delfin_muerto_Roche.png
delfin_muerto_Roche.png

Tres ejemplares de delfines listados aparecieron varados en la playa de La Barrosa, en Chiclana, en la mañana del pasado domingo 21 de enero. Según informa Ana Aldarias, coordinadora del área marina de Ecologistas en Acción y de Delphis (Red de asistencia de varamientos de cetáceos y tortugas marinas en la provincia de Cádiz) a lavozdelsur.es, los surfistas y demás presentes que alertaron a las autoridades sobre el varamiento de los ejemplares marinos, también hicieron piña para reintroducirlos al mar. "Pero no hay que hacerlo, no es positivo", señala Aldarias. "Si un animal de este tipo vara, es por algo. Lo que hay que hacer es llamar al 112 y no reintroducirlo al mar", agrega.

Hace una semana, cuando los veterinarios especializados en animales marinos llegaron a la costa, los delfines habían sido devueltos al mar. "Por lo que por la tarde del mismo domingo, volvieron a varar dos de ellos en La Barrosa, ya muertos". Ambos presentaban heridas graves de haberse golpeado con las rocas. La veterinaria encargada de hacer la necropsia (autopsia del cadáver animal), Carolina Fernández, del Cegma (Centros de Gestión del Medio Marino Andaluz) de Algeciras, indica a este medio que uno de los dos delfines varados en la playa de Chiclana todavía estaba vivo y que el otro había fallecido. "Pero estaba tan mal, que según el diagnóstico del veterinario tuvo que ser eutanasiado". Fernández fue la encargada de realizarle la necropsia a ambas especies el pasado lunes 22 de enero. No obstante, aún se desconocen las causas de la muerte de estos dos delfines.

"Rescatar a un delfín no es volver a introducirlo al agua"

Tanto Fernández como Aldarias enfatizan en que "no se debe reintroducir a los delfines al mar". "Lo que están haciendo es que el animal vuelva a aparecer muerto en la orilla, porque al devolverlo al mar este se estrella contra las rocas y le provoca contusiones en el cráneo. Lo que deben hacer es avisar al 112. Mantenerlos en la orilla sí, pero no reintroducirlos al mar, porque así, se mueren", explica la veterinaria. "Normalmente es desconocimiento y la gente lo que quiere es ayudar, pero rescatar a un delfín no es volver a introducirlo al agua", insiste.

Carolina Fernádez también asegura que en esta época estos casos de varamiento son habituales. "Estamos en alertas por vientos, marejadas... Por lo que no me extrañaría que tuviéramos un pico de varamientos esta semana", destaca. Las dos no han recibido el aviso de un tercer delfín muerto en las playas gaditanas, aquel que también varó hace una semana en La Barrosa. Sin embargo, el pasado domingo 28 de enero La Voz de Cádiz publicó que entre las playas de Cádiz y San Fernando habían encontrado otro ejemplar muerto, quizá ese tercer delfín que devolvieron al mar aquellos surfistas. Recordamos también que el pasado lunes 22 de enero los usuarios de la playa de Sancti Petri, en Chiclana, encontraron a una ballena muerta, en avanzado estado de descomposición, en la zona de rocas conocida como el arrecife. Al parecer, se trataba de una cría de género masculino de 10,7 metros de longitud de Rorcual común, especie que se encuentra en peligro de extinción.

Si has llegado hasta aquí y te gusta nuestro trabajo, apoya lavozdelsur.es, periodismo libre, independiente y en andaluz.

Comentarios

No hay comentarios ¿Te animas?

Ahora en portada
Lo más leído