JerezCiudad

La asociación de vecinos del centro histórico asegura que Las Cuadras no tiene licencia de bar

La organización censura las quejas del establecimiento por la cancelación de un concierto tras la denuncia de un vecino.

La organización censura las quejas del establecimiento por la cancelación de un concierto tras la denuncia de un vecino.

La asociación de vecinos del centro histórico asegura, en una nota de prensa, que tras la reunión realizada la semana pasada con residentes del entorno de la plaza del Clavo, Tornería o San Marcos, constata que los problemas del centro son comunes, a saber: ruido, incumplimiento de horarios de cierre por parte de los bares, venta de alcohol a menores o consumición de las bebidas en la calle sin tener licencia de veladores.

Las quejas del propietario del bar Las Cuadras, que censura que efectivos del 092 ordenaran la finalización de un concierto de tunos por las quejas de un vecino debido al ruido que estaban provocando, provocan la respuesta de la asociación de vecinos. La organización señala que el establecimiento “aparece registrado como asociación para la integración de minusválidos hispano-africana, lo que pone en seria posición de duda su propio ánimo de lucro”. La asociación pone en duda que “pueda funcionar como si tuviera licencia de bar-cafetería y, por tanto, sujeto a los horarios de dicha licencia”.

Los vecinos del centro histórico sostienen que “en ningún caso se puede ofrecer ni música en directo ni música pregrabada”, que los tunos estuvieron cantando hasta las 6:30 de la mañana del sábado y que el establecimiento “conoce las ilegalidades que está llevando a cabo”, ya que, según aseguran desde la asociación, “el pasado mes de febrero de 2016 la delegación de Urbanismo le impuso una multa de más de 4.000 euros y el precinto de un equipo de música pregrabada”.

La organización vecinal apunta: “En ningún caso aceptaremos que se responsabilice a un residente de los problemas derivados de los incumplimientos legales y normativos de otros. Y, desde luego, aconsejamos quien no respete los términos de sus propias licencias que guarde silencio antes de despotricar en las redes y los medios, máxime cuando se tiene tanto por lo que callar”. La asociación de vecinos del centro histórico asegura que tiene en su poder los documentos que demuestran tales afirmaciones y que mantendrá su “tolerancia cero ante ilegalidades manifiestas que quebranten el legítimo derecho al descanso”.

Etiquetas

Más artículos en esta categoría:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *