Cultura

Malacara, el sevillano que reivindica la idiosincrasia andaluza a través de memes y vídeos

Lucas, un joven profesional de la comunicación y la publicidad, lleva dos años caricaturizando a personajes de la política española a través de las redes sociales. "El humor es la herramienta para cambiar el mundo", asegura

“¿Alguien me explica por favor por qué no queréis merendar?”, pregunta Juan Ignacio Zoido —con cara de preocupación— durante un encuentro del PP de Sevilla junto al líder del partido en Andalucía, Juan Manuel Moreno Bonilla. “¿Cartita de postre tenéi?”, pregunta de nuevo el exministro del Interior en otra imagen, con los ojos abiertos y llevándose un dedo a la boca. “Uste no me tiene ke desi a mí si se le exa pimentón o no a las espinaca“, dice ahora Zoido, con rostro enojado. Sin duda, para Lucas (Sevilla, 1991), conocido como Malacara en redes sociales, Juan Ignacio Zoido es el “rey” de sus memes.

“Si Zoido no existiera, habría que inventarlo”, ríe Malacara a través del teléfono. Pero… ¿por qué esa fijación por Zoido? Si bien ambos comparten ciudad natal, el memero deja claro que caricaturiza mucho al actual presidente del Comité Electoral del Partido Popular porque “es un personaje público que cae bien, es muy fotogénico y expresivo. Es un personaje afable desde el punto de vista de la caricatura, él es muy agradecido para eso. Simpaticón, muy simplón… Sin duda, él es el rey absoluto en mis memes”, añade. Y es que cada vez que saca al exalcalde de Sevilla (2011-2015), de alguna forma, habla de la gastronomía típica andaluza. Para muestra, esta imagen de Zoido abriendo una olla de puchero.

Lucas comenzó a promover su arte hace tan solo dos años, a finales de 2016. “Vi una frase en internet, empecé a hacer frases sacadas de contexto, y como tuvo un bombo increíble, me dije, voy a hacerlo relacionado con Andalucía”, cuenta a lavozdelsur.es. Primero empezó su andadura humorística en Facebook, donde a día de hoy acumula cerca de 6.000 seguidores. En un principio, dice, que lo que le interesaba era reivindicar la oralidad, el acento andaluz a través del humor. No obstante, que continuara haciendo memes, vídeos y viñetas se convirtió también en una ventana para reencontrarse con su amada Andalucía desde la “fría” Madrid, donde reside desde hace un año.

Viñeta de Malacara.

“Es una forma de sentirme vinculado a mis raíces, a Andalucía. El mundo virtual es una ventana a una realidad que yo no tengo al mirar por la ventana. Y hacer este tipo de cosas me parece una manera democrática y justa de no desvincularme a Andalucía”, explica el joven sevillano. Además, pertenece a la Repúbliqâ Memerâ Andaluçâ donde unas 30 páginas de artistas de la región fomentan el andalucismo. “Intentamos defender y poner en valor la idiosincrasia de Andalucía, la forma de vivir, la cultura, la forma de comportarnos…, de llevarlo por bandera”, apunta el tuitero.

“Andalucía en general siempre ha estado, sobre todo por los medios, muy denostada, muy humillada, tratada como la hija pequeña… Entonces, se puede ser andaluz, escribir como siempre hemos hecho, como hablamos y hacerlo desde un punto de vista crítico, culto. Darle la vuelta al estereotipo que tienen desde el resto de España, de que los andaluces somos pobretones, vagos… Pero también aceptando que los andaluces tenemos que hacer autocrítica”, comparte. Malacara hace uso del meme para, primero, hacer reír. Ahora bien, dice que “el meme sirve como una herramienta contestataria contra el poder establecido”. Ya que como destaca después, “el humor es la herramienta para cambiar el mundo”.

