La Policía considera precipitado hablar de rapto a una menor y apunta a un borracho

captura_de_pantalla_2016-09-27_a_las_14.34.29.png
captura_de_pantalla_2016-09-27_a_las_14.34.29.png

La Unidad de Delincuencia Especializada y Violenta prosigue con su investigación para intentar esclarecer los hechos ocurridos la noche del 24 de septiembre en el entorno de Tornería.

La Unidad de Delincuencia Especializada y Violenta (UDEV) de la Policía Nacional prosigue con su investigación para intentar esclarecer los hechos que ocurrieron la noche del pasado sábado 24 de septiembre en el entorno de la calle Tornería. Con el centro de Jerez atestado de público debido a la procesión de La Merced, patrona de la ciudad, una persona agarraba a una niña de ocho años y se la echaba al hombro para, a continuación, emprender la huida. Los gritos desesperados de su madre, que había ido al centro con ésta y otra hija de menor edad que la primera, fueron los que pusieron en alerta al gentío que en ese momento se encontraba en la calle. Al parecer, fue en la confluencia con Eguilaz donde un hombre intentó agarrar al presunto secuestrador, que viéndose acorralado soltó a la niña y escapó a la carrera. 

Ese, a grandes rasgos, es el relato que ha contado la madre de la menor en comisaría tras interponer la denuncia. Además, según ella, los rasgos físicos del presunto secuestrador se corresponderían con el de una persona de origen oriental, de 1,70 metros de estatura y de pelo negro. Lo cierto es que, según ha podido saber este medio, la Policía todavía considera precipitado decir que lo sucedido ha sido un intento de secuestro. La investigación está dando sus primeros pasos e incluso parece que el autor del triste hecho pudo ser un “borracho con ganas de llamar la atención”, según las fuentes consultadas. Es más, desde la Policía se desmiente que haya pedido a los padres que presten a sus hijos una “atención especial” como así se ha publicado en algún medio. De momento no se ha producido ninguna detención.

La noticia, de gran impacto, ha corrido como la pólvora en redes sociales y grupos de WhatsApp, donde en grupos de madres y padres se han puesto en alerta ante el temor de que el sujeto pudiera volver a actuar. Por su parte, los padres de la menor prefieren no hacer declaraciones a la prensa a la espera de que la Policía concluya su investigación.

Sobre el autor:

jorge-miro

Jorge Miró

… saber más sobre el autor

Si has llegado hasta aquí y te gusta nuestro trabajo, apoya lavozdelsur.es, periodismo libre, independiente y en andaluz.

Comentarios

No hay comentarios ¿Te animas?

Lo más leído