El alcaldable de Foro, Raúl Ramírez, plantea aprovechar inmuebles municipales deteriorados y en desuso como equipamientos públicos

"Una y otra vez, semana tras semana, comprobamos que Jerez, tanto en el mundo rural como en el casco urbano, es hoy una ciudad más sucia que nunca y con menos conservación de las zonas públicas que nunca en su historia democrática", asegura Raúl Ramírez, candidato a la Alcaldía de Foro Ciudadano, durante una visita a nuevo Pío XII. "Este gobierno municipal del Partido Popular, el del abandono y los recortes brutales, ni tan siquiera es capaz de escuchar a los vecinos ni de canalizar sus reivindicaciones para mejorar su entorno y su calidad de vida", añade Ramírez.

Al margen de denunciar el mal estado de mantenimiento urbano que presenta este barrio, los representantes vecinales reclaman la puesta en marcha de equipamientos públicos –carecen de centro de barrio- aprovechando diversos inmuebles de titularidad municipal que existen en la zona y que se encuentran muy deteriorados e infrautilizados. También reclaman la revalorización de las antiguas bodegas Palomino y Vergara, para las que el alcaldable de Foro Ciudadano se ha comprometido a buscar nuevos usos que pongan en valor este inmueble y otros totalmente desocupados en una zona de Jerez muy próxima al centro, con un “grandísimo potencial” y que “merece mucha más atención”.

En una visita en la que Ramírez estuvo acompañado de un grupo de unos siete vecinos y de representantes de Foro Ciudadano como su coordinador, Manuel Rosa, y su portavoz municipal, Rocío Montero, Raúl Ramírez constata el “abandono” en el que el Ayuntamiento ha dejado en estos años a los vecinos y vecinas de Pío XII, con carencias “serias” en el alumbrado público y en las labores de conservación del arbolado, parques y jardines, y limpieza viaria. “

“No estamos hablando de que reclamen grandes inversiones, pues en materia de Movilidad, por ejemplo, solo piden a su Ayuntamiento, en el que pagan sus impuestos, la reposición de señales verticales deterioradas; un estudio de ordenación de la circulación de la zona de la calle Nuestro Padre Jesús de la Flagelación y sus alrededores; y el pintado de señales horizontales y pasos de peatones”, señala Ramírez. En este sentido, añade que “son muchas veces cuestiones de voluntad política, sin coste económica para el Ayuntamiento, pero que evidentemente exigen dedicación y atención a los vecinos y vecinas de la ciudad, que está claro que importan muy poco al PP y a la señora Pelayo salvo cuando tienen que votar cada cuatro años”.

Sobre el autor:

logo lavozdelsur

lavozdelsur.es

… saber más sobre el autor



Si has llegado hasta aquí y te gusta nuestro trabajo, apoya lavozdelsur.es, periodismo libre, independiente y en andaluz.

Comentarios

No hay comentarios ¿Te animas?

Lo más leído