"Mi hija no acosa a nadie, lo que quieren es que sienta vergüenza y que la señalen"

La madre de una alumna de un instituto a la que acusan de ejercer 'bulling' sobre una compañera niega la mayor y afirma que solo hubo una pelea entre ambas adolescentes

Sandra y su hija Cristina. FOTO: MANU GARCÍA.
Sandra y su hija Cristina. FOTO: MANU GARCÍA.

Afirma que algunas amigas de su hija de 14 años no se acercan a ella porque se lo prohíben sus padres. Otras personas, dice, han abierto perfiles falsos en Facebook para insultarla. Sandra es la madre de Cristina, acusada formalmente de acosar, presuntamente, a una compañera de su instituto. Sandra lo niega. “No ha habido bulling, solo una pelea, nada más. Que de eso se haya llegado a esto es inexplicable”.

Los hechos se remontan un mes atrás, cuando tras una discusión entre las dos adolescentes que llegó a las manos, ambas acabaron expulsadas del instituto. Cristina, 29 días, su compañera, cinco. Sin embargo, la madre de la segunda, Fabiola Jales, interponía una denuncia ante Educación que obligaba al centro educativo a activar el protocolo por acoso escolar.

Según esta, su hija venía siendo acosada por Cristina desde principios de curso, algo que niega Sandra. “Es verdad que hubo una pelea, que además vino motivada porque ella —la presunta acosada— pegó a otra hija mía, de doce años. Cristina para defenderla se metió y la pegó. Pero no ha habido nada de acoso”. Eso sí, afirma que entre su hija y la otra compañera ha habido algún roce, como cuando Cristina le pidió prestado un rotulador y ella, tras dárselo, le dijo a su profesor que se lo había quitado.

Madre e hija, por el jerezano parque de La Plata. FOTO: MANU GARCÍA

Sandra explica que su hija es repetidora de Primero de ESO, una chica “muy impulsiva” a la que no le gustan los estudios y que ha estado “cuatro meses mala, porque le detectaron una enfermedad autoinmune que le ha afectado varios órganos. Ha estado con corticoides tres meses y eso le ha producido varias subidas y bajadas de ánimo, pero no ha protagonizado ningún tema de agresión nunca, aunque sí ha podido dar un grito o se ha puesto a llorar en clase”.

“Cristina lo lleva fatal —añade su madre— y con la impotencia de tener que estar 29 días expulsada, mientras que a la compañera solo le han caído cinco días”. Además, lamenta que a raíz de que la denunciaran por acoso y que este hecho trascendiera a la prensa “está todo el día en casa, no paran de llamarla, han creado perfiles falsos en Facebook en donde la insultan, hay padres que no dejan que amigas suyas se junten con ella…”. Por todo ello, Sandra afirma que ya ha puesto el caso en manos de un abogado y estudia denunciar a Fabiola por calumnias. “Si fuera civilizada hubiéramos hablado para resolver el tema. Lo que quiere es que mi hija sienta vergüenza y que la señalen. Ella ahora mismo es la acosadora, y creo que tampoco es justo que Cristina esté así”.

Si has llegado hasta aquí y te gusta nuestro trabajo, apoya lavozdelsur.es, periodismo libre, independiente y en andaluz.

Comentarios

No hay comentarios ¿Te animas?

Ahora en portada
Lo más leído