Un vecino le recrimina al alcalde de la localidad sevillana de El Cuervo la imposición de una multa por regentar un negocio sin licencia en una conversación que se caldea por momentos.

La imposición de una multa por regentar un salón de celebraciones sin licencia es el origen de una disputa en el pleno del Ayuntamiento de El Cuervo que a punto está de llegar a las manos. Un empresario local le recrimina al alcalde que lo haya denunciado. "3.000 euros de multa a un padre de familia que no tiene ni para comer", le reprocha, durante una conversación en la que la tensión va creciendo por momentos.

"Usted ni tiene vergüenza ni la ha conocido", le señala este vecino al alcalde de la localidad, Francisco Cordero, que tras el acercamiento de este vecino indignado a la mesa de Presidencia del pleno, le espeta: "¿Donde vas? ¿Tú me vas a asustar a mí?", como se puede ver en las imágenes grabadas por Telecuervo. El vecino le llega incluso a pedir que deje la Alcaldía porque "ha engañado a muchas personas", visiblemente enfadado por la sanción impuesta por ejercer una actividad comercial sin la perceptiva licencia.

Archivado en:

Si has llegado hasta aquí y te gusta nuestro trabajo, apoya lavozdelsur.es, periodismo libre, independiente y en andaluz.

Comentarios

No hay comentarios ¿Te animas?

Ahora en portada
Lo más leído