Antonio el Pipa reúne una ‘troupe’ santiaguera

El bailaor cierra la Fiesta de la Bulería con los artistas invitados Vicente Soto Sordera, Juana la del Pipa, Luis el Zambo, Pelé, Remedios Amaya y María del Mar Moreno

De izquierda a derecha, María del Mar Moreno, Juana la del Pipa, Antonio el Pipa, Remedios Amaya y Luis el Zambo.
De izquierda a derecha, María del Mar Moreno, Juana la del Pipa, Antonio el Pipa, Remedios Amaya y Luis el Zambo. RUBÉN CARRERA

Entre el humo, dos siluetas estilizadas. La mayor se encamina hacia el público, con ademanes que piden olés, para terminar con la chaqueta al revés. Se trataba de Antonio el Pipa y de su hijo, un final sorpresa para la Fiesta de la Bulería, que, tras un desfile fastuoso, terminaría con una bulería a capela.

La noche estuvo cerca del lleno. Las pantallas seguían sin recuperar el compás (medio segundo de retraso) y el puesto de comida era poco inclusivo para un festival público en 2022, en las antípodas de la dieta de ajo y garbanzos del antiguo Barrio de Santiago, al que estaba dedicada esta edición. lavozdelsur.es tuvo que pelear las fotos prometidas, por no recibir de los responsables una prueba de acreditación. Afortunadamente, seguimos grabando a Antonio el Pipa y a un notorio elenco: los santiagueros Juana la del Pipa, Vicente Soto Sordera, Luis el Zambo y Pelé, la sevillana Remedios Amaya y, tras una baja de último minuto, la bailaora María del Mar Moreno. Ellos más un cuadro de voces, guitarras y otros instrumentos de cuerda, que por momentos sumaban más de catorce personas en escena.

Fiesta Buleria 2022 (Rubén Carrera)23
Vicente Soto Sordera con Antonio el Pipa y su hijo Antonio Ríos.  RUBÉN CARRERA 

Eran dos las efemérides: 55 años de la Fiesta de la Bulería y 25 de la compañía de Antonio el Pipa, de ahí que el espectáculo se titulara Bulería 55º25º. “Señores, señores, estamos en Jeré”, entonaban las cantaoras de atrás May Fernández y Carmen Cantarota. Comenzó un tour de force por los artistas invitados, en una espiral de voces cada vez más cascadas: desde Remedios Amaya a Vicente Soto Sordera y Luis el Zambo, para llegar a la ronquísima Juana la del Pipa (tía de Antonio). Sordera se reveló el segundo showman de la noche, con guiños a la calle Nueva del barrio de Santiago e interacciones cómicas con Luis el Zambo o el bailaor principal.

Antonio el Pipa dejó clara su personal concepción de la danza, bravía, espaciosa y afectada, en el baile más tradicional y también en episodios vanguardistas como aquel con el invitado Pelé, de Navajita Plateá, quien se enzarzaría en una batalla campal con el bailaor, armado con su pie de micro. Los otros artistas invitados fueron menos antagónicos: “Yo le canto, señores, a Antonio”. Disfrazado el divo de torero, recibía de Sordera una especie de ‘alegrías de El Pipa’: “El Pipa, más hermoso no lo hay”. Juana la del Pipa le recordaba “la suerte que tú has tenido de que yo no he tenido malina lengua”, antes de fundirse en un abrazo y deshacerse en lágrimas de tía.

Fiesta Buleria 2022 (Rubén Carrera)31
Contrapunto entre el bailaor y Pelé (Ildefonso de los Reyes).   RUBÉN CARRERA 

La canción central fue 25 primaveras, por las bodas de plata de la compañía del bailaor, que lo celebró toreando con mantón, aunque también oímos unas bulerías de Cádiz como las cantaba Fosforito e interludios que refrescaban el paladar: instrumental à la celta (con sólo un poquito de tacón), solo del violín clásico de Samuel Cortés o pasajes donde se le sumaba el violonchelo de María Lomas de Goñi, lo que junto a la multipercusión de Ané Carrasco traía a las mientes a los otros gitanos (Europa del Este), intuición que vino a confirmarse cuando la bailaora hizo su entrada cubriéndose la cabeza con manto. María del Mar Moreno sostuvo con Antonio una coreografía de encuentros y desencuentros y seducción en el baile, pero quizá su punto fuerte fue a solas y por seguiriyas, una de las pocas concesiones a la tragedia de la noche (“hería de muerte y tirá por el suelo”), con impetuosos silencios de los que se apoderaban palmas y tacones.

Los otros interludios fueron secciones de cante. El rasgado Zambo por fandangos y por soleá con la volcánica Juana; Sordera por martinete nostálgico de “las fraguas de Jerez” y tientos de El Gallina. Aquí las falsetas eran de Javier Ibáñez y Vicente Santiago, mientras que el solo de Juan José Alba estuvo más cerca de la guitarra clásica. La inimitable Remedios Amaya optó por letras de creación propia, con el mismo colorido y los mismos pies descalzos con los que se presentó en el Festival de Eurovisión de 1983.

Pincha aquí para ver la galería fotográfica del espectáculo 'Bulería 55º25º, por Rubén Carrera

Última jornada de la Fiesta de la Bulería. Vídeo: Rubén Carrera

Sobre el autor:

oscar_carrera-2

Óscar Carrera

Estudió filosofía y estética en las universidades de Sevilla, París y Leiden. Autor de 'El dios sin nombre: símbolos y leyendas del Camino de Santiago' (2018), 'El Palmar de Troya: historia del cisma español' (2019), 'Mitología humana' (2019) y la novela 'Los ecos de la luz' (2020). [email protected]

...saber más sobre el autor

Archivado en:

Si has llegado hasta aquí y te gusta nuestro trabajo, apoya lavozdelsur.es, periodismo libre, independiente y en andaluz.

Comentarios

No hay comentarios ¿Te animas?

Lo más leído