CulturaLetras

Sofía Navarro: “En el sexo, lo normal no existe”

La escritora jerezana presenta su primera novela erótica, 'El Baile del Escorpión', una obra que trata sobre las relaciones tóxicas, la muerte y el papel de la mujer en el sexo como goce y no como vía de escape. 

La escritora presenta su primera novela erótica, ‘El Baile del Escorpión’, una obra que trata el papel de la mujer en el sexo como goce y no como vía de escape. 

Un orgasmo literario, eso es lo que ha tenido la jerezana Sofía Navarro al publicar su primera novela erótica, El Baile del Escorpión. Lleva cultivando la escritura desde que cumplió los 17 años, pero confiesa que empezó a hacerse un “pequeño laboratorio casero” para intentar expresarse mediante este género desde los 15, cuando leyó Las edades de Lulú, de Almudena Grandes. Y cuenta que no le resultó nada fácil firmar su novena obra. “El sexo es un tabú muy grande en general. Pero expresarlo siendo mujer y tan joven… me daba mucho pudor escribirlo, y eso tienes que superarlo. Te planteas incluso escribirlo como anónimo. Pero mi editor me dijo que de eso nada, que quería publicarme de forma tradicional”. Finalmente, para ella fue una liberación sexual y artística el poder decir… “Pues mira, yo soy mujer, me gusta el sexo y lo vivo así”.

“Yo soy mujer, me gusta el sexo y lo vivo así”

A pesar de enmarcar El Baile del Escorpión dentro de la literatura erótica, afirma que el sexo le ha valido como vehículo y no como trama principal. “Yo realmente de lo que quiero hablar es de las relaciones tóxicas”. En su última novela, Navarro expone una relación tóxica entre dos amigas: Lola y Tania. La primera es atrevida, alocada, cínica… La segunda es conservadora, tímida y políticamente correcta. La noche y el día. Aprovecha esta dualidad para hablar de una posible relación dañina entre padres e hijos, hermanos, parejas y amistades, como es el caso de estas dos protagonistas, aunque una de las dos esté muerta desde la primera línea. La autora confiesa que se ve reflejada con el punto de vista racional de Lola. “Me identifico solo con lo que ella piensa, porque dibujo a mi protagonista haciendo algo para lo que yo no tendría estómago, la verdad”. 

Cuando Tania, la amiga comedida y de la élite social fallece, Lola, su examiga -por razones que poco a poco va desvelando la escritora a lo largo de la obra-, llega al funeral “y en ningún momento le perdona nada. Te has muerto, pero yo he sentido lo que sentí, y no lo voy a dulcificar porque tú te hayas muerto, es lo que ella piensa”. ¿Qué valor tiene la muerte en esta obra? “La muerte simboliza el final de una relación tóxica y hablo de la muerte porque me parece un tema súper interesante. No se habla lo suficiente de ello en la vida moderna que tenemos porque no vende. La muerte no vende y es algo muy real. Existe y yo hago un esfuerzo por interiorizar que es una cosa natural”.Sofía Navarro no solo toca temas tabúes como el sexo o la muerte, sino que también intenta cambiar el papel de la mujer cuando esta busca satisfacer su deseo sexual. “Tanto en literatura como en la cinematografía erótica, si eres un personaje femenino y te gusta el sexo de verdad, lo tienes que vender como comedia y de una manera desesperada, como por ejemplo Bridget Jones, o como en la novela erótica de moda ahora, 50 Sombras de Grey, que disfruta porque está perdidamente enamorada de él. Eh, que a las mujeres nos puede gustar el sexo porque sí”. “Yo el sexo no lo pongo ahí para que tú veas que Lola está amargada y que por eso se folla a todo el mundo. No. Ella lo hace por gusto, por deleite. El sexo no es la forma que ella tiene de desquitarse, es un placer que ella tiene y simplemente lo toma”.

Anticipa que en su novela no solo aparece sexo convencional, sino también varias parafilias como el voyerismo (contemplar una escena erótica desde fuera de la acción sexual) y el BDSM (obtener placer a través del dolor, de una manera consentida), entre otras prácticas. “Pero vamos, que en el sexo, lo normal no existe”. La literatura erótica era un género que Navarro llevaba mascando desde hace años, y resalta que realmente lo que ella escribe es porno expresado con elegancia. “No está sugerido, no espero que el lector se imagine la escena. Pero tú, como autor, puedes decidir cómo escribirlo, escoges un vocabulario muy soez o uno elegante. Y yo he preferido utilizar la sutileza y no un lenguaje agresivo”. 

Navarro, que ha colaborado como articulista en diversas publicaciones, como el periódico londinense El Ibérico, en blogs digitales del diario ABC o semanalmente en este medio, con su columna El desvío, reaparece con una nueva pieza narrativa, después de su última publicación en mayo de 2015. Es más, asegura que ya ha entregado a su editorial el borrador de Protocolo Ibiza, una novela de comedia romántica en el que dos jóvenes, un catalán y una andaluza, se reencuentran en Barcelona y deciden irse de viaje a las Baleares. 

Hoy, la escritora jerezana presentará su primera novela erótica, El Baile del Escorpión en la libería Planeta Zocar, a partir de las 20:30 horas.

Etiquetas

Más artículos en esta categoría:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.