El PSOE se hace eco del caso de la jerezana Mayte Crespo para arremeter contra la reforma laboral impulsada por Rajoy que favorece "abusos y condiciones leoninas en el mercado de trabajo propias de otros tiempos". Reclama a Empleo que persiga a los "explotadores, no a los trabajadores".

La denuncia de las salvajes condiciones laborales que le ofrecían a Mayte Crespo en una panadería de Jerez, adelantada en exclusiva por La Voz del Sur, ha sido una de las noticias nacionales de la semana y, lógicamente, uno de los temas más recurrentes en todos los cafés y corrillos de los últimos días. Ha sido el PSOE el que saltado a la palestra a nivel político para lamentar públicamente la situación “extrema” que están sufriendo trabajadores y trabajadoras de la ciudad “ante condiciones leoninas en el mercado de trabajo, con abusos y explotación laboral propia de otros tiempos”.

A juicio de esta formación política, “es vergonzante que volvamos a ser referentes mediáticos a nivel nacional por el caso de una jerezana que ha denunciado públicamente ofertas de contratos de trabajo de mínimos y tercermundistas que están proliferando por todo el municipio”. Los socialistas, en una nota de prensa que firma la dirección del partido en Jerez, advierten de que “la Democracia trajo la conquista de derechos laborales y sociales que ahora son machacados sistemáticamente por el Partido Popular sin ningún cargo de conciencia, mientras aseguran con una ceguera política sin precedentes que hemos salido de la crisis”.

En este sentido, desde el PSOE local instan al gobierno municipal a estar vigilantes a situaciones de abusos y recuerdan que el grupo parlamentario socialista en el Congreso de los Diputados ha registrado recientemente  una proposición no de ley relativa a la puesta en práctica de un plan contra la explotación laboral. “La reforma laboral del PP está favoreciendo la explotación laboral en nuestro país, mediante el uso fraudulento de la contratación a tiempo parcial y el fraude en el uso de las horas extraordinarias, por la desregulación de los mecanismos que favorecen una ordenación equilibrada y pactada del tiempo de trabajo y una incentivación expresa en el trabajo a tiempo parcial”, aseguran.

“De hecho -añaden- a partir de 2012 las estadísticas nos muestran una prolongación del tiempo de trabajo, con un claro incremento de las horas extraordinarias, fundamentalmente en los contratos a tiempo parcial, que además se corresponden con horas extras no pagadas". Desde el PSOE informan que “los datos nos dicen que cada semana en nuestro país se hacen más de 10 millones de horas de trabajo ilegales y que más del 55% de las horas extraordinarias no se cobran; una situación que es negativa para los trabajadores y para la Seguridad Social". De un lado para los trabajadores, "porque si convirtiéramos las cifras de horas extras ilegales en puestos de trabajo podrían crearse casi 300.000empleos"; y de otro para la Seguridad Social, "porque está perdiendo más de 2.400millones de euros de recaudación por esas horas ilegales, que no se cotizan".

Ante esta situación, el PSOE pide al Ministerio de Empleo que “deje de perseguir a los trabajadores que se encuentran en paro y empiece a perseguir a los explotadores y controlar las horas ilegales que se hacen en nuestro país”.  Así, los socialistas piden que “los inspectores de trabajo a dedicarse a lo que se tienen que dedicar, no a perseguir a los parados que cobran la prestación, sino a vigilar, controlar, perseguir o sancionar a las empresas que firman contratos a tiempo parcial y que en realidad encubren contratos a tiempo completo”.

Si has llegado hasta aquí y te gusta nuestro trabajo, apoya lavozdelsur.es, periodismo libre, independiente y en andaluz.

Comentarios

No hay comentarios ¿Te animas?

Ahora en portada
Lo más leído