El fuerte control policial diluye y aleja de la plaza de toros la manifestación antitaurina de esta Feria

20bc9d30-0167-48a4-a3ec-0ffcf32dde77.jpeg
20bc9d30-0167-48a4-a3ec-0ffcf32dde77.jpeg

La ya tradicional concentración de antitaurinos a las puertas del coso de la calle Circo coincidiendo con la Feria del Caballo y las corridas en la plaza de toros de Jerez se ha saldado con mucho menor seguimiento que en la convocatoria del pasado año y con un fuerte dispositivo policial que diluyó a los manifestantes e incluso les alejó del coso de la calle Circo, a diferencia del año anterior, para evitar los enfrentamientos directos entre seguidores y detractores de la tauromaquia. Los convocantes lograron reunir entre 50 y 70 antitaurinos, que tuvieron que conformarse con protestar en el parque Scout, a bastante distancia de la plaza pero que, aun así, desplegaron silbatos y megáfonos para hacer ruido y protestar con cánticos como "ese cortijo lo vamos a cerrar", "vergüenza nos da la fiesta nacional", "toreros asesinos" y "menos capote y más quijote". Subdelegación del Gobierno, según ha sabido este medio, fijó dicho punto para celebrar la concentración, lo que provocó su pronta disolución sin incidentes salvo algunos conatos de careos entre quienes apoyaban la concentración y algunos de los miles de espectadores que se dirigían a la plaza de toros.

Fuentes presentes en el acto aseguran que algunos aficionados a la tauromaquia se mostraron provocadores hacia los manifestantes, con cortes de manga y otras provocaciones, que gracias al fuerte dispositivo policial no pasaron a mayores. "Este año, debemos volver nuevamente con más fuerza a manifestarnos en Jerez. Si el año pasado logramos ser muchos, este año debemos ser más. Necesitamos todo vuestro apoyo nuevamente, para esta ciudad donde la tortura sigue siendo parte del atractivo. Difundid, pasad el evento y contamos con ustedes", rezaba la descripción de una convocatoria que finalmente no ha podido cubrir los objetivos inicialmente previstos.

En paralelo, el colectivo antitaurino de Jerez ha iniciado una recogida de firmas en change.org para acabar con "las fiestas con sangre" en la ciudad. "Pedimos —expresan— que se supriman todo tipo de actos y subvenciones taurinas en la ciudad de Jerez de la Frontera. Somos conscientes de la cantidad de familias que pasan penurias, niños sin escolarizar, falta de puestos en comedores infantiles y faltas de ayudas, para que nuestro Ayuntamiento sí haga donaciones de fondos públicos a entidades taurinas y a la escuela municipal. Que esas cifras se donen a asociaciones y que se supriman definitivamente los toros en Jerez. La gente está cansada de esta barbarie, de esta manera de asesinar animales, que toda España los está suprimiendo de sus agendas festivas y pedimos que Jerez se una definitivamente a eliminar totalmente las corridas de toros". "No queremos más sangre por diversión. Matar no es divertido en ninguna de sus formas. No al maltrato animal. Fin de la tauromaquia en Jerez", proclaman en la web de recogidas de firmas.

Si has llegado hasta aquí y te gusta nuestro trabajo, apoya lavozdelsur.es, periodismo libre, independiente y en andaluz.

Comentarios

No hay comentarios ¿Te animas?

Ahora en portada
Lo más leído