Patrimonio autoriza seis reformas de inmuebles en el centro para pisos turísticos y hoteles

La comisión dependiente de Urbanismo que avala las propuestas dio luz verde en el último año a 65 propuestas de intervención en edificios catalogados del corazón de Jerez.

La Comisión Municipal de Patrimonio Histórico, que preside el teniente de alcaldesa responsable de Urbanismo, Francisco Camas, adoptó durante el año 2017 un total de 65 acuerdos sobre distintas propuestas de intervención en inmuebles situados en el centro histórico, presentadas por entidades, instituciones o empresas públicas y privadas y también por ciudadanos en general. Cuatro de estos acuerdos estuvieron relacionados con proyectos de apartamentos turísticos y otros dos, vinculados con rehabilitaciones de inmuebles para uso hotelero. Este organismo se constituyó en 2015 una vez que les fueron transferidas al Ayuntamiento, por parte de la Junta de Andalucía, las competencias para autorizar obras y actuaciones que se desarrollen o ejecuten el PGOU en el ámbito del centro histórico. 

Para Francisco Camas, esta comisión, que se celebra habitualmente con una periodicidad mensual, constituye un instrumento fundamental para supervisar las intervenciones que se solicitan en todo tipo de edificios del centro histórico al objeto de garantizar que tanto las actuaciones propuestas, como el uso al que van destinadas, resulten compatibles con las determinaciones del planeamiento vigente.  Además, y tal y como ha subrayado el teniente de alcaldesa, “con este procedimiento y al depender directamente de nuestra administración local, se consigue agilizar y acortar plazos, ya que una vez dictaminados por esta  Comisión Municipal, los proyectos continúan su tramitación para la obtención de la correspondiente licencia de obras, con lo que estamos respondiendo a una demanda que nos hacen muchos ciudadanos”. 

Entre las intervenciones autorizadas el pasado año, ha destacado cuatro proyectos de reforma de inmuebles protegidos y ahora sin uso para adaptarlos a apartamentos turísticos —en calles Guadalete, Tornería, Beato Juan Grande y Doctor Lillo—y otras dos propuestas de reformas de edificios, también catalogados y sin uso actual, para uso hotelero —en calle Corredera y Santa Isabel—. Asimismo, se dictaminaron favorablemente actuaciones de restauración y consolidación en el patrimonio histórico de la ciudad, como iglesias, conventos o ermitas, impulsados por hermandades y órdenes religiosas, y también en edificios bodegueros para su reutilización como contenedores de diversas actividades económicas.

Por la Comisión Municipal de Patrimonio pasaron también proyectos impulsados por el gobierno local, como es el caso de la reordenación de la Plaza de Belén o la peatonalización de la plaza de Las Angustias.

Por último, y en otro orden de cosas, cabe destacar también otras actuaciones que asimismo fueron dictaminadas favorablemente por la Comisión Municipal de Patrimonio Histórico, relacionadas con construcción o rehabilitación de edificios residenciales y viviendas unifamiliares, adaptación de locales para restaurantes, bares u otros usos comerciales o bien para oficinas o centros profesionales.

Como ha señalado Camas, estas intervenciones tienen “una repercusión muy positiva tanto en la recuperación del patrimonio histórico de la ciudad y de fincas catalogadas en desuso como en la actividad económica de la zona, ya que muchas de estas propuestas van destinadas a la apertura de nuevos negocios o centros de servicios, contribuyendo de esta forma a su revitalización, atrayendo población y actividad económica a una zona como nuestro centro, tan necesitada de las mismas, debiéndonos causar satisfacción este balance positivo de la actividad de esta institución”.

Etiquetas

Más artículos en esta categoría:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Close