Cultura

Pepe Moreno, el amor y la vida

"Un balcón deshabitado" se presenta mañana martes, 18 de junio, a las 20:00 horas en el Jardín de la Luna Nueva

José Moreno Garrido -eternamente Pepe Moreno para los amigos- es, como ya escribí hace cinco años “un poeta secreto desde su adolescencia”. Su discreción ha ido pareja con su constancia, y ha alumbrado varios poemarios, entre ellos Fulgor de cenizas y La orilla desnuda. Su nuevo libro de poemas Un balcón deshabitado se presenta mañana martes, 18 de junio, a las 20:00 horas en el Jardín de la Luna Nueva (entrada por calle Barja).

Pepe Moreno es doctor en Medicina aunque su vida real transcurre entre la mística de Occidente y la meditación de Oriente, en un viaje desde la alopatía a la medicina bioenergética, y en otro viaje con retornos entre el estoicismo y el epicureísmo bien entendido. Andaluz esencial y a la vez apasionado por la cultura cubana, Pepe Moreno habita también entre esas dos orillas oceánicas, que son también dos orillas de la vida. Porque, como diría su admirada Hildegard Von Bingen en su Scivias, conoce los caminos, y Pepe Moreno conoce y ha transitado por los caminos del amor y también por los caminos del dolor. El poeta va, vive, goza, sufre, y regresa para contarlo. Porque los caminos son –como el yin y el yang- inseparables: hay dolor en el amor, y hay amor en el dolor. Y en ese tránsito se nos va la vida. De todo ello vuelve a hablarnos Pepe Moreno en su nuevo libro Un balcón deshabitado.

Su poesía alcanza en su madurez, como pasa con las voces flamencas, un carácter más redondo, más jondo. Se abandonan algunas florituras de antaño para cercar lo esencial, en la experiencia amorosa y en la reflexión sobre el tiempo que pasa, las ausencias y la muerte. Todo ello encuentra su exacto sitio en el libro Un balcón deshabitado. Como también escribí hace unos años sobre su poesía, Donde muchos pueden ver sólo sexo, carne, besos, saliva, piel, orgasmo, creo que también hay un Camino Iniciático, donde muchos pueden ver soledad, abandono, también hay pruebas de Ascesis y pruebas de Caballería”. No se lo pierdan, mañana martes tienen la oportunidad de escuchar, en la plácida tarde del Jardín de La Luna Nueva, su palabra primigenia, y Pepe Moreno –como un hierofante- volverá a invocar las antiguas presencias, para hacerlas resplandecer entre nosotros. Pepe es el secreto mejor guardado de la poesía jerezana.

Etiquetas

Más artículos en esta categoría:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *