Hilando el tiempo, la reinvención del ganchillo: "Nuestro objetivo es unir tradición y diseño"

Rosario y Eva son las creadoras textiles detrás de este taller de moda, en el que trabajan absolutamente todo a mano usando agujas de ganchillo y fibras naturales desde su taller en Sevilla

Hilando el tiempo, la reinvención del ganchillo: "Nuestro objetivo es unir tradición y diseño".
Hilando el tiempo, la reinvención del ganchillo: "Nuestro objetivo es unir tradición y diseño". MAURI BUHIGAS

Hilando el tiempo y la amistad desde hace más de diez años, Rosario Andrade y Eva Pozuelo vivían en la misma calle de Sevilla allá por 2008 y se conocieron gracias a sus hijas. Ambas comparten nombre —Manuela— y colegio. Esta casualidad les hizo coincidir y empezar a intercambiar intereses. Rosario era ingeniera informática; Eva, filóloga italiana dedicada a la producción de eventos de moda. Cuando se juntaron, las dos querían dar un giro a sus vidas y comenzó la aventura.

Rosario y Eva parecen un engranaje perfecto, van hilando pensamientos y palabras desde un cálido taller en la antigua fábrica de sombreros de Sevilla. Si Rosario fue la primera en comenzar un blog de moda (antesala de Hilando el tiempo); Eva llevaba en la sangre aquello de tejer, quizás como recuerdo de la infancia con su abuela haciendo ganchillo. Cuando este amor por la artesanía se juntó con las ganas de emprender un negocio, se gestó la idea de hacer este “proyecto verde”.

Rosario y Eva desde el taller en la antigua fábrica de sombreros.   MAURI BUHIGAS
Rosario y Eva desde el taller en la antigua fábrica de sombreros.   MAURI BUHIGAS

Empezaron con pequeñas piezas en hilo de joyería, decoración y moda infantil, hasta que un amigo les propuso presentarse a la pasarela ‘Andalucía de moda’. Aquí dan el gran salto y reinventan la moda del ganchillo, adaptando la técnica a todo tipo de prendas. Usan lana, algodón, fibra de alga, bambú o lino, pero siempre con la técnica del ganchillo.

“Es un trabajo muy bonito y muy lento”, cuenta Eva. “Además de crear el diseño, vamos creando la tela a medida que vamos trabajando. No es lo mismo confeccionar una  prenda con una tela hecha que ir tejiendo tela y diseño a la vez”, añade Rosario. 

Eva con un chaleco 'Hilando el tiempo'.   MAURI BUHIGAS
Eva con un chaleco 'Hilando el tiempo'.   MAURI BUHIGAS

Detrás del resultado final, se esconde una cantidad enorme de procesos inacabados, de pruebas que finalmente no acaban saliendo, porque “una cosa es lo que se tiene en la cabeza y otra cómo queda en la realidad”. Aun así, aseguran que no se tira nada: “Las prendas que dejamos a la mitad se quedan aparcadas esperando a ser reutilizadas en un futuro, acabamos usando las fibras o dándole una solución distinta a la prenda”. 

Una chaqueta bomber realizada por 'Hilando el tiempo'.
Una chaqueta bomber realizada por 'Hilando el tiempo'.   MAURI BUHIGAS

“En realizar una prenda complicada podemos tardar unas 40 horas semanales, pero no podemos trabajar ocho horas sin parar porque las manos empiezan a doler. Además, hay que contar con el tiempo dedicado a la gestión con los proveedores y la atención a los clientes. Por suerte, la gente que conoce las cosas hechas a mano, saben de lo que va esto”, explican.

Hilando el tiempo tiene su sede en un pequeño taller de la antigua fábrica de sombreros Fernández y Roche, un edificio catalogado como BIC que data de 1885. La parte donde se encuentran ellas se corresponde con la parte donde antiguamente trabajaban las mujeres. Las dos están felices desde este rincón y encandiladas con el sol que entra: “No necesitamos más que una mesa y luz”. 

"Nuestro proyecto es tan verde que aquí no se escucha ni un motor"

Su proyecto es totalmente sostenible y no acumulan ropa en ningún almacén, compran tan solo lo que van a producir. “Nuestro proyecto es tan verde que aquí no se escucha ni un motor. Se consume todo y es residuo cero”, cuenta Eva. “Este trabajo nos ha permitido conciliar o criar a nuestros hijos. Nuestro objetivo no es tener una gran producción, queremos trabajar todo de forma artesanal”, añade Rosario. 

Las ventas se producen a través de la página web y ellas las realizan por encargo. El único punto de exposición física está en el showroom TeMeCé de Madrid, un espacio que sirve de venta pero sobre todo de exhibición para estilistas o directores de arte. Además, creen que la pandemia les ha ayudado a obtener mayor proyección porque “la gente ha tenido más tiempo de investigar y de buscar proyectos más sostenibles”. En este sentido, ellas persiguen una “moda responsable con un consumo también responsable”

Rosario con una de sus creaciones a ganchillo.   MAURI BUHIGAS
Rosario con una de sus creaciones a ganchillo.   MAURI BUHIGAS

La mente matemática de Rosario se complementa a la perfección con las ideas de producción que tiene Eva. Sus anteriores oficios les han dejado cualidades que hoy aplican a la moda y comparten una manera muy parecida de desarrollar su parte más creativa.

"El movimiento genera inspiración, no hace falta irse lejos"

Ambas se entusiasman con la cerámica, la naturaleza, las ciudades decadentes o el propio barrio. Ellas simplemente están atentas y se dejan inspirar en sus paseos diarios: “El movimiento genera inspiración, no hace falta irse lejos”.  

Sobre el autor:

Valeria Reyes Soto

Licenciada en Historia del Arte por la Universidad de Sevilla y máster en Gestión Cultural por la Universidad Carlos III de Madrid, he trabajado en la gestión y comunicación de proyectos como el Festival de Cine Africano de Tarifa-Tánger, la Feria del Libro de Sevilla, el Festival de Jerez o el Festival de Cine Europeo de Sevilla; en espacios como la librería Caótica y en proyectos como Luces de barrio. Tengo especial interés por los programas que unen diferentes puntos de la cultura a través del encuentro, la investigación y la mediación, así como plena vocación por el mundo editorial, librero y literario.

… saber más sobre el autor

Archivado en:

Si has llegado hasta aquí y te gusta nuestro trabajo, apoya lavozdelsur.es, periodismo libre, independiente y en andaluz.

Comentarios

No hay comentarios ¿Te animas?

Ahora en portada
Lo más leído