Andamios en la plaza Nueva de Sevilla para los próximos tres años

El Ayuntamiento hispalense inicia los trabajos de restauración de las fachadas neorrenacentistas y neoclásicas de su edificio, que prevé estar en obras durante un máximo de 36 meses

Los responsables políticos del Ayuntamiento de Sevilla y de las obras, delante de la intervención del consistorio hispalense
Los responsables políticos del Ayuntamiento de Sevilla y de las obras, delante de la intervención del consistorio hispalense

El Patronato del Real Alcázar de Sevilla y la Casa Consistorial ha iniciado hoy los trabajos de restauración de las fachadas neorrenacentistas y neoclásicas del Ayuntamiento, que cuentan con un presupuesto de 1,7 millones de euros y 36 meses para su ejecución completa. Esta nueva fase pondrá el punto final a la restauración integral tras varias fases de intervención patrimonial –la actual es la sexta– que se iniciaron en 2009.

“Es una de las principales intervenciones patrimoniales en el mandato municipal con mayor apuesta por la restauración, rehabilitación, conservación y la puesta en valor del patrimonio de nuestra ciudad con más de 30 millones en ejecución”, según ha explicado el alcalde de Sevilla, Antonio Muñoz, quien ha presentado el proyecto junto con la delegada de Presidencia y Hacienda, Sonia Gaya, el alcaide del Real Alcázar, Román Fernández-Baca, la directora conservadora de este monumento, Isabel Rodríguez, y la arquitecta y encargada de la dirección de obras, Dolores Robador.

La fase que ahora arranca es la más costosa porque, a diferencia de las anteriores, se centra en las partes estructurales y en la piedra (trabajos de cantería), y no tanto en los ornamentos. Una vez finalizadas las obras, la rehabilitación integral del edificio habrá contado con un presupuesto de 2,63 millones de euros, siendo una inversión desplegada a lo largo de más de una década.

En concreto, el proyecto actual contempla la restauración de los tramos 7, 8, 9, 10 y 11 y tres muros exteriores de la Sala Capitular y de las fachadas neoclásicas de la Casa Consistorial, continuando las fases anteriores realizadas en las fachadas renacentistas y las del siglo XIX. La actuación responde a la estrategia municipal de salvaguarda y conservación del patrimonio histórico de la ciudad, en este caso la Casa Consistorial de Sevilla, catalogada como Bien de Interés Cultural (BIC). Las operaciones arquitectónicas más significativas que se realizarán en esta ocasión se desglosan en dos partes.

Vista reciente del Ayuntamiento de Sevilla.
Vista reciente del Ayuntamiento de Sevilla.    JOSÉ LUIS TIRADO

Por un lado, la restauración de fachadas norte (tramos 7 y 9), este (tramo 8), oeste (tramo 10) y sur (tramo 11), con limpieza de la piedra, de sales, costras y materiales extraños nocivos, llagueado de las juntas de unión de la sillería, refuerzos estructurales de elementos pétreos, sustitución de balaustres fracturados y de hormigón si es necesario, impermeabilización de cornisas, gárgolas y demás zonas afectadas por la humedad, sustitución de sillares que estén deteriorados en los zócalos y la aplicación de una barrera anticapilaridad, sustitución de sillares deteriorados en la fábrica de las fachadas, consolidación y protección de la piedra de las fábricas, limpieza y protección de las carpinterías de ventanas y restauración de la campana. Y, por otro lado, está la restauración de muros exteriores de la Sala Capitular Alta que, además de los trabajos anteriores, incluye la restauración y recuperación de los revestimientos de colores sobre la piedra y la consolidación y protección de la piedra de la fábrica

Durante la ejecución de las obras se tendrán en cuenta las circunstancias especiales de la Semana Santa. De este modo, la planificación de los trabajos y el montaje y desmontaje de los medios auxiliares, así como la retirada de equipos y maquinaria, no interferirán en el espacio donde se ubican los palcos y gradas de la Carrera Oficial. Se tendrán asimismo en cuenta otras interferencias, como por ejemplo la celebración del Corpus Christi.

La redactora de este nuevo proyecto de intervención ha sido la arquitecta María Dolores Robador, quien ha realizado y dirigido, además, la totalidad de los proyectos anteriores de restauración de las fachadas de la Casa Consistorial, con un equipo conformado por historiadores, arquitectos, científicos y restauradores. Por último, este proyecto trata de conferir unidad al conjunto de la restauración del edificio.

Sobre el autor:

logo lavozdelsur

lavozdelsur.es

… saber más sobre el autor

Archivado en:

Si has llegado hasta aquí y te gusta nuestro trabajo, apoya lavozdelsur.es, periodismo libre, independiente y en andaluz.

Comentarios

No hay comentarios ¿Te animas?

Ahora en portada
Lo más leído