Andalucía también busca vacunas por su cuenta y riesgo

Bendodo eleva el tono de Moreno y Aguirre, y reconoce públicamente reuniones con representantes de los fabricantes de las vacunas de AstraZeneca, Sputnik V y Janssen: "Nos planteamos acudir a los mercados sin duda"

Vacuna contra la covid, en una imagen reciente.
Vacuna contra la covid, en una imagen reciente.

Andalucía quiere salvar el verano económico como sea y las autoridades de la comunidad autonómica no están dispuestas a acatar el plan de vacunación marcado por Moncloa, que no prevé la inmunidad de grupo hasta finales de agosto. Tras una pasada semana de anuncios tibios, donde se enseñaba la patita, pero se mantenía el discurso de la lealtad institucional y la estrategia de la "acción coordinada" de la Unión Europea para conseguir las vacunas, el Gobierno de Juan Manuel Moreno se ha apuntado al carro de Isabel Díaz Ayuso. Esto es, conseguir vacunas por su cuenta y riesgo.

Esta semana, de hecho, el Gobierno andaluz no solo se muestra ya presto y dispuesto a acudir al gran bazar de los laboratorios farmacéuticos para lograr viales como sea, ya se llamen Janssen, AstraZeneca o Sputnik V, sino que algunos de los máximos responsables de la Junta admiten contactos con representantes de dichos fabricantes del antídoto contra la covid. Este pasado lunes por la mañana, casi a la misma hora en la que el presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, llamaba a la unidad —"¿A dónde va un lander —Baviera en Alemania ya dio el paso— o una autonomía solos, compitiendo con países de millones de personas, a la hora de acceder a una vacuna? Mejor juntos, mejor unidos"—, el consejero de Salud, Jesús Aguirre, ya reconocía los contactos. 

Aguirre mantenía que se han tenido reuniones con el laboratorio ruso encargado de la vacuna Sputnik, al igual que hace con el resto de farmacéuticas como AstraZeneca, Janssen o Rovi, dentro del marco de encuentros "normales" para conocer "qué va a pasar, una vez pase la pandemia, qué disponibilidad y coste va a tener". No obstante, ha incidido en que desde la Consejería abogan por las "compras centralizadas", es decir, por "las compras en escala de todos los países europeos".

Ni 24 horas después, la opinión del titular andaluz de Salud, en línea con el discurso de Moreno la pasada semana, se ha retorcido un poco más por el propio presidente. "Si se produjera en un futuro la posibilidad de que una comunidad pudiera acceder a vacunas extras, cualquier presidente y gobierno autonómico libraría una cantidad importante de dinero para comprar vacunas y vacunar a su población, porque es nuestra primera responsabilidad, proteger a nuestra población", ha dicho durante una entrevista en Telecinco, donde ha remarcado, sin embargo, que es partidario de una economía de escala y de que se concentre la compra de vacunas.

Para Moreno, es evidente que algo "está fallando" cuando vemos que otros países de fuera de la Unión Europea tienen un nivel de inmunización más alto. Así, ha indicado que en Gibraltar o en Marruecos el nivel de vacunación es mucho mayor y en la colonia británica el nivel de inmunización de la población alcanza el 80 por ciento. Ha indicado que en Andalucía, siendo comunidad líder en vacunación, sólo está inmunizada un 6,7 por ciento de la población. ha indicado que la pasada semana se pusieron 360.000 vacunas y esta semana ya hay 100.000 vacunas menos que la anterior, de manera que no hay forma de hacer un "calendario ordenado".

A mediodía, en la rueda de prensa tras el Consejo de Gobierno, el portavoz de la Junta y consejero de Presidencia, Elías Bendodo, ya se ha desatado, anunciando que Aguirre y él mismo van a mantener entre esta semana y la que viene reuniones por videoconferencia "con representantes de los fabricantes de las vacunas contra la Covid-19 Sputnik y Janssen", y ha avisado de que, "si la Unión Europea y el Gobierno de España no aumentan la adquisición de dosis, en primer lugar", y si el Ejecutivo central no suministra a Andalucía las dosis que le "corresponden" a la región "por lo que representamos como población en el país, Andalucía se plantea acudir a los mercados sin duda" para su compra.

