Esto es lo que puedes hacer (y lo que no) a partir del sábado 2 de mayo

La fase cero del plan de desescalada anunciado por el Gobierno comienza oficialmente el 4 de mayo, pero desde el 2 de mayo se contemplan las salidas individuales para hacer ejercicio

Menores, con sus padres, durante el inicio de la desescalada. FOTO: ESTEBAN ABIÓN
Menores, con sus padres, durante el inicio de la desescalada. FOTO: ESTEBAN ABIÓN

La fase cero del plan de desescalada anunciado por el Gobierno comienza oficialmente el 4 de mayo, pero desde el 2 de mayo se contemplan las salidas individuales para hacer ejercicio, lo que incluye, por ejemplo, salir a correr o a montar en bici, respetando una distancia de seguridad. El contacto físico queda prohibido, por lo que sólo podrán practicarse los deportes que mantengan la distancia de seguridad, es decir, que quedan excluidos los deportes en equipo.

Los deportistas profesionales podrán volver a sus entrenamientos durante la fase cero, a partir del 4 de mayo. La apertura de Centros de Alto Rendimiento está contemplada en la fase 1, que tendrá que esperar al menos hasta el 11 de mayo. Además de las medidas de alivio comunes que han empezado ya con los niños, y de la proyectada el 2 mayo, en la que se podrá realizar deporte de manera individual, se abrirán pequeños resquicios en la actividad económica como la apertura de locales y establecimientos con cita previa.

El Gobierno ha diseñado un plan de desconfinamiento en cuatro fases que arrancará el 4 mayo con la reapertura de actividades con cita previa y atención individual, como los restaurantes con comida para llevar, que deberán seguir todas las medidas de sanidad y seguridad. Todas las medidas se aplicarán por provincias o islas y terminarán de aplicarse a finales de junio, cuando si todo va bien se considerará que se ha llegado a "la nueva normalidad".

"Estaremos en la nueva normalidad si la epidemia está controlada en todos y cada uno de los territorios a finales de junio", ha advertido el presidente del Gobierno, Pedro Sanchez, al anunciar el "plan para la transición hacia una nueva normalidad" que ha aprobado el Consejo de Ministros.

Cada fase durará dos semanas y se avanzará a la siguiente etapa si los indicadores sanitarios apuntan que es posible continuar. Después se pasará a la etapa de la "nueva normalidad" en la que continuarán las medidas de control y el uso de material preventivo. La desescalada será gradual, asimétrica y coordinada y la unidad de acción será la provincia o las islas. Es decir, que no entrarán en vigor estas cuatro fases por igual en todas las provincias, no se avanzará al mismo ritmo en toda España.

El paso de una fase a otra en cada provincia dependerá de la situación de la pandemia en cada una de ellas y no habrá movilidad entre las provincias y las islas hasta que no se alcance la nueva normalidad, a finales de junio. Salvo, eso sí, las excepciones previstas en el artículo 7 del decreto de estado de alarma que entró en vigor el 14 de marzo pasado.

En este sentido, ha aclarado que si una persona vive en una provincia que está, por ejemplo, en fase 2 y quiere ir a otra que está en fase 3, no lo podrá hacer. "Tienen que esperar todas las provincias a la nueva normalidad", ha exclamado antes de aclarar que "cuando las provincias estén en la nueva normalidad sí podrá haber movimientos entre ellas", pero "no antes".

Si has llegado hasta aquí y te gusta nuestro trabajo, apoya lavozdelsur.es, periodismo libre, independiente y en andaluz.

Comentarios

No hay comentarios ¿Te animas?

Ahora en portada
Lo más leído