comisaria_03.jpg
comisaria_03.jpg

Pedía limosnas vía transferencias bancarias después de telefonear a párrocos del norte de España a los que engañaba, argumentando que representaba a familias en grave riesgo de exclusión social que necesitaban urgentemente dinero.

La  Policía Nacional en colaboración con la Guardia Civil ha detenido en Jerez a un hombre especializado en urdir estafas para conseguir que párrocos y sacerdotes le entregaran dinero argumentando representar a varias familias en grave riesgo de exclusión social o en una precaria situación económica.

El detenido rastreaba Internet para conseguir los nombres y los teléfonos de párrocos de localidades ubicadas en su mayoría en la zona norte de España, acto seguido se ponía en contacto con ellos argumentando ser representante de vecinos de la zona que se encontraban en casos urgentes de necesidad o haciéndose pasar por un sacerdote que necesitaba fondos de forma urgente para ayudar a personas que se encontraban en casos extremos de pobreza en su área parroquial.

En ocasiones incluso llegó a suplantar la identidad de un sacerdote del que había conseguido toda su documentación para contactar con otros párrocos católicos a los que convencía para que le realizaran transferencias urgentes ya que debía atender graves situaciones económicas entre sus feligreses.

De esta manera el detenido habría conseguido estafar una cantidad superior a 12.000 euros mediante engaños a párrocos de localidades tan distantes como San Andrés de Teixidó y Mondoñedo en Lugo, San Saturniño (La Coruña) o Reinosa  en Cantabria. El individuo se dirigía rápidamente a las oficinas bancarias cercanas para retirar el dinero minutos después de que se hubiera llevado a cabo cada transferencia.

El detenido, de 36 años y natural de Barcelona, residía en un domicilio ubicado en el centro histórico de Jerez y cuenta con catorce detenciones previas siendo cinco de ellas relacionadas con delitos de estafa cometidos anteriormente. 

Investigación paralela de Guardia Civil y Policía Nacional

Las investigaciones se iniciaron de forma paralela por parte de la Policía Nacional en Gijón y por agentes de la Guardia Civil del Puesto Principal de Torrelavega en Cantabria. Cuando los investigadores de ambos cuerpos llegaron a la conclusión de que estaban investigando a una misma persona unificaron las pesquisas y solicitaron el apoyo de los agentes de la Comisaría de la Policía Nacional en Jerez al existir indicios de que el autor de los hechos podía encontrarse residiendo en la ciudad.

Una vez abierta la investigación en Jerez, los agentes recabaron nuevas pruebas de las acciones ilícitas llevadas a cabo por el detenido y localizaron el domicilio en el que se encontraba residiendo, procediendo a su localización y detención como responsable de nueve delitos de estafa y uno continuado de usurpación de estado civil para ser inmediátemente trasladado hasta las dependencias de la Comisaría de Jerez donde ingresó en calabozos hasta que ha sido puesto a disposición del Juzgado en Funciones de Guardia de Jerez que derivará la causa  a los distintos Juzgados de Instrucción que investigan las acciones del detenido por todo el país.

Si has llegado hasta aquí y te gusta nuestro trabajo, apoya lavozdelsur.es, periodismo libre, independiente y en andaluz.

Comentarios

No hay comentarios ¿Te animas?

Ahora en portada
Lo más leído