En este contexto, en declaraciones recogidas por Europa Press, ha detallado que este mismo martes asistirá junto a Aguirre a una videoconferencia "con los responsables de la vacuna Sputnik", y la semana que viene hará "exactamente igual" con Janssen, y ha añadido que el consejero de Salud hizo lo propio "la semana pasada con AstraZeneca". Bendodo ha matizado, en todo caso, que un requisito indispensable antes de la adquisición de cualquier vacuna es que ésta esté "aprobada" por la Agencia Europea del Medicamento (EMA), algo que no ocurre actualmente con la rusa Sputnik, pero ha reiterado que desde la Junta "no descartamos ningún planteamiento" y quieren "estar preparados por si el ritmo de vacunación se ve afectado", ya que "cada semana nos llevamos una sorpresa con el descenso de dosis que llega a Andalucía" respecto a las inicialmente anunciadas por el Gobierno. 

El retraso de la inmunidad de grupo a septiembre afecta "seriamente" al sector turístico

El consejero portavoz ha aclarado, no obstante, que "desde el Gobierno andaluz seguimos apostando por la compra centralizada" de vacunas que "lidera la Unión Europea" y que, por tanto, incluye a España, pero ha subrayado que "Andalucía necesita vacunar al mayor ritmo posible". En esa línea, ha subrayado la "decepción" que siente la Junta por el "incumplimiento permanente" del Gobierno de España con "los porcentajes de vacunación", y el "jarro de agua fría" que, para los andaluces en general y el sector turístico en particular, supuso el anuncio del jefe del Ejecutivo, Pedro Sánchez, de que sería a finales de agosto cuando se lograría que el 70% aproximado de la población española estuviera vacunado, cuando el "compromiso" del Gobierno era que fuera "en junio", según ha remarcado Bendodo, que ha resaltado que llevar "dos meses más tarde" el cumplimiento de ese propósito afecta "seriamente" al sector turístico.

De esta manera, desde la Junta piden que la UE y el Gobierno "espabilen", porque la Unión Europea se está "quedando atrás en la campaña de vacunación", según ha opinado Bendodo antes de avisar de que "Andalucía va a empezar a acudir a los mercados para sondear con compañías farmacéuticas la posible adquisición de vacunas, no para ahora", sino para ir estableciendo "una estrategia propia de vacunación" teniendo en cuenta que "posiblemente tendrán que administrarse estas vacunas en próximos meses y años", según ha añadido, recalcando que en la comunidad andaluza, "vacuna que llega, vacuna que se pone".

Finalmente, y después de que los Centros para el Control y Prevención de Enfermedades de Estados Unidos (CDC) y la Administración de Medicamentos y Alimentos (FDA) hayan recomendado este martes suspender la administración de la vacuna Janssen, ante la posibilidad de que provoque trombos, Bendodo ha reiterado un mensaje de confianza en las vacunas, que "son seguras" y "están testadas", según ha remarcado, aunque, "como todos los medicamentos, tienen efectos secundarios", pero sus beneficios son "muchísimo mayores que sus contraindicaciones", según ha sostenido. "A lo que hay que tenerle miedo es al virus, no a las vacunas", ha zanjado el consejero portavoz.

La Junta de Andalucía había administrado hasta este pasado lunes 12 de abril un total de 1.915.320 dosis de la vacuna contra el covid-19 —el 94,98% de las dosis recibidas— y, en concreto, 544.793 personas, el 6,42% de la población, han recibido ya la vacuna completa con las dos dosis, mientras que 825.734 solo cuentan con la primera.

Si has llegado hasta aquí y te gusta nuestro trabajo, apoya lavozdelsur.es, periodismo libre, independiente y en andaluz.

Comentarios

No hay comentarios ¿Te animas?

Ahora en portada
Lo más leído