Malacara ha llegado a caricaturizar a la exministra de Sanidad del Gobierno de Pedro Sánchez, Carmen Montón —cuando dimitió por el asunto del master—; al entrenador vasco Julen Lopetegui —durante su crisis futbolística al frente del Real Madrid—; a la presidenta de la Junta de Andalucía, Susana Díaz; al presidente de la Junta de Extremadura, Guillermo Fernández Vara; a la líder de Ciudadanos en Cataluña, Inés Arrimadas —cuando ésta enarboló una bandera española en el Parlament—, al actual ministro del Interior, Grande-Marlaska; al alcalde de Cádiz, José María González Kichi; a la secretaria general de Podemos Andalucía, Teresa Rodríguez; al Papa Francisco; al actual presidente del Gobierno, Pedro Sánchez; a la alcaldesa de Madrid, Manuela Carmena; entre otros personajes públicos de la esfera política y social. “He sacado poco a Pablo Casado y promete bastante, promete mucho”, adelanta el sevillano.

Con sus memes y viñetas, Malacara ataca el machismo, los nacionalismos —”creo que deberían estar ya superados, deberían estar terminados desde el siglo XVIII y me parecen otra cortina de humo más. El enemigo de la sociedad no puede ser el nacionalismo, son temas que tendrían que estar superados, son muy baratos, distraen mucho de los verdaderos problemas”—, el centralismo español y promueve el andalucismo. Pero también habla sobre flamenco, trap, cultura de masas, medios de comunicación de masa… “Trato de apuntar a lo que yo sé con una narrativa entretenida”.

Pero más allá de los memes políticos, Malacara también tiene un surtido de viñetas, vídeos, stories de Instagram y trailers surrealistas que saca de juegos antiguos de la Play 1 —”la única consola que he tenido”—, películas —”suelo analizar mucho cine”—, series de televisión… “¿Qué prefieres ar Papa Fransisco jugando en er Beti o a Juakin como er nuevo Papa? Joaquín Sanchez es nombrado nuevo Papa The Young Pope y es zustituido en el Real Betis por Vinicius“, escribe sobre una puerta blindada con una bicicleta. La escena no puede ser más absurda, pero la conversación interior del sevillano lo supera con creces. “Son paranoias mías, es un collage, no son memes al uso, es otra cosa”, confiesa.

T R A S H T V

Publicada por MALACARA en Viernes, 31 de agosto de 2018

¿Un ejemplo de ello? Lucas, como enamorado de lo audiovisual, hace piezas donde mezcla una base de trap actual, una canción de Silvio de 1990 y un vídeo de la Feria de Sevilla de 1995. “Y sale algo”, incide, al tiempo en que expresa: “Al que le gusta lo entiende como yo y sabe sacarle una serie de espíritu. Son cosas que nadie se pone a verlas en Youtube. Y con este tipo de collage es quizá con lo que más me veo representado. Son cosas personales, con lo que más me veo identificado y lo que más me apasiona”.

No obstante, dice que lo que más le gusta de este mundo de redes y producción creativa no son los likes o acumular retuits, sino cuando “alguien me escribe por privado y me dice: Oye, estoy en el metro en Oslo, y me estoy partiendo el culo aquí. Esto es magnífico“.

“Alguno me ha escrito: Me he emocionado con esto, vivo fuera de Andalucía, en Finlandia, en EEUU…, porque rescata el sentimiento andaluz”, indica. “Con que a la gente le guste y se ría… Es suficiente. Con los likes y eso tampoco gano dinero, así que lo que más me llena es que haya gente que de verdad le guste esto”, continúa Malacara, quien desvela que su alias no tiene nada que ver con Andalucía, sino con el perro de la película argentina Historias mínimas, que su dueño se pasa todo el filme preguntando: “¿Viste Elmalacara?”. “Como a la mayoría del mundo, al mundo de los memes tampoco hay que buscarle ningún tipo de justificación”, apostilla el joven sevillano.

Etiquetas

Más artículos en esta categoría:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *