JerezPolítica Municipal

Ganemos ya divisa 2019: confluencia o muerte

La agrupación muestra su predilección por concurrir junto a Podemos e IU a las próximas municipales y así aglutinar unas fuerzas que no se acabaron entendiendo en los anteriores comicios

En ese momento no lo sabían, pero cuando la plaza del Arenal se llenó de pancartas, charlas interminables y tiendas de campaña durante más de tres meses a mediados de 2011, cuando el movimiento 15-M dio sus primeros pasos, quizás ahí se estaba gestando lo que unos años después cristalizó en un agrupación de electores, llamada Ganemos Jerez, que irrumpió con fuerza en el panorama político local arrancando cinco concejales partiendo de la nada. Muchas de las personas que colaboran con la formación seguro que gritaron eso de “No hay pan para tanto chorizo”, “No nos representan” o “No es una crisis, es una estafa”, unas proclamas que calaron en parte de una sociedad, harta de la clase política, que decidió dar un paso al frente para intentar cambiar las cosas desde dentro.

Miembros de Ganemos, durante una asamblea. / MANU GARCÍA.

Esa era la intención hace cuatro años cuando, en los meses previos a las elecciones municipales de 2015, se gestó la formación de la agrupación de electores, que contaba con el apoyo de Podemos —que no quiso concurrir con su marca—, pero no con el de IU, que prefirió presentarse con sus siglas y su “mochila”, como definía su portavoz, Raúl Ruiz-Berdejo, por aquel entonces. Ahora la situación es diferente. El escenario electoral de cara a 2019 presenta a un PP que se perfila como fuerza más votada; a un PSOE que aspira, al menos, a no perder concejales; y a formaciones como Ciudadanos que, aupadas por la ola nacional, pueden mejorar los dos sillones que tiene en la Corporación municipal. Ante esto, ¿qué harán las autodenominadas fuerzas del cambio? Podemos e IU ya iniciaron contactos de cara a dar forma a una posible confluencia, de la que Ganemos no quiere quedarse fuera, aunque de momento la formación municipalista no se ha reunido con las otras dos fuerzas. Pero la idea es que las primeras reuniones se celebren pronto.

“Tenemos que aprender de lo que nos pasó en 2015”, dice Santiago Sánchez, portavoz de Ganemos Jerez, en declaraciones a lavozdelsur.es. “Es otro momento”, insiste Sánchez, para el que “lo razonable, lo lógico, lo esperado y lo deseable es que vayamos los tres grupos políticos juntos, más los colectivos que se quieran sumar”. Hay que aparcar los egos y construir de forma conjunta una candidatura que mire por Jerez, que busque soluciones a los problemas de los jerezanos, que impida la vuelta del PP a la Alcaldía y que dé un giro de 180 grados a las políticas que desarrollaron los populares, algo que los socialistas no están haciendo. Así resume Sánchez la tarea que tienen por delante, que recuerda a la iniciada a finales de 2014, cuando al albor de las buenas perspectivas que daban las encuestas a Podemos —que finalmente no quiso exponer sus siglas al posible desgaste que podría sufrir antes de las generales de diciembre de 2015, pocos meses después de las municipales—, empezaron a crearse agrupaciones de electores por toda España.

Los resultados en Jerez pusieron a Ganemos ante una encrucijada: apoyar la investidura —o incluso gobernar— de una posible alcaldesa del PSOE o abstenerse y permitir, de facto, que lo hiciera el PP. Tras unas duras negociaciones optaron por la opción “menos mala”, como reconocían algunos miembros de la agrupación, y Mamen Sánchez fue la nueva alcaldesa de la ciudad, con Ganemos e IU como socios de investidura, pero no de gobierno. Dos años después de aquello, a principios de 2017, la sombra del tripartito comenzó a sobrevolar Consistorio y, por momentos, pareció bastante factible que las tres formaciones gobernaran la ciudad, pero las negociaciones se rompieron definitivamente cuando IU se cansó de esperar respuesta del PSOE, que ya entonces, a mitad de legislatura, no veía con tan buenos ojos compartir el gobierno local.

“Nunca sabremos si fue una buena o mala idea”, dice Santiago Sánchez, quien asegura que también es “muy frustrante estar en la oposición en un municipio que está acogido a la Ley de grandes ciudades, porque la junta de gobierno local tiene casi todas las competencias y los plenos en realidad son un circo, en ellos no se deciden las cosas importantes”. Pero la implicación de Ganemos en la vida política municipal, dice Sánchez, es muy alta —“ni PP ni Ciudadanos tienen este ritmo de trabajo ni de lejos”—, y desde 2015 han recibido “un curso intensivo de política municipal”. Los miembros de Ganemos venían de movimientos sociales y sin experiencia en el funcionamiento interno de un Ayuntamiento que, para más inri, es uno de los más endeudados del país y en una ciudad que presenta una tasa de paro insoportable. “Nos presentamos a las elecciones con postureo cero, veníamos de donde veníamos, de la calle, con muy poca repercusión mediática”, recuerda Sánchez, quien señala que ellos están “para solucionar problemas y no para aparentar”. “No todos los concejales cobran, pero yo sí, y me debo a mis jefes, que es la gente que vive en Jerez, a la que le tengo que rendir cuentas”.

Las propuestas, las decisiones y la estrategia política de Ganemos no solo las deciden los concejales, que se apoyan en la asamblea —un órgano, que ha ido perdiendo participación durante la legislatura, al que consulta los temas de mayor relevancia— y en el grupo municipal ampliado (GMA), un sistema organizativo que conforman una docena de personas, aunque tres de esos puestos son rotatorios, que debaten y consensuan la actuación de la agrupación de electores. “Trabajamos a destajo”, dice Teresa Chamizo, miembro del GMA. “En vez de tener un asesor a tu lado, tenemos redes de contactos, poco a poco la gente se ha ido acercando y nos aporta ideas”, explica. Ella es una de las que, con su granito de arena, dirige las políticas de la formación, que ahora está, a su entender, en una posición inmejorable para, de la mano de Podemos e IU, dar un posible salto a la Alcaldía en 2019. “Es el espacio de confluencia que Jerez necesita”, dice. Para ella, no entrar el gobierno local les ha permitido “tener un espacio libre y puro” que, ahora, más de un año después de romperse las negociaciones, les posibilita mirar al futuro con ilusión, apunta, para ser “la herramienta de cambio que necesita Jerez”.

“Ganemos hace con sentido de confluencia y lo llevamos en nuestro ADN, hemos sido siempre una agrupación de electores abierta, nacimos a la ola del 15M, en nuestras asambleas abiertas participa quien quiere y así vamos a continuar”, dice Fernando Ojedo, miembro de la agrupación, quien asegura que, durante estos tres años de experiencia institucional, han intentado “acercar las instituciones a la ciudadanía” y que de aquí en adelante no escatimarán esfuerzos en intentar construir “un proyecto alternativo para esta ciudad”, que está por si se materializa y cómo. La cuenta atrás para mayo de 2019 ya ha empezado.

Un ‘sí’ a un Presupuesto que incluye 83 medidas de Ganemos

La formación, tras la última reunión con el Ayuntamiento, anuncia su intención de apoyar el Presupuesto de 2018 que, con los votos de IU y los del PSOE, saldrá adelante cuando se lleve a pleno. Ganemos apunta que las cuentas anuales incluyen 83 medidas suyas, 43 de las cuales proceden del año pasado —algunas se repiten y otras no llegaron a realizarse— y 40 son nuevas. De estas nuevas, 16 son inversiones, por montante total de casi 13 millones de euros. La agrupación valora así que el Presupuesto se apruebe en los primeros meses del año, porque tendrá más plazo para ejecutar las medidas. “Este año vamos a aumentar el seguimiento del Presupuesto”, dice Manuel Fernández, concejal de la formación, en una rueda de prensa reciente.

Etiquetas

Más artículos en esta categoría:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.