Sociedad

El Virgen de las Nieves cancela hasta diez sesiones de quimio al día y pruebas diagnósticas por falta de personal

El vicepresidente de la Junta admite "errores" en la sanidad pública andaluza; Adelante saluda el cese del gerente del SAS pero "no es la solución"

El Hospital granadino Virgen de las Nieves suspende a diario sesiones de quimioterapia y pruebas diagnósticas por falta de personal. Es la tónica habitual de la sanidad pública andaluza, según denuncian sindicatos. En este caso, es la junta de personal la que ha denunciado esta situación a la Inspección de Trabajo ante la “inoperancia” de la gerencia para cubrir un déficit de personal que tienen al hospital “al borde del colapso”.

Esta falta de personal, lógicamente, se traduce en peor servicio a los pacientes. “Entre 8 y 10 personas no pueden recibir quimioterapia a diario por falta de personal que los atienda (han cerrado 8 sillones de los 30 totales), esto quiere decir que a la semana unas 56 personas con cáncer no pueden acceder a su tratamiento en tiempo y forma”, han denunciado desde la junta de personal, en declaraciones recogidas por Granada Hoy.

También sostienen que faltan por abrir ocho quirófanos, se suspenden más de 100 endoscopias y 200 resonancias y otras pruebas diagnósticas, muchas de ellas para casos de cáncer, y por supuesto, todo a consecuencia de que “faltan más de 310 profesionales de todas las categorías”, exponen en declaraciones al referido rotativo.

Se vulneran permisos reglamentarios y, en contraposición, la plantilla cada vez asume una mayor sobrecarga de trabajo. La media edad de la plantilla del centro, además, está envejecida, por lo que cuando se producen bajas, cada vez son de mayor duración. Un círculo vicioso que toca de lleno en la salud y atención de los pacientes. Después de diferentes reuniones con la gerencia, los profesionales sostienen que “la única respuesta que han encontrado ha sido que no pueden hacer nada para resolver esta situación porque se ha sobrepasado el límite de presupuesto para el capítulo de personal”, añade la publicación.

El vicepresidente de la Junta de Andalucía, Juan Marín (Ciudadanos), ha desvinculado este domingo, en el transcurso de una entrevista en El Objetivo, el inminente cese del gerente del Servicio Andaluz de Salud (SAS), Miguel Moreno Verdugo, de las protestas de los sindicatos sanitarios aunque ha admitido que “se están cometiendo algunos errores que hay que corregir”. Cientos de personas salieron este pasado domingo en el Campo de Gibraltar a protestar por la situación crítica del sistema público de salud.

Marín, en cambio, asegura que “en la sanidad andaluza se cometerán errores como en muchas otras pero tampoco nadie me dejará de reconocer que hoy hay 11.056 millones en el presupuesto de la sanidad pública, 1.830 millones más de lo que había hace nueve meses con el PSOE”. “Otra cuestión será la gestión y lo que haya que mejorar en listas de espera. Soy el primero que reconoce que se están cometiendo algunos errores que hay que corregir”.

En un comunicado, la portavoz parlamentaria de Adelante Andalucía, Inmaculada Nieto, ha señalado que, aunque “es positivo que comiencen por fin a asumirse responsabilidades en el ámbito del equipo que dirige la Consejería de Salud ante los gravísimos problemas que atraviesa la sanidad pública en Andalucía”, el cese del gerente del SAS “no representa la solución a la delicada situación que vive la sanidad en la comunidad autónoma”. En su opinión, “la falta de recursos, de personal sanitario, de planificación o el aumento de los negocios de la sanidad privada en nuestra tierra, requieren de un cambio profundo de las prioridades políticas que se atienden desde la Junta de Andalucía”.

Etiquetas

Más artículos en esta categoría:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *