"Huesos de cadáveres a la intemperie y sin control sanitario" en un cementerio andaluz propiedad de la Iglesia

El camposanto parroquial de Bailén, propiedad del Obispado de Jaén y explotado por una empresa, permite un osario incontrolado. Los vecinos afectados ya estudian denunciar a los responsables eclesiásticos que "hacen oídos sordos"

Osario incontrolado en el cementerio parroquial de Bailén.
Osario incontrolado en el cementerio parroquial de Bailén.

La asociación de afectados cementerio parroquial de Bailén ha denunciado la existencia de "un osario incontrolado" en el camposanto de la localidad jienense, propiedad del Obispado y explotado por una empresa concesionaria, extremo que ya ha sido comprobado por la Guardia Civil, que a su vez ha realizado el correspondiente informe que ya se ha remitido a la inspección sanitaria. Según ha indicado la portavoz de la asociación, Mary Márquez, a Europa Press, en el osario "existen huesos a la intemperie sin control sanitario" y está situado en uno de los laterales del cementerio al que se puede acceder desde el exterior. Desde la asociación se agradece la labor desempeñada por la Guardia Civil en todo este asunto.

Márquez ha apuntado que el cementerio dispone de un osario que cumple con la normativa y de hecho es al que se remitieron en un primer momento las primeras inspecciones tanto sanitarias como de la Guardia Civil, mientras que el segundo osario "incontrolado" no cuenta con ninguna medida. Para la asociación, esta situación "viene a demostrar el abandono y la falta de respeto que la empresa adjudicataria y el propio Obispado, propietario del cementerio, tienen con este camposanto privado donde reposan cientos de bailenenses y que hasta hace pocos años era el único de la localidad".

Como ha relatado la propia representante de los vecinos afectados en su cuenta de Facebook, los huesos "están amontonados y algunos amontonados debajo de la hierba. Cuando fue sanidad y la Guardia Civil, ese osario no le enseñaron. Les enseñaron uno antiguo cerrado por el tejado y sin puertas. Sólo la apertura es desde el tejado. O sea que, según ellos, cuando sacan restos de difuntos que la familia no quiere seguir pagando por los precios o por otras cosas, van ahí. Se suben al tejado, abren la rampa, suben los huesos al tejado, y los tiran por la chimenea. El otro osario no controlado sí tiene puerta por una pared cerrada con un candado. Pero detrás de esa puerta, es lo que se ve en las fotos que tomó la Guardia Civil".

https://www.facebook.com/mary.marquez.3114/videos/1923915650961463/

Con todo esto denuncia, además, "la falta de compromiso" del Obispado de Jaén en negarse a reunirse con la asociación para abordar estos temas, "haciendo oídos sordos ante una situación de abandono de huesos de cadáveres que es una infracción grave".

Con este nuevo episodio, han vuelto a pedir que "de una vez" se rescinda el contrato con la empresa, que "no sólo no mantienen el cuidado conveniente el cementerio sino que mantiene unos precios muy abusivos ante una población que presenta el mayor índice de paro de la provincia". En el caso de que la autoridad eclesiástica no tome cartas en el asunto, desde la asociación apuntan que no descartan realizar acciones contra el Obispado por "abandonar a los bailenenses ante una empresa que sólo busca dinero".

Si has llegado hasta aquí y te gusta nuestro trabajo, apoya lavozdelsur.es, periodismo libre, independiente y en andaluz.

Comentarios

No hay comentarios ¿Te animas?

Ahora en portada
Lo más leído