Arranca un trozo de oreja a una persona y sube un video a redes sociales entre insultos racistas a la víctima

La Policía Nacional en Elche detiene al agresor, de 22 años, y le acusa también de un delito de odio

Un agente de Policía Nacional, en una imagen de archivo.
Un agente de Policía Nacional, en una imagen de archivo.

Agentes de la Policía Nacional han detenido en Elche (Alicante) a un joven de 22 años por arrancar de un mordisco parte de la oreja de otro hombre. Posteriormente, publicó un vídeo en una conocida red social donde se mofaba de la víctima y le profería insultos racistas. En el momento del arresto, el presunto autor indicó que había arrojado la oreja por el retrete. La investigación comenzó cuando la víctima acudió a la comisaría de la Policía Nacional de Elche para solicitar ayuda. En su denuncia, indicó a los agentes que había sufrido una grave agresión física por parte de una persona que le había arrancado parte de la oreja de un mordisco.

Además, se encontraba gravemente consternado por los insultos racistas que el presunto agresor le profería en un vídeo en el que también se burlaba de él, ha informado la Policía Nacional en un comunicado.

Tras varias gestiones, los agentes comprobaron que el presunto autor de los hechos había subido el vídeo a una conocida red social en el que mostraba en una servilleta ensangrentada el trozo de oreja arrancado, a la vez que se mofaba y e insultaba a la víctima con motivos racistas. Pese a que el vídeo ya había sido borrado, los policías consiguieron recuperarlo y constatar que había sido reproducido casi 1.000 veces.

Ese mismo día, los agentes localizaron y detuvieron al autor de los hechos acusado de un presunto delito de lesiones y otro de odio. En el momento del arresto, el detenido indicó que se había deshecho de la oreja tras arrojarla por el retrete.

Los policías han constatado que los implicados comenzaron la discusión días atrás a través de la misma red social, cuando el agredido intentó mediar en una pelea con un tercero. Su intervención le convirtió en víctima al comenzar a recibir insultos y amenazas del presunto autor, hasta que consumó la agresión física. El detenido, de 22 años de edad, cuenta con numerosas detenciones anteriores y ya ha sido puesto a disposición de la autoridad judicial.

Archivado en:

Si has llegado hasta aquí y te gusta nuestro trabajo, apoya lavozdelsur.es, periodismo libre, independiente y en andaluz.

Comentarios

No hay comentarios ¿Te animas?

Ahora en portada
Lo más leído