Festival de Jerez

En la cueva del baile primigenio

Sandra Hundelshausen expresa la pasión flamenca, al calor de la hoguera perenne de la tribu, y en sus lienzos asoman los fantasmas de toda la historia olvidada del baile que hoy llamamos flamenco

En el Palacio Pemartín, sede del Centro Andaluz de Documentación del Flamenco, en Jerez, pueden ustedes visitar estos días una exposición muy especial: la artista alemana Sandra Hundelshausen, residente en Koblenza, ofrece una muestra de su arte magnífico , bajo el título “Sobre Fronteras”, justamente en los días del Festival de Jerez, que comienza hoy.

Sandra Hundelshausen es una artista de gran reconocimiento en Alemania y Suiza, donde ha realizado numerosas exposiciones. Ella, además trabaja desde hace mucho tiempo como terapeuta con niños y adolescentes, y tiene una especial preocupación sobre el arte como expresión de la persona y como vía hacia su plenitud física, emocional y espiritual.

Nacida en una familia musical, Sandra Hundelshausen tiene además una gran formación clásica en piano, habiendo desarrollado su trabajo en música clásica, rock y baile. A través de la Academia Europea del Baile, llegó al conocimiento de la llamada “pintura de baile”, donde la artista observa el baile  y a la vez plasma en paralelo sus impresiones artísticas en forma de dibujos o pinturas.

En la mañana de ayer, Sandra nos ofreció esta particular actuación, que pueden ver en  video en esta página, donde tuvo ocasión de crear una obra pictórica en resonancia directa con un grupo artístico formado por la bailaora Irene Olivares, el cante de Eva Rubichi, las palmas de Pepe Rubichi y la guitarra de Santiago Moreno, excelentes artistas flamencos jerezanos. En esta exposición titulada “Sobre Fronteras” se afirma precisamente que el puente del arte supera y no conoce fronteras, y vemos cómo un hilo de oro conecta formas expresivas distintas  y personas distantes en la geografía, para crear un momento memorable, que cristaliza como una joya eterna en el arte magnífico de Sandra.

Sandra Hundelshausen. FOTO: MANU GARCÍA.

La exposición “Sobre Fronteras” no solo vincula geografías distintas, sino también tiempos distantes: dicen los tratadistas que antes que el cante flamenco, y antes que el toque también, en el principio fue el baile…y antes de que existiese el arte flamenco, en el principio fue también el baile…ese baile que ha sido cauce expresivo de la gratitud y la ofrenda, de la plegaria y la celebración, en todas las culturas de la humanidad.

De alguna manera, que ustedes percibirán si se acercan, la sala de exposiciones del Palacio Pemartín  se ha transformado estos días en una cueva del baile primigenio, donde a través de la médium Sandra Hundelshausen se expresa la pasión flamenca, al calor de la hoguera perenne de la tribu,  y en sus lienzos asoman los fantasmas de toda la historia olvidada del baile que hoy llamamos flamenco. pero mucho más allá de este género artístico se vislumbran en sus cuadros los ancestros que bailaron desde el inicio de los tiempos, en la alegría y ante la adversidad, y la sala del Palacio Pemartín se transforma así en  un Templum, donde los lienzos y dibujos  de Sandra Hundelshausen son talismanes que actualizan este ritual primigenio. Verlo es un privilegio, no se lo pierdan.

La exposición “Sobre Fronteras” de Sandra Hundelshausen, permanecerá abierta desde el 21 de febrero hasta el miércoles 17 de abril, en horario normal del CADF, de 9´00 a 14´00 horas. 

Durante los días del Festival de Jerez, hasta el viernes 8 de marzo, tendrá un horario especial, de 9´00 a 18´00 horas. Entrada libre.

Video de la performance realizada ayer por Sandra Hundelshausen. Autor: Rubén Carrera

 

Etiquetas

Más artículos en esta categoría:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *