Política

“Nada más salir de la notaría con todo arreglado para que mi marido votase por correo me llamó una militante del PP”

Una jerezana de 64 años denuncia el presunto intento de captar el sufragio de su esposo, con 84 años e impedido, tras gestionar el poder notarial para que pueda participar el 28A. "Ha sido un error sin mala fe", admiten desde el despacho jerezano

C. B., una jerezana de 64 años, tiene a su marido de 84 años impedido, por lo que no podrá acudir físicamente el próximo domingo a depositar su voto en las elecciones generales. Después de acudir a Correos y conseguir el certificado médico, se ha personado en días pasados en una notaría de Jerez para solicitar el poder notarial para lograr enviar personalmente los sufragios de su esposo, tanto para este 28A como para las municipales del 26M. Su sorpresa llegó cuando pensaba que había dejado todo tramitado, a expensas de que acudiera el notario a dar fe a su domicilio, y así poder ir a Correos a llevar el sobre con las papeletas para el Congreso y el Senado, y casi nada más salir de la notaría recibe la llamada de una militante del PP de Jerez, C. R., para interesarse por la gestión de dicho voto por correo —más de 1,3 millones de solicitudes en toda España—.

“Salí de la notaría con todo arreglado para el voto por correo de mi marido, y fui a tomar café con mi hija, pero me suena el teléfono, lo cojo y la que me llama me dice que es una señora del Partido Popular —guarda el pantallazo—que me asegura que se me había olvidado dejar unas fotocopias en la notaría, que sacara una copia del DNI mío y de mi marido, y se la entregara al PP, que estaba en la calle Larga; le dije que yo sé dónde está el PP, pero que yo no iba a llevar nada ahí. Si la notaria necesita algo más, lo lógico es que me llame a mí”. A partir de ahí, la militante, según relata la afectada a lavozdelsur.es, volvió a insistirle: “No, es que tenemos que hablar con usted…“, cuenta que le dijo, a lo que C. B. volvió a negarse.

Según el testimonio que la afectada ha denunciado, y que está dispuesto a poner en conocimiento de la Junta Electoral Central (JEC), regresó a la notaría a dar sus quejas y la persona que la atendió, lejos de disculparse, “me dijo que me estaban haciendo un favor”. “¿Qué favor me hace usted a mí si yo ya vengo informada de Correos?”, le pregunta C. B., a lo que le responde:Pues mira todos los que hay y ninguno ha protestado”. Sigue la discusión, según recuerda: “Pero esto es intolerable, estamos en elecciones y esto es meterse por medio y eso no se puede hacer. Si usted me tiene que llamar, me llama usted, no nadie del PP”. E insiste la empleada de la notaría: “Es que es conocida mía… y otra vez con que me hacía un favor. Total, que le dije que esto no se iba a quedar aquí, y a mí la verdad es que me da igual el partido que sea; lo que está mal, está mal”.

Posteriormente, cuenta que el notario al fin fue a su domicilio, dio fe de la imposibilidad de su esposo para votar y ya podrá llevarle las papeletas a Correos para ejercer su derecho con vistas al 28A y, un mes más tarde, al 26M. “El PP me pedía una fotocopia del carné mío y de mi marido. Lo mismo que me han hecho a mí, se lo habrán hecho a más gente. A personas que están cuidando a personas impedidas, que están agobiadas, porque esto es muy duro, pues van y votan por ellos; esto es de vergüenza, esto va funcionando de esta manera”, expresa indignada la jerezana.

“No ha habido ningún problema de protección de datos, pero evidentemente ha sido un error”

La notaría, con la que ha contactado lavozdelsur.es para recabar su versión de estos hechos, ha reconocido el incidente, aunque le ha restado importancia asegurando que la empleada “no ha actuado con mala fe, aunque sí es cierto que ha sido un error haberla puesto en contacto con esa persona, de la que no sabía que era del PP, pero que sí estaba informada de estos temas”. “A esta mujer, al parecer, le ha sentado mal, pero no sabíamos que era del PP”, insisten. Sobre si se han producido más casos en esta notaría, lo niegan en redondo, así como que se haya vulnerado la ley de protección de datos al facilitar información sensible de clientes a terceros sin su consentimiento.

“No ha habido ningún problema de protección de datos, pero evidentemente ha sido un error; la chica que hizo esto pensó que esa persona le iba a dar la información que requería y ya está. Si esa persona (por la militante del PP) eso lo ha utilizado incorrectamente… puedo asumir el error de que no se debería haber llamado a esa persona, pero a partir de ahí no puedo ser responsable de lo que se ha hecho”, aluden en sus argumentos.

La gestión del voto por correo, cuyo plazo de peticiones ya concluyó y este viernes a las dos de la tarde finalmente expira el relativo al registro de las papeletas en Correos, pasa por solicitar un certificado médico que dictamine que la persona no puede desplazarse para ejercer su derecho al voto. Posteriormente, hay que solicitar un poder notarial, previa presentación de los DNI del votante y el representante para ejercer el derecho al sufragio, y que el notario vaya al domicilio a dar fe de los impedimentos de la persona para no poder desplazarse a ejercer su derecho al voto.

Las acusaciones al PP por tratar de manipular el voto por correo de personas ancianas y vulnerables no son en absoluto nuevas. La Junta Electoral de Zona de Ourense, en 2015, abrió un expediente sancionador contra dos de las candidatas populares de Amoeiro por “la tentativa de manipulación del voto” en una residencia de ancianos y por “presiones” hacia otra persona mayor que recibía asistencia domiciliaria. Ese mismo año, el PSdeG-PSOE aportaba pruebas en vídeo ante la Junta Electoral para demostrar que el PP captaba presuntamente voluntades en geriátricos y utilizaba toda una red de contactos para teledirigir el voto de ancianos.

Etiquetas

Más artículos en esta categoría:

Un comentario

  1. ESTOS HECHOS HAY QUE DENUNCIARLOS CON PORTADAS BIEN GRANDES, CON NOMBRES DE QUIENES MANIPULA A LOS INDEFENSOS, PARA EMPEZAR A HACER UN PAÍS MEJOR .

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *