Andalucía

Escuelas de Calor se prepara para seguir luchando por la correcta climatización de las aulas andaluzas

La plataformas de Ampas empieza el curso defendiendo el proyecto de ley que propuso a la Junta, que "era una apuesta a futuro, pues apostaba por la eficiencia energética y las energías renovables"

La plataforma de Ampas, Escuelas de Calor, tiene la certeza de que el Gobierno andaluz de PP y Ciudadanos quiere enmendar la proposición de ley de bioclimatización de centros educativos que actualmente se tramita en el Parlamento Andaluz para convertirla en otra cosa diferente para lo que fue concebida y redactada.

scuelas de Calor llama a la comunidad educativa a movilizarse en defensa de la ley que impulsaron las AMPA, la que iba a servir para bioclimatizar los centros educativos y dotarlos de condiciones sanas para la labor que se hace en ellos, confortables y sostenibles, desde un análisis riguroso de las necesidades de cada centro y apostando a futuro mediante técnicas bioclimáticas y energías renovables.

En julio, apenas unos días después de conocer las enmiendas que PP, Ciudadanos y Vox han hecho al texto de la proposición de ley de bioclimatización, Escuelas de Calor decidió en asamblea que tenía que luchar por la Ley que había salido de las Ampa. No será esa la que salga de la mayoría que PP, Ciudadanos y Vox tienen en el Parlamento Andaluz, “la van a desvirtuar de tal manera que no será útil para lo que fue concebida”.

Escuelas de Calor prevé que la Junta “dará cobertura a los edificios de la educación privada concertada, vía subvenciones, no habrá financiación prevista ni fondos propios de la Junta de Andalucía, todo se fía a
fondos europeos Feder o transferencias finalistas del Estado, ofrece una oportunidad de negocio a las empresas en lugar de llevar a cabo las actuaciones con recursos de la Junta de Andalucía y todo pasará a ser parte de inciertos planes de infraestructuras, el mismo parcheo de los infructuosos planes de climatización del Gobierno anterior”.

“Nuestra ley estaba pensada para mejorar las condiciones de salud y confort térmico de las aulas y patios escolares mediante técnicas bioclimáticas y era una apuesta a futuro, pues apostaba por la eficiencia energética y las energías renovables, todo ello en sintonía con la situación de emergencia climática en que se encuentra nuestro planeta. Es por ello que organizaciones como Greenpeace la ha considerado como una iniciativa positiva y muy necesaria, entre todas las medidas que debemos tomar si queremos que nuestra vida en el planeta sea sostenible y que haya una oportunidad de futuro”, sostienen desde Escuelas de Calor.

“Además, es una ley pensada por y para la educación pública 100% y desde la equidad, pues el derecho a la educación de calidad y en condiciones dignas no puede olvidar las edificaciones e infraestructuras educativas, todas y cada una de ellas, partiendo de un estudio de las necesidades de reforma que cada una presenta”, agregan.

Etiquetas

Más artículos en esta categoría:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *