“El andalucismo puede mover el alma, el corazón y la cabeza de los andaluces”

La formación Izquierda Andalucista ha celebrado su asamblea en la localidad cordobesa de Palma del Río, donde ha decidido integrarse en la confluencia de la izquierda junto a Podemos, IU y Equo con el objetivo de superar al PSOE y evitar que la suma de PP y Cs se haga con el poder en la Junta de Andalucía

La directora de cine Pilar Távora podría estar más tranquila con sus proyectos cinematográficos y sus espectáculos teatrales, pero Andalucía no la deja tranquila. Hija del dramaturgo Salvador Távora, figura icónica de la lucha contra la dictadura y la conquista de la democracia y el autogobierno andaluz, se acercó al extinto Partido Andalucista (PA) en su agonía para intentar posicionarlo en la izquierda y salvar un barco que se hundía por las incoherencias entre el discurso y la práctica y por un acercamiento al PP en muchos pueblos y ciudades que hicieron imposible reconducir el coche andalucista. Nacida en el popular barrio hispalense del Cerro del Águila, la directora de las películas Madre Amadisima o Yerma se quedó a 600 votos de ser concejala en el Ayuntamiento de Sevilla en la candidatura que lideraba Pilar González en 2011, la ex secretaria general del Partido Andalucista que tuvo que abandonar la formación ante la incomprensión de los cargos públicos municipales que mayoritariamente se negaban a posicionar nítidamente al partido en la izquierda.

Finiquitado el Partido Andalucista en 2015, el ala más continuista fundó Andalucía por Sí (AxS) para darle cobijo a los dos centenares de concejales obtenidos en los comicios municipales de 2015, mientras que el sector más progresista se desvinculó de la línea del PA y fundó Izquierda Andalucista: “Con izquierda delante para que no haya dudas”, especifica Pilar Távora, quien ha sido elegida este fin de semana coportavoz de la formación en una asamblea, celebrada en la localidad cordobesa de Palma del Río, donde los andalucistas de izquierdas han decidido integrarse en la confluencia con Podemos, IU, Equo y otros actores sociales con el objetivo de ganarle al PSOE y evitar que la suma de PP y Ciudadanos se haga con el poder en Andalucía en las elecciones previstas para la primavera de 2019, cálculos de Susana Díaz mediante.

¿Qué le aporta el andalucismo a la confluencia de la izquierda?

Es el complemento perfecto a la izquierda andaluza. Los partidos estatales se deben al resto del Estado, no pueden defender los problemas de un territorio concreto con una mirada nítida de aquí. Sólo los partidos territoriales podemos defender los temas concretos del territorio con absoluta clarividencia. Defender no desde el punto de vista bélico, sino de reclamar las inversiones y necesidades específicas que tiene cada territorio. El andalucismo es absolutamente necesario y se combina muy bien con las fuerzas progresistas que creen en un Estado plurinacional y federal.

¿Qué es ser andalucista en el siglo XXI?

Yo considero que es lo más vanguardista que se puede ser en política andaluza; entre otras cosas, porque nunca el andalucismo ha gobernado, jamás en todos los años de democracia. Si tú te lees a Blas Infante, lo que escribió lo podría haber escrito anoche porque está de plena vigencia. El andalucismo es diferente a todos los nacionalismos del resto del Estado, es un nacionalismo de izquierdas, integrador, solidario y fraternal. Hay que ponerlo en práctica porque es vanguardia, es humano. El andalucismo es la luz de Andalucía.

El andalucismo ha gobernado en ciudades tan importantes como Sevilla, Jerez, San Fernando, Puerto Real e incluso cogobernó la Junta de Andalucía durante ocho años con el PSOE, ¿no se ha puesto ya en práctica?

Cuando yo hablo de andalucismo, no te hablo del Partido Andalucista. Hablar de andalucismo no es hablar del PA. El andalucismo es muy anterior al PA y esa es la ideología que nosotros practicamos.

“Hablar de andalucismo no es hablar del PA. El andalucismo es muy anterior”

¿El PA entonces qué ideología tenía?

En el PA lo mismo había gente de derechas, de centro, de izquierdas, que gente que se decía que no era ni de izquierdas ni de derechas; había gente que conocía la obra de Blas Infante, otros que no; había gente que salía en los pueblos con el polito de la bandera rojigualda y a otras que les daba repelús el término nacionalista; había gente que estaba incluso en contra de la memoria histórica cuando al fundador del andalucismo, Blas Infante, lo asesinó el fascismo. Había muchos sitios en donde el PA ha gobernado que se confundía el andalucismo con el folclorismo. El andalucismo es una ideología revolucionaria y buena parte de quienes han estado en el Partido Andalucista muchos años nunca lo han llegado a entender. En muchos municipios se presentaban como Partido Andalucista mucha gente que no ha sido andalucista en su vida.

¿Existen muchos andalucistas en Andalucía de este andalucismo que defiendes?

Sí, pero sin siglas, sin nada. En los mítines que daba con Unidos Podemos por Andalucía en las últimas elecciones generales de 2016, yo salía con la bandera andaluza y en ese momento la gente tocaba las palmas con un entusiasmo exagerado. Sí que hay, existen estudios de la Universidad de Granada que dicen que un 5% de los andaluces se consideran muy nacionalistas, pero hay que llegar a ellos, hay que ser honestos y coherentes. Los andaluces se mueven mucho por sentimientos, a los andaluces no nos sirve la cabeza sin alma. El andalucismo puede mover el alma, el corazón y la cabeza de los andaluces.

¿No es una contradicción que un partido andalucista confluya con otro de ámbito estatal que no tiene CIF en Andalucía como Podemos?

Nos gustaría que el andalucismo fuera hegemónico en Andalucía, pero no lo es. Solos no podemos; pero si nos juntamos con amigos y amigas, sí. Quienes piensen que por ir en coalición con un partido estatal no se puede ser andalucista, les digo que se han quedado en el siglo XIX. El nacionalismo andaluz, si queremos que sea útil a los andaluces, hay que adaptarlo a su momento histórico y al contexto político en el que se desarrolla. En Izquierda Andalucista estamos convencidos de que Podemos Andalucía tiene voluntad clara de ser autónomo del Podemos madrileño. Nuestro acercamiento es lógico, nosotros aportamos el andalucismo y Podemos e IU aportan la visibilidad, el poder. Sin poder es imposible construir andalucismo y transformar Andalucía.

Távora, de espaldas, durante la asamblea.

¿No está el andalucismo ya cogido por el PSOE?

Para nada, el PSOE es todo lo contrario al andalucismo. De hecho, el PSOE se ha cargado toda la potencia transformadora del andalucismo. Le ha robado todos sus símbolos para guardarlos en un cajón y sacarlos cada 28 de febrero y, desde el año pasado, también el 4 de diciembre.

“Susana Díaz juega un papel absolutamente españolista, intentando desposeer a Andalucía de su conciencia como pueblo”

Susana Díaz repite una y otra vez que ella es muy andaluza y que Andalucía está por encima del PSOE.

Esa es la retórica en la que se mueve, pero su realidad es que ha convertido a Andalucía en una plataforma personal para colmar sus ambiciones políticas y guerrear con Pedro Sánchez. Susana Díaz juega un papel absolutamente españolista, intentando desposeer a Andalucía de su conciencia como pueblo. En el tema de Cataluña, hay momentos que nos ha dado mucha vergüenza ajena y tristeza al ver que Andalucía se posicionaba de la forma que lo ha hecho, porque la diferencia con PP Y Ciudadanos era nula. Avergüenza ver al PSOE y a Susana Díaz jugando a españolizar Andalucía.

¿Cuál será la línea irrenunciable de Izquierda Andalucista en las negociaciones para la confluencia?

Bien sencilla, que Andalucía sea reconocida por Podemos, IU, EQUO, y el resto de actores que participen en la confluencia, como sujeto político, que se reconozca el hecho diferencial andaluz. Y que seamos protagonistas, no actores secundarios de una obra de teatro que ya esté cerrada.

Pilar Távora.

¿Eso quiere decir que exigiréis ir en puestos de salida en las listas electorales?

Esto no es un mercadeo de listas electorales. Aunque somos conscientes de que hay que tener poder político, sabemos que lo más importante es la concienciación al pueblo andaluz. Sin conciencia de pueblo, el andalucismo sube y baja como ya ha pasado. Creemos que es más importante que la sociedad esté concienciada a tener un puesto en la lista; ahora bien, intentaremos que se respete nuestro espacio político también en las listas electorales.

¿En qué momento están las negociaciones con Podemos, IU y Equo?

En un estado muy primario. Podemos, IU y Equo se reunieron la semana pasada. A nosotros nos han llamado para formar parte del grupo motor tanto desde IU como desde Podemos, pero las negociaciones ni siquiera han empezado. Está todo en un punto de partida y desde Izquierda Andalucista pediremos que no sea sólo una confluencia de partidos políticos, sino que se incluya a la sociedad civil que está pidiendo a gritos que nos unamos para ganar en Andalucía frente a un PSOE andaluz entregado al PP y Ciudadanos.

Vamos a jugar a futuribles. En las elecciones, el voto de la confluencia de izquierdas es fundamental para impedir que gobierne la suma de PP y Ciudadanos o por el contrario que lo haga de nuevo el PSOE. 

A un futuro gobierno de PP y Ciudadanos jamás le daríamos un voto. Con PP y Ciudadanos, ni a la vuelta de la esquina; pero tampoco servirá nuestro voto para que siga gobernando un PSOE andaluz escorado a la derecha, centralista y aficionado a los recortes. Somos más de Pedro Sánchez que de Susana Díaz, pero si de nosotros depende, que PP y Ciudadanos se olviden de tocar poder en nuestra tierra. Ya los conocemos, son la derecha centralista y antiandaluza de siempre. Nosotros salimos a ganar las elecciones, porque creemos que le haríamos un favor al PSOE andaluz mandándolo unos años a casa para que se refresque, se oxigene y se cure de tantos años de poder. Al PSOE andaluz no le vendría nada mal una buena dosis de humildad para bajar a la realidad y entenderla viviéndola.

Etiquetas

Más artículos en esta categoría:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *