captura_de_pantalla_2017-08-10_a_las_18.28.15.png
captura_de_pantalla_2017-08-10_a_las_18.28.15.png

La piqueta echa abajo este singular edificio que ocupaba parte de los terrenos de las antiguas instalaciones militares de la base aérea de La Parra, junto al actual aeropuerto.

La piqueta dice adiós a uno de los edificios más singulares con los que contaba Jerez, aunque se encontrara a 15 kilómetros de su centro urbano. Hablamos de la llamada Casa del Coronel, en las antiguas instalaciones que ocupaba la base aérea de La Parra, junto al actual aeropuerto. 

Eduardo Velo García, en su blog Jerez Intramuros escribía de él que "es un edificio de estilo inglés construido en la época de la posguerra como residencia del comandante jefe del entonces Aeródromo, Carlos Haya y popularmente conocida como Base Aérea de la Parra".  "La residencia del coronel -añade- se estableció en un chalet cercano, aquella casona escondida entre arbustos y frente a la Base, junto a la capilla de la Virgen de Loreto y con un cierto aspecto misterioso cuando la oscuridad de la noche se apoderaba de todo el recinto militar. Por allí pasaron los Ansaldo, Paternina, Izquierdo, Chillón, Goy, Astruc y tantos aviadores que estuvieron al mando de la Base. Varias generaciones de jerezanos hicieron guardias en aquel castrense edificio enclavado en los antiguos terrenos de la Parra, cercano, también, a aquel Cristo de Chaveli, perdido entre vegetación y que tantas veces nos sorprendía cuando viajábamos en tren camino de Sevilla".

24 años después de que las instalaciones militares quedaran clausuradas, la casona del Coronel, abandonado desde entonces y ya muy deteriorado, pasa a mejor vida. De momento este medio no ha podido conocer ni quién promueve su demolición ni a qué se debe.

Archivado en:

Si has llegado hasta aquí y te gusta nuestro trabajo, apoya lavozdelsur.es, periodismo libre, independiente y en andaluz.

Comentarios

No hay comentarios ¿Te animas?

Ahora en portada
Lo más leído