captura_de_pantalla_2016-08-03_a_las_11.30.44.png
captura_de_pantalla_2016-08-03_a_las_11.30.44.png

Arqueólogos consideran que los huesos pertenecen a los antiguos dominicos que acudían a la ermita para su retiro.

Las obras de restauración que se están ejecutando en la ermita de San Telmo desde hace un año marchan a buen ritmo y, además, están aflorando secretos hasta ahora escondidos bajo sus piedras, en una cripta. En concreto, restos óseos que datarían de entre 1500 y 1600 y que según los arqueólogos serían de los antiguos dominicos que utilizaban este templo para su retiro. Igualmente se han encontrado restos humanos de niños, más recientes y que serían de los hijos de los barqueros y pescadores, gremio fundador de la hermandad del Cristo de la Expiración, que radica en esta ermita.

Estos hallazgos no han afectado al discurrir de las obras, que ha visitado el teniente de alcaldesa de Urbanismo, Dinamización Cultural y Patrimonio, Francisco Camas, junto con técnicos municipales y miembros de la hermandad del Cristo de la Expiración. Estos trabajos fueron objeto de un convenio de colaboración entre esta corporación penitencial y el Ayuntamiento y durante el transcurso de la visita se pudo comprobar el resultado de estas obras, que han consistido principalmente en la sustitución de la cubierta. Además se han abordado posibles vías de colaboración para continuar con las actuaciones que quedan pendientes de realizar en el interior de la ermita.  

Archivado en:

Si has llegado hasta aquí y te gusta nuestro trabajo, apoya lavozdelsur.es, periodismo libre, independiente y en andaluz.

Comentarios

No hay comentarios ¿Te animas?

Ahora en portada
Lo más leído