Jerez se queda como circuito reserva para las Superbikes

Publicidad

Jerez se queda como circuito reserva para las Superbikes

El PP lamenta la pérdida de la prueba y desde el gobierno local responden que los populares "tratan de crear falsas alarmas".

16-04-2018 / 08:51 h.

Jerez ha pasado de ser capital mundial del Motociclismo con el PP a perder hasta la Superbike con el PSOE, se quejan desde las filas populares, que pide explicaciones a la alcaldesa, Mamen Sánchez. "Una realidad incontestable que demuestra cómo se gestiona bien aun en la peor época económica (PP) y cómo el PSOE en apenas tres años es capaz de tirar por tierra todo el trabajo y cargarse cualquier cosa buena para Jerez", señala el Partido Popular en una nota de prensa remitida a los medios. El vicepresidente de Cirjesa y teniente de alcaldesa de Economía, Santiago Galván, asegura que "el PP de Jerez, en su afán por mentir y manipular, una vez más, trata de crear falsas alarmas. Superbikes no solo no se ha perdido, sino que, como ya hemos dicho, el trazado jerezano este año está como circuito reserva y, hasta el mes de junio no conoceremos definitivamente si se optará por hacer efectiva esa reserva o no".

El PP, por su parte, lamenta que el Circuito de Jerez haya perdido la ocasión de albergar una de las pruebas del Mundial del Superbike, "un dato especialmente negativo para Jerez por lo que esto supone de generación de riqueza, empleo y beneficios para el conjunto de la ciudad". "A ver cómo explica ahora al sector hotelero y hostelero que hemos vuelto a perder una oportunidad única de situar Jerez en el centro de las miradas de los aficionados del motociclismo en todo el mundo", agregan. El teniente de alcaldesa Santiago Galván expresa que "si desde el PP hubieran llamado o preguntado, con un mínimo de trabajo, se hubieran enterado de que el lunes pasado, durante un encuentro mantenido en Madrid, he estado cerrando las condiciones para un contrato con Dorna para que traiga Superbikes a Jerez durante los tres próximos años, en unas condiciones óptimas y asumibles para la ciudad de Jerez, y no el contrato que firmó Saldaña y Pelayo que dejó a la sociedad con unas pérdidas de más de dos millones de euros".