Exigen más control de los buques que emiten combustibles tóxicos para la salud en el Estrecho de Gibraltar

Verdemar Ecologistas en Acción denuncia el "poco control" sobre estos buques contaminantes y reclama que se tomen muestras del combustible que usan y mediciones en tiempo real

Exigen más control en los buques del Estrecho de Gibraltar que emiten combustibles tóxicos para la salud.
Exigen más control en los buques del Estrecho de Gibraltar que emiten combustibles tóxicos para la salud.

Verdemar Ecologistas en Acción denuncia "el poco control" que existe en el Estrecho de Gibraltar para medir y controlar las emisiones atmosféricas contaminantes en los buques que navegan. Según la asociación, los grandes barcos superan las máximas establecidas incumpliendo el Convenio de Marpol que las regula.

Desde el 1 de enero de 2020, el límite de contenido de azufre en el combustible usado a bordo de los buques que operen fuera de las zonas de control de emisiones designadas es de 0.50 % masa/masa. Sin embargo, los ecologistas lamentan que en esta zona no se cumple la directiva. Si se hiciera, "se reduciría significativamente la cantidad de óxidos de azufre que emanan de los ferrys y buques lo que debería tener grandes beneficios tanto para la salud como para el medio ambiente mundial, especialmente para las poblaciones que viven cerca de los puertos y costas".

En concreto, la asociación ha denunciado las "malas prácticas" del buque llamado CCNI ANGOL, registrado con el número IMO: 9683867, MMSI: 636092896 es Container Ship, que actualmente navega bajo bandera Liberia.

Los ecologistas llevan años denunciando los daños que provocan las emisiones contaminantes desde los buques sobre la salud humana y el medio ambiente. "Son naves que utilizan un fuel oil pesado, 100 veces más tóxico que el diésel que utilizan automóviles y camiones, ya que contiene hasta 3.500 veces más de contenido de azufre. Un combustible que está prohibido en tierra, donde es considerado un residuo peligroso que exige un tratamiento altamente costoso", han explicado. 

Los buques contaminan el aire y por la acción el viento, las emisiones se expanden cientos de kilómetros tierra adentro, incrementando los problemas locales de calidad del aire. Los contaminantes como partículas, hollín, azufre y óxidos de nitrógeno dañan la salud humana y el medio ambiente afectando al clima. Este tipo de materiales puede llegar a ocasionar problemas graves de salud como enfermedades cardiovasculares y respiratorias, incluidos derrames cerebrales y cáncer que pueden provocar la muerte prematura.

Según los datos de la Comisión Europea, cada año una media de 50.000 personas mueren prematuramente en Europa debido a la contaminación del sector marítimo. Por ello, Verdemar se manifiesta para que se establezca un mayor control en el Estrecho de Gibraltar. "No solo se deben de tomar muestras del combustible que usan, si no también mediciones en tiempo real acompañada de actuaciones directas para evitar este tipo de contaminación consentida", ha concluido la asociación, que ha trasladado la denuncia a la Capitanía Marítima del Estrecho para que tome cartas en el asunto. 

Si has llegado hasta aquí y te gusta nuestro trabajo, apoya lavozdelsur.es, periodismo libre, independiente y en andaluz.

Comentarios

No hay comentarios ¿Te animas?

Ahora en portada
Lo más leído