El gobierno del PP generó 244 millones de euros en facturas impagadas desde 2013

Publicidad

El gobierno del PP generó 244 millones de euros en facturas impagadas desde 2013

EXCLUSIVA Un informe de la Intervención revela que solo en el primer semestre de este año se han dejado de pagar 42,5 millones de euros a los proveedores.

El caos es total: hay más de 65 millones de euros en cobros pendientes que ni siquieran pueden reconocerse por no tener aplicación en Presupuestos municipales.

10-07-2015 / 01:39 h.
Publicidad

Al desorden y bloqueo administrativo se suma el caos económico y financiero que ha encontrado el nuevo gobierno del PSOE en su aterrizaje forzoso en el Consistorio. "Estamos poniendo orden, criterio y casi legalidad donde no la había", aseguraba hace unos días la alcaldesa, Mamen Sánchez, en una entrevista en eldiario.es. Al déficit previsto de 29 millones para gastos corrientes hasta final de año por mor de unas arcas municipales secas, hay que añadir otro hándicap difícilmente salvable si no es con un nuevo rescate estatal: el aluvión de impagos a proveedores de servicios que hereda la socialista. Desde 2013 hasta este primer semestre de 2015 -coincidiendo con la segunda parte del anterior mandato- se han acumulado un total de 244 millones de euros en facturas pendientes de pago. Así lo refleja un informe de la Intervención Municipal, al que ha accedido en exclusiva lavozdelsur.es, y que evidencia la, como poco, errática gestión popular.

Solo en el primer semestre de este año, el anterior equipo del PP generó más de 42,5 millones y medio de euros en facturas impagadas. De ellas hay, según el informe de la Intervención, un total de 4,34 millones de euros en facturas que ni siquiera se pueden aprobar, ya que son servicios contratados sin Presupuesto. A estas facturas en el cajón correspondientes solo a los seis meses de este 2015, se suman las amasadas entre enero de 2013 y el pasado 31 de diciembre de 2014. En este apartado, facturas de años anteriores impagadas porque ni siquiera se pueden aprobar por no tener Presupuesto, hay una deuda de 60,86 millones de euros. En total, 65,2 millones de impagos en el limbo. Lógicamente, toda esta contabilidad oculta influye en los resultados económicos tan halagüeños que aún en la oposición sigue defendiendo el partido liderado por Pelayo.

Prórroga tras prórroga

Conviene recordar que el Ayuntamiento se mantiene a día de hoy con las previsiones económicas de 2014 prorrogadas, algo que el nuevo equipo de gobierno pretende reconducir este mismo verano. Una situación que no es nueva. Igual sucedió el año anterior, cuando se funcionó hasta pocos días antes de acabar el ejercicio con el Presupuesto de 2013 en prórroga. En ningún caso hubo una explicación convincente del gobierno de Pelayo ante este extraño proceder, para el que se utilizaron variopintas justificaciones, pero que no deja de ser insólito en la historia democrática municipal. Las ronchas no han dejado de acumularse.

En este semestre, además, se han dejado un reguero de impagos divididos en facturas de este año aprobadas pero pendientes de pago, por importe de 24,63 millones, y facturas no aprobadas, por un valor total de 13,55 millones de euros. En este último capítulo se contabilizan, expone el informe, un total de 2.192 facturas pendientes de aprobación por servicios prestados al Ayuntamiento por orden del anterior gobierno local. Por último, el análisis se completa con el dato de las facturas de ejercicios anteriores (2013 y 2014) reconocidas y pendientes de pago: 140,63 millones de euros. 

Antes de enero de 2013, el gobierno de Pelayo transformó la totalidad de la deuda comercial del Ayuntamiento por deuda bancaria, gracias a los llamados préstamos ICO, consistentes en cambiar facturas pendientes con proveedores por deuda financiera. Tras este, podría decirse, borrón y cuenta nueva, la realidad es que muy lejos de la cacareada gestión económica impecable y milagrosa del PP, el informe de la Intervención deja a los pies de los caballos el trabajo que ha venido haciendo en materia económica durante el conjunto de la legislatura anterior. 

 
Publicidad