javierfergo_obra-rio_01.jpg
javierfergo_obra-rio_01.jpg

Esta zona, utilizada como vertedero de escombros y de materiales de desmonte durante las obras de construcción de la autopista en los años 70, ha sido limpiada y ampliada y además se han plantado 600 árboles.

La Junta de Andalucía ha destacado una inversión de cerca de 400.000 euros en tres obras en Jerez para recuperar zonas degradadas junto al río Guadalete y la mejora de vías pecuarias para uso recreativo.

En una nota, la Junta explica que el delegado territorial de Medio Ambiente y Ordenación del Territorio en Cádiz, Ángel Acuña, acompañado de la alcaldesa jerezana, Mamen Sánchez (PSOE), ha visitado varias de estas obras ejecutadas por la Junta en 2015. 

En cuanto a la restauración en la margen izquierda del río Guadalete, una zona degradada entre el puente de Cartuja y el puente de la autopista Cádiz-Sevilla (AP-4), Acuña ha explicado que esta zona fue utilizada como vertedero de escombros y de materiales de desmonte durante las obras de construcción de la autopista, en los años 70, lo que provocó que se perdiera una superficie del espacio fluvial en ese entorno, degradándolo ambientalmente y reduciendo la capacidad del río para evacuar caudales de crecida.

La intervención ejecutada ha supuesto la remodelación de la margen del río en los 200 metros comprendidos entre ambos puentes. Para ello se ha procedido a la retirada de material (unos 30.000 metros cúbicos), tanto escombros y tierras depositadas en la margen izquierda como sedimentos del lecho del río, y su traslado a un vertedero. Con posterioridad, se han acondicionado los nuevos taludes mediante la plantación de 600 ejemplares de especies de árboles de ribera autóctonos (álamos blancos, fresnos) y matorral mediterráneo (lentiscos, mirtos, aladiernos).

Acuña ha recalcado que esta obra "ha tenido un doble objetivo: por una parte la recuperación ambiental de ese tramo del río y, por otra, la mejora del comportamiento del cauce durante las crecidas, al aportar un nuevo espacio para la expansión de caudales".

Como ha expuesto el delegado, "los trabajos en esta zona eran prioritarios dado el efecto barrera que suponen los puentes, y a que durante las crecidas extraordinarias del río suelen producirse afecciones al tráfico rodado y a las poblaciones locales".

Los trabajos se han llevado a cabo mediante el uso de maquinaria pesada y vehículos de transporte de tierras, así como cuadrillas de trabajadores forestales especializados. La superficie total intervenida ha sido de unos 17.550 metros cuadrados, y el presupuesto total ascendió a 156.588 euros.

Finalmente, el delegado ha recordado que esta intervención se añade a las ya realizadas por la Consejería de Medio Ambiente y Ordenación del Territorio durante los últimos cinco años en ese tramo del río más próximo a la ciudad de Jerez. En total, la inversión llevada a cabo en este entorno durante el periodo 2010-2015 ascendió a 1.162.439 euros.

Mejora en las vías pecuarias

De otro lado, Acuña también ha destacado otra de las actuaciones realizadas en el último trimestre de 2015, que se ha centrado en la conservación y mejora de la red de vías pecuarias, en concreto en la Puerta Verde de Jerez para potenciar su conexión con el núcleo urbano de Jerez a través del canal del Guadalcacín.

Con estos trabajos, que han tenido un presupuesto de 152.362 euros, la Consejería de Medio Ambiente ha tenido como objetivo facilitar la salida de los ciudadanos y conectar el casco urbano con la Puerta Verde, estableciendo además de cara al futuro una ruta que a través de la Cañada Real de Lomopardo y la Cañada Real de Arcos a San Fernando pudiera unir Jerez con el Parque de las Cañadas en Puerto Real y el Corredor Verde Dos Bahías.

En relación a esta conexión, ha indicado la intención es crear un carril de uso peatonal y ciclista. Para ello, se han mejorado el firme y la vegetación, se ha procedido a la limpieza de enseres y escombros y se ha señalizado una zona que estaba "muy degradada".

Una actuación similar se ha llevado a cabo con la limpieza, arreglo y mejora de un tramo de la Cañada de Pinosolete. Como ha explicado Acuña, se trata de una zona muy usada por los ciclistas, ya que conecta la carretera de la Cartuja con la carretera del Portal. Al ser una vía no asfaltada muy próxima al casco urbano, sufre desde hace tiempo la problemática de vertidos de escombros y basura incontrolado y en los últimos años se ha tenido que limpiar en diversas ocasiones. De hecho, en esta actuación realizada durante el año 2015 para adecuar el camino, y que ha tenido un coste de 89.040 euros, se han retirado un total de 813 toneladas de escombros y basuras.

Acuña ha incidido en la necesidad de que "todas las administraciones y los propios ciudadanos se impliquen para que no se vuelva a repetir la misma situación de abandono de estas zonas".

Si has llegado hasta aquí y te gusta nuestro trabajo, apoya lavozdelsur.es, periodismo libre, independiente y en andaluz.

Comentarios

No hay comentarios ¿Te animas?

Ahora en portada
Lo más leído