El empresario Fulgencio Meseguer se lanza al sector del vino de Jerez

El jerezano, fundador de Software Delsol, una compañía conocida por implantar la jornada de cuatro días, adquiere la finca Cerro Obregón, aunque no es la única compra que tiene en mente

Fulgencio Meseguer, en el Palacio de la Condesa de Casares, hace unos meses.
Fulgencio Meseguer, en el Palacio de la Condesa de Casares, hace unos meses. JUAN CARLOS TORO

El empresario jerezano Fulgencio Meseguer, tras vender su empresa Software Delsol, asentada en Jaén y conocida por implantar con éxito la jornada laboral de cuatro días, sigue ampliando su vínculo con la ciudad que lo vio nacer.

Después de adquirir el Palacio de la Condesa de Casares, donde está impulsando una importante rehabilitación, se ha hecho con la finca Cerro Obregón, en la campiña jerezana, y este medio ha podido saber que está en negociaciones para nuevas adquisiciones próximamente. 

El propio Fulgencio Meseguer, en sus redes sociales, presume de equipo. "A 24 horas que se inicie la vendimia en Jerez, no se puede estar más orgulloso del trabajo realizado por todo mi equipo. Un esfuerzo personal y empresarial, mezcla de la experiencia de grandes profesionales del campo con la ilusión del que se inicia en este maravilloso sector, escribe. 

Con esta compra, Meseguer inicia su incursión también en el mundo del vino, después de impulsar una profunda rehabilitación para convertirlo en un espacio cultural de usos múltiples —con negocio de hostelería también—, tras desembolsar unos tres millones de euros en su compra y más de dos millones de euros en su reforma. Además, también ha costeado la restauración de la fachada de la iglesia de San Dionisio, situada justo enfrente, en la plaza de la Asunción.

Hace un año, el empresario jerezano inició una nueva vida. Al cumplir 55 años, vendió la empresa Software Delsol, que fundó en 1993 y que a principios de 2021 compró el grupo italiano TeamSystem, cuando contaba con 30.000 clientes y 180 empleados. Entonces, Meseguer se desprendió la empresa que fundó a principios de los años 90. Ahora, aunque sigue ligado a Jaén, a través de la Fundación Fulgencio Meseguer impulsa proyectos de emprendimiento y entró en Jerez a lo grande. 

El palacio de la Condesa de Casares tiene tres plantas de altura constituido originariamente por dos edificaciones unidas, una principal con fachadas a plaza de la Asunción y calle José Luis Díez y otra más pequeña de servicio próxima a calle Letrados, y se sitúa en una parcela con una extensión superficial según proyecto de 730 metros cuadrados. Desde fuera se puede contemplar el efecto de la rehabilitación ejecutada. 

"Todo cambia", tituló Meseguer un escrito, de hace un año, en el que contaba los cambios que hizo en su vida tras permitir la venta de Sofrware Delsol. "Entendía que era el proyecto profesional más importante de mi vida, aquél que me proporcionaba mi calidad de vida, pero no era mi vida". Una vez que "desinvertió" —término que utiliza—, se propuso no jubilarse, sino "comprar mi tiempo".

Sobre el autor:

logo lavozdelsur

F. R.

… saber más sobre el autor

Archivado en:



Si has llegado hasta aquí y te gusta nuestro trabajo, apoya lavozdelsur.es, periodismo libre, independiente y en andaluz.

Comentarios

No hay comentarios ¿Te animas?

Lo más leído