Las zonas más afectadas son Radiología y el hospital de día quirúrgico, aunque se han planteado alternativas para que no se vean afectados pacientes.

Aunque las causas más probables son las de un cortocircuito -se habla de un ordenador y de un diferencial- desde el Consorcio Provincial de Bomberos se muestran aún cautos a la espera de lo que dictamine la investigación de la Policía Científica. La jefa de zona de Jerez, María Jesús Palacios, en declaraciones a lavozdelsur.es, sí confirma que la carga de fuego que se originó en el almacén de la planta baja de Urgencias fue "importante" debido a la presencia de numeroso material inflamable como documentación, cajas llenas de medicamentos y un equipo informático. El fuego, originado en esa dependencia, fue descubierto por profesionales médicos que dieron la voz de alarma. Según Palacios, éstos tuvieron la lucidez de cerrar la puerta para evitar que las llamas pudieran propagarse. 

Los bomberos, en un número de once, accedieron al hospital con una cámara térmica y una vez localizado el fuego emplearon mil litros de agua para su extinción. El incendio en sí apenas tardó en extinguirse una hora, si bien la mayor dificultad se encontró a la hora de evacuar el humo mediante turboventiladores, lo que obligó a retirar algunas ventanas. La zona más afectada ha sido la planta de Radiología, mientras que en el resto del hospital tan sólo se percibía un ligero olor a humo. A esta hora de la mañana los bomberos permanecen en el recinto hospitalario.

Por su parte, el delegado territorial de Igualdad y Políticas Sociales, Manuel Herrera, y el director gerente del Área de Gestión Sanitaria Norte de Cádiz, Manuel Lubián, han comparecido en rueda de prensa en el salón del actos del hospital para informar acerca de lo acontecido durante la noche. Los dos han destacado el perfecto funcionamiento de los planes de evacuación y de la "absoluta coordinación" entre servicios de emergencias, policía, bomberos, personal médico y pacientes. Según han confirmado, los servicios más afectados son Radiología y el hospital de día quirúrgico, lo que ha obligado a derivar a los pacientes que necesitan hacerse una radiografía a Materno-Infantil y al Centro de Salud de San Dionisio, mientras que los usuarios del hospital de día quirúrgico se les está derivando a la Unidad de Cuidados Intermedios.

Desde el SAS se están evaluando los daños y se va a comprobar si los TAC, afectados por el humo, se podrán utilizar en los próximos días. De no ser así, se estudia la posibilidad de derivar a pacientes a clínicas concertadas con la Junta. Aún así, tanto Herrera como Lubián certifican que el hospital está "plenamente funcionando".

Si has llegado hasta aquí y te gusta nuestro trabajo, apoya lavozdelsur.es, periodismo libre, independiente y en andaluz.

Comentarios

No hay comentarios ¿Te animas?

Ahora en portada
Lo más leído