Andalucía

Una banda de Granada ofrece 300.000 euros por tocar en una hermandad sevillana

La formación musical, las Tres Caídas del barrio granadino del Realejo, donaría 80.000 euros a la cofradía de Las Aguas por firmar un contrato de cuatro años. El resto iría destinado a obras de caridad y a financiar una exposición.

La formación musical, las Tres Caídas del barrio granadino del Realejo, donaría 80.000 euros a la cofradía de Las Aguas por firmar un contrato de cuatro años. El resto iría destinado a obras de caridad y a financiar una exposición.

Tocar detrás de un misterio en la Semana Santa sevillana a cambio de un suculento donativo para la hermandad. La banda del Santísimo Cristo de las Tres Caídas del Realejo, de Granada, ha ofrecido a la cofradía de Las Aguas nada menos que 300.000 euros para que sus sones suenen por las calles sevillanas el próximo Lunes Santo. Según publica El Correo de Andalucía, la banda ofrece 80.000 euros por firmar un contrato de cuatro años, si bien llegaría hasta los 300.000 euros mencionados incluyendo partidas a Cáritas, la realización de una obra social y la financiación íntegra de una exposición que Las Aguas quiso llevar a cabo en 2017 pero que tuvo que posponer a 2018 ante la falta de financiación.

Explica el periódico sevillano que esta banda granadina, que nació en el seno de la hermandad de las Tres Caídas del barrio del Realejo, fue privatizada en 2015, haciéndose con sus riendas el empresario Francisco Antonio Huertas González, ligado al mundo de la construcción. Una de sus ilusiones sería ver tocar a su formación en Sevilla, y al parecer, tras recibir el “no” de otra hermandad de Sevilla, la del Polígono San Pablo, ahora ha hecho el ofrecimiento a la de Las Aguas, que los últimos años ha contado tras su paso de misterio con el acompañamiento de la prestigiosa banda de las Tres Caídas, de Triana, si bien a poco más de dos meses para Semana Santa aún no ha renovado el contrato con esta formación.

De esta manera, en la junta de gobierno de Las Aguas se encuentran con el dilema de, o bien apostar de nuevo por Tres Caídas de Triana, o bien aceptar el suculento ofrecimiento que, como está dicho, buena parte del mismo iría destinado a obras de caridad. De momento, ya ha habido una dimisión a cuenta de esta situación, mientras que el hermano mayor, Antonio Arrondo, ha consultado en el Arzobispado de Sevilla si sería lícito recibir una donación de este tipo, que al parecer tendría que ser canalizada a través de una fundación.

Etiquetas

Más artículos en esta categoría:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *