Pelayo y Saldaña
Pelayo y Saldaña

La exalcaldesa ya habría comunicado a sus allegados la decisión, a la que se oponen veteranos del PP jerezano ante la falta de un relevo de garantías y con calado en la ciudad.

Los días de María José García-Pelayo en la primera línea de la política local pueden estar contados. Después de los resultados del pasado 20 de diciembre que le garantizan, a expensas de la Gürtel, cuatro años como diputada en el Congreso -que sucederían a cuatro anteriores como senadora-, la exalcaldesa y presidenta del PP jerezano ha confesado a su entorno más próximo su deseo de renunciar a su acta de concejal en el Ayuntamiento de Jerez para centrarse exclusivamente en su labor como representante provincial en la Cámara baja. Según ha podido saber lavozdelsur.es, tanto su mentor político, el ya ex diputado jerezano Aurelio Romero, como vacas sagradas del partido en el municipio, llámese Javier Durá, habrían desaconsejado a Pelayo su precipitada marcha de la corporación local.

Principalmente consideran que el partido quedaría desatendido en lo que a rostro popular se refiere, ya que en principio sería Agustín Muñoz quien asumiría el papel relevante dentro de los populares jerezanos, con Lidia Menacho en un rol en clave interna o de fontanería de partido. El hecho de que "a la que conoce la gente es a Pelayo" pesa como una losa en estos momentos entre este sector del partido en Jerez. Con Antonio Saldaña de excedencia en el Parlamento de Andalucía a la espera de la retirada a los cuarteles de invierno de la hasta ahora lideresa y, en paralelo, esperando su deseado ascenso personal como candidato a la Alcaldía en 2019, la renuncia de Pelayo no convence ni al apodado cariñosamente como Lili ni a otros pesos pesados del partido con sede en el cine Maravillas. 

Este medio no ha podido recabar la opinión oficial sobre este asunto que ya ha trascendido en diferentes círculos políticos de la ciudad. Hasta la fecha, el PP de Jerez mantiene el veto a lavozdelsur.es, sin hacer declaraciones, conceder entrevistas y ni tan siquiera remitir sus notas de prensa, pese a la insistencia de este medio de comunicación. La anómala situación ha provocado incluso que desde la dirección del partido ni tan siquiera se haya respondido al ofrecimiento de participar en 'Los Desayunos de lavozdelsur.es', los cuales se están llevando a cabo con todos los representes políticos municipales -además de con los diferentes candidatos provinciales que concurrieron en las pasadas Generales- en la sede de esta casa. Sea como fuere, no es extraño el deseo de Pelayo si se observan algunos movimientos recientes en el PP andaluz. Javier Arenas, otro de los padres políticos de la dirigente jerezana, ha renunciado hace escasas fechas a proseguir con su actividad parlamentaria en la comunidad autonómica para "centrarse exclusivamente" en su nuevo rol como senador. El partido incluso ve "lógica" esta decisión porque "va a jugar un papel esencial en los próximos meses", a la vista del escenario que han abierto los comicios del pasado 20 de diciembre. 

La jugada, según ha podido saber este medio, sería idéntica a nivel municipal, aunque veremos qué excusa esgrime la exalcaldesa de confirmarse la decisión, pues en los últimos cuatro años apenas mantuvo actividad como senadora en la Cámara alta. Lo que parece claro es que Pelayo quiere ir poco a poco soltando lastre con Jerez, dado que ya es público y notorio que no repetirá por quinta vez consecutiva como candidata a la Alcaldía en la lista de los populares e incluso podría entregar la presidencia del partido en la ciudad este mismo año tras más de una década al frente.

No se le escapa a nadie, por si fuera poco, que la Gürtel es un fantasma en el que Pelayo no deja de pensar. Una vez que se constituyan las Cortes, éstas recibirán el suplicatorio para que declare ante el Supremo a raíz de la causa abierta por su implicación en la pieza 'Ayuntamiento de Jerez' de la trama Gürtel. ¿Se producirá esa circunstancia con Pelayo como concejal? En lo que va de mandato, la exregidora solo ha faltado a un pleno, el del pasado mes de septiembre, días después de que el Alto Tribunal confirmara dicha causa abierta por presuntos delitos de prevaricación continuada por adjudicar contratos fraudulentos con la trama de Francisco Correa. 

Si has llegado hasta aquí y te gusta nuestro trabajo, apoya lavozdelsur.es, periodismo libre, independiente y en andaluz.

Comentarios

No hay comentarios ¿Te animas?

Ahora en portada
Lo más leído