo en práctica con sus amigos? El torreón escondido busca en todos sus productos encontrar el elemento clave para despertar el interés del niño en otras capacidades. “Creo que hay un sentir popular que está cansado del juguete comercial. Esta juguetería es una alternativa estupenda para los niños, sobre todo ahora que tienen una vida social más amplia con diferentes actividades. Somos una juguetería educativa no solo enfocada para los niños sino también para los adultos”, asegura Miguel.

Creatividad y originalidad son dos de los conceptos que caracterizan por ejemplo a la Casa Solar o la construcción de un robot, dos de los muchos juguetes que se pueden encontrar. “Nos gustan aquellas cosas que se salen de lo normal en los juguetes. La creatividad es importante fomentarla en el niño porque desarrolla la psicomotricidad o la lógica. Hay otras maneras de entretener a nuestros hijos y que no se basan solo en darles una tablet para su entretenimiento”, dice el propietario de la juguetería.

La robótica es una de las sensaciones de la tienda, y es que la tecnología, aunque esté conquistando a la sociedad permite despertar otras ideas en los niños además de la diversión. “Muchas veces vienen algunos padres a llevarse algo para sus hijos, pero terminan llevándoselo ellos. La robótica es moderna pero también creativa. Desarrolla otro tipo de capacidades además de permitir formar estructuras, hace que la mente funcione, algo que se echa de menos en los tiempos actuales”, cuenta.

La tecnología no solo sirve para mantener entretenido a los niños, permite también unos beneficios entre los padres e hijos que puede potenciar los lazos entre ellos. Migue explica: “Nuestros juguetes son una apuesta para que los padres puedan divertirse también con sus hijos. Hoy en día con una videoconsola o pantalla, si nos chasqueamos los dedos, los niños podrían pasarse una tarde entera delante de ella”.

Solo llevan dos meses y medio abiertos, pero por la cabeza de los dos socios pasan muchas ideas como la próxima tienda online. “Abrimos durante la campaña de Navidad y fue bastante bien. Estamos en una buena zona, al lado de La Moderna, un lugar de tránsito que permite la visita de muchos curiosos”.

Sobre el autor:

Borja García Tejero

… saber más sobre el autor

Si has llegado hasta aquí y te gusta nuestro trabajo, apoya lavozdelsur.es, periodismo libre, independiente y en andaluz.

Comentarios

No hay comentarios ¿Te animas?

Ahora en portada
Lo más leído