Vox vuelve a exigir recortes en Canal Sur: "Si no cumplen, hasta aquí hemos llegado"

Elías Bendodo mantiene el compromiso con el "socio preferente" del Gobierno andaluz de rebajar en 14 millones la financiación o amortizar puestos de trabajo, entre otras medidas. La RTVA, ha dicho el consejero, "tiene más futuro que nunca"

Juande Mellado, director general de la RTVA, saluda a Elías Bendodo, a su llegada para una entrevista en Canal Sur. Autor: RTVA
Juande Mellado, director general de la RTVA, saluda a Elías Bendodo, a su llegada para una entrevista en Canal Sur. Autor: RTVA

Después de las convulsiones de 2020, con un final de año de traca con una huelga que llevo la pantalla a negro y la abrupta salida del director de informativos Álvaro Zancajo, que el PP trajo por orden de Génova diez meses antes, Vox ha vuelto a colocar a Canal Sur en el centro de la diana de su acción política en Andalucía. A tenor de la intervención pronunciada por Manuel Gavira, parlamentario de Vox, este jueves en el Parlamento lo de la RTVA, visto lo visto, no es un asunto más. “Nosotros pretendemos que se cumpla el acuerdo porque si no se cumple ese acuerdo, hasta aquí hemos llegado”, ha espetado Gavira al consejero de Presidencia, Elías Bendodo, que ha defendido momentos antes en la Cámara autonómica que la RTVA “tiene mejor futuro que nunca”.

El ponente de Vox, "socio preferente" del Gobierno andaluz, ha seguido su andanada contra el Ejecutivo de PP y Cs: “Se habrán llevado dos años haciendo funambulismo en un alambre tenso, y si no cumplen, empezarán a hacer funambulismo en una cuerda floja y a cada extremo se van a encontrar con socialistas y comunistas, y entonces van a perder posiblemente el equilibrio”. Aparte de poner en la picota al actual director general del ente público, Juande Mellado, sobre el que Bendodo ha descargado la responsabilidad del cese de Zancajo, Gavira ha reprochado que el Gobierno de Moreno Bonilla esté actuando con Canal Sur como en las etapas socialistas.

“Le resumo los 18 meses de esa dirección general: ¿hay que inyectar fondos porque se han quedado sin recursos? Se le inyecta, como hacían los socialistas; ¿hay una sentencia que afecta especialmente al