La Fundación Secretariado Gitano presenta el Programa Calí, un proyecto para mejorar la integración socio-laboral de la mujer gitana y su lucha contra la discriminación por género y etnia. 

"¿Qué diferencias encontráis entre vuestra vida y la de vuestra pareja?", es una de las preguntas que lanza Felipa Medrano, técnica de igualdad, a un grupo de 10 ó 15 mujeres gitanas que están en el Programa Calí. Por la Igualdad de las Mujeres Gitanas, un proyecto específico de igualdad de género que coordina la Fundación Secretariado Gitano a través del programa Acceder. Todo es voluntario. Madres gitanas menores de 30 años sin recursos económicos, pero con iniciativa de entrar en el mundo laboral, estudian la formación necesaria para acceder a un puesto de trabajo, pero también se les da la opción de integrarse en el Programa Calí, una iniciativa para que la mujer gitana se conozca a sí misma. "Las mujeres gitanas son plurales, heterogéneas y diversas", espeta Felipa durante la presentación de dicho programa. 

La fundación había tocado el tema de la igualdad de género de manera transversal durante los diversos cursos de formación, pero es la primera vez que diseñan un programa de estas características dirigido especialmente a la mujer. El objetivo de esta iniciativa es darle a conocer a las mujeres gitanas el poder que tienen (empoderarlas), mostrarles qué es el feminismo en su significado más puro y presentarles afirmaciones y situaciones machistas que vulneran la dignidad de estas. Felipa comenta que cuando ya hayan creado un ambiente de complicidad entre el grupo, muchas se soltarán con mayor facilidad e irán interiorizando todas las cuestiones que se planteen individual o colectivamente. 

El Programa Calí lo que busca es mejorar la integración socio-laboral de la mujer gitana a través del fomento de la igualdad de oportunidades, de la igualdad de género y la lucha contra toda forma de discriminación, teniendo en cuenta de que ellas guardan una doble discriminación al ser de una etnia minoritaria y al ser mujeres. Cristina Jiménez, orientadora laboral de la fundación, expresa que si por ejemplo, una chica quiere dedicarse al comercio y es tímida, se intenta mejorar su autoestima en los grupos de trabajo para que así gane confianza y pueda desenvolverse bien en lo que desea trabajar. Este programa no es exclusivo de Jerez, sino que se impartirá en 28 ciudades del país durante un total de nueve meses.

Felipa Medrano informa de que el proyecto recoge tres líneas de trabajo que trabaja en consonancia con el Consejo Local de las Mujeres y el Servicio de Atención a las Mujeres. Uno de los hilos de trabajo contempla itinerarios personalizados de mujeres gitanas donde se abordarán acciones de sensibilización y de formación del desarrollo personal, las habilidades sociales, la motivación del empleo, las nuevas tecnologías y la salud. Otra se centrará en la igualdad de trato y la no discriminación. Y por último, a la atención de víctimas de género con acciones de asesoramiento, de coordinación de recursos y derivaciones a servicios especializados. Al desarrollarse el programa en sesiones grupales va a permitir acciones de sensibilización y de formación con agentes claves que pueden influir a la hora de actuar ante la violencia de género y ante la desigualdad. 

Sobre el autor:

claudia

Claudia González Romero

Periodista.

...saber más sobre el autor

Si has llegado hasta aquí y te gusta nuestro trabajo, apoya lavozdelsur.es, periodismo libre, independiente y en andaluz.

Comentarios

No hay comentarios ¿Te animas?

Lo más leído