Denuncian al Ayuntamiento por usar un herbicida que la OMS considera cancerígeno

Publicidad

Denuncian al Ayuntamiento por usar un herbicida que la OMS considera cancerígeno

El juzgado de instrucción número 4 instruye la causa por un posible delito contra la salud pública.

Medio Ambiente defiende que el producto "está autorizado por la Junta y a nivel nacional" y Elsan, la concesionaria de parques y jardines, señala: "Hemos cumplido la ley minuciosamente".

14-05-2016 / 20:50 h.

El uso de Tragli, una marca de herbicida, para eliminar malas hierbas, es el origen de una denuncia al Ayuntamiento por el uso de este glifosato, una sustancia que la Organización Mundial de la Salud (OMS) califica como “probablemente cancerígeno para los seres humanos”. Por eso el juzgado de instrucción número 4 de Jerez tiene entre manos el asunto por presuntos delitos contra la salud pública y el medio ambiente.

El juez que instruye la causa ya ha abierto diligencias previas y ha pedido información sobre el uso de este herbicida al Ministerio de Sanidad y al Servicio de Protección de la Naturaleza (Seprona) de la Guardia Civil. En la ciudad, el mantenimiento de parques y jardines todavía lo gestiona Elsan –filial de OHL–. “El Ayuntamiento le está dejando a la empresa vía libre, para ella es más barato comprar un producto tóxico de bajo coste aunque sea a costa de la salud de la gente”, sostienen desde CGT, sindicato personado como acusación particular en la causa.

El glifosato es un herbicida que lleva años generando polémica por la cantidad de informes a favor y en contra que acumula. Sin ir más lejos, Greenpeace tiene una campaña en contra de su uso y la multinacional que lo comercializa bajo el nombre de Roundup, Monsanto, como no podía ser de otra manera, defiende las bondades del producto. La sustancia tiene una vida media de 22 días antes de biodegradarse en sustancias no tóxicas, aunque su uso prolongado puede tener efectos nocivos sobre el entorno si no se aplica con las precauciones necesarias.

La denuncia de CGT parte de una práctica realizada en la legislatura anterior, con el PP en la Alcaldía, pero a principios de año también se cursó otra por la utilización de chas 48, un insecticida que en contacto con la piel puede provocar alteraciones cardiacas, náuseas, dolor de cabeza o calambres. “Los empleados deben ir con un equipo adecuado, la zona debe estar aislada y se debe informar a los vecinos”, sostiene la CGT, que asegura que ninguno de estos requisitos se cumplían en los casos que han denunciado, aunque desde Elsan apuntan que siguieron todos los requisitos legales y que un operario se encarga de supervisar que no pasa nadie por la zona fumigada.

El Ayuntamiento, dicen desde este sindicato, “no colabora” tras sus peticiones de información sobre los productos utilizados, por lo que sospechan que “se ha tolerado y se sigue tolerando la aplicación de estos productos”. Desde Medio Ambiente confirman que se utiliza glifosato para tratar alcorques y en parques y jardines. “Está autorizado por la Junta y a nivel nacional”, apuntan desde la delegación, que cree que la denuncia “no tiene recorrido” y apunta que se está aplicando este producto “menos que otros años”.

Desde Elsan, la concesionaria de parques y jardines, señalan que siguen todos los requisitos legales y de seguridad a la hora de aplicar estos productos y que, a día de hoy, no hay una alternativa igual de efectiva al glifosato, ya que contar con una plantilla de desbroce “dispara los gastos”. “Creo que se nos debe una disculpa, porque se ha dado a entender que hemos hecho lo que hemos querido cuando hemos cumplido la ley minuciosamente”, señala la empresa.

Ayuntamientos como el de Madrid ya han anunciado su intención de dejar de utilizar el glifosato, así como los de Badalona, Tarragona, Zaragoza o Barcelona. Carlos Vicente, director de sostenibilidad de Monsanto, asegura en declaraciones a El Español que el uso de glifosato "es el mejor sistema de control de malezas, se trata de un herbicida no residual, legalmente autorizado para estos usos, menos costoso para el contribuyente que otras alternativas y menos penoso para los operarios en el caso de alternativas como el desbroce manual".

El producto, no recomendado por la OMS, acumula una larga lista de partidarios y detractores. La Agencia de Protección Ambiental de Estados Unidos (EPA) asegura en un reciente estudio que es “improbable que sea cancerígeno para los humanos” y la Comisión Europea decide en unos días si reautoriza el uso del glifosato otros nueve años. Eso sí, llega a recomendar la reducción de su uso en parques públicos y jardines, zonas escolares y cerca de centros de salud. Unas 150 organizaciones europeas, entre ellas Ecologistas en Acción, Greenpeace o CCOO, piden que se retire el producto de forma cautelar teniendo en cuenta el principio de precaución, algo que se decidirá en los próximos días.

Piden que se deje de usar glifosato en la carretera de Rota

El uso de glifosato detectado por la agrupación roteña de Equo en una de las carreteras que da acceso a la localidad hace que Ganemos Jerez vaya a pedir en el próximo pleno de Diputación que se suspenda y se prohíba el uso de este producto en el mantenimiento de la Red Provincial de Carreteras y en otros usos no agrarios.

La agrupación de electores pide a Diputación que “ponga en marcha el uso de técnicas alternativas ya existentes, siguiendo así los principios de sostenibilidad que promulga el marco jurídico actual”. Ecologistas ya advirtió recientemente del uso de glifosato en los arcenes de carreteras que cruzan el Parque Natural Sierra de Grazalema. “La idea de la propuesta es que se sumen cuantos más municipios e instituciones posibles, para que de una vez por todas terminemos con el uso de este nocivo compuesto y se sustituya por alternativas serias”, señala la agrupación.

En Jerez ya llevó la misma propuesta a pleno por la que, con los votos a favor de todos los grupos excepto la abstención de Ciudadanos, se acordó no aplicar glifosato y otros herbicidas químicos en la ciudad e impulsar "alternativas ecológicas menos dañinas que además estimularían el empleo".