No, no ha muerto un joven motorista en un accidente en Madre de Dios

Una información errónea en un medio de la ciudad indica que los cambios en el tráfico debido a unas obras desencadenaron un suceso que, si bien acabó con lesiones, no supuso ninguna muerte

La zona con las vallas durante las obras, en una imagen de Foto Denuncia Jerez.
La zona con las vallas durante las obras, en una imagen de Foto Denuncia Jerez.

Una información publicada este domingo en un periódico local afirma que se ha producido un fallecimiento en días pasados de un joven motorista en la zona de Madre de Dios debido a un accidente con su moto. Sin embargo, aunque sí hubo un accidente y el joven acabó con diversas lesiones, no se produjo la muerte.

El suceso tuvo lugar días atrás a raíz de un cambio en las señalizaciones en la zona. La vía que desemboca en la plaza desde la ronda Muleros en sentido al Minotauro cuenta con un semáforo que permitía seguir adelante o girar tanto a derecha como a izquierda para entrar en la calle Diego Fernández Herrera. Sin embargo, el giro a la izquierda se ha anulado por unas obras, con unas vallas amarillas y con una señal vertical que prohíbe girar a la izquierda para adentrarse en el centro.

Todo se debe a unas obras que acabarán en unos días que han hecho necesario levantar la calle y que acabarán en unos días. Por eso, señalan fuentes municipales, no se ha producido el borrado de la flecha de giro a la izquierda pintada en el suelo. Actualmente está el semáforo apagado, la señal vertical -que prevalece sobre la fecha del suelo según las normas básicas de tráfico- y una valla que impiude el giro. A eso se suma que la zona es de las más transitadas de la ciudad al ser prácticamente una circunvalación de avenidas, y a que siempre se ha permitido el giro a la izquierda, por lo que romper con una ruta tan consolidada para muchos vecinos de Jerez es difícil.

La solución existente mientras duren las obras es continuar recto hacia la rotonda del Minotauro y volver en sentido Madre de Dios para girar a la derecha hacia el centro. No son inconvenientes, porque en ese punto los tres carriles de Madre de Dios se convierten en dos. 

Lo que sucedió días atrás fue que una conductora hizo caso omiso de las señales que impedían girar y un motorista chocó con su coche, saltando por los aires y causándole diversas lesiones. Pero no falleció

Archivado en:

Si has llegado hasta aquí y te gusta nuestro trabajo, apoya lavozdelsur.es, periodismo libre, independiente y en andaluz.

Comentarios

No hay comentarios ¿Te animas?

Ahora en portada
Lo más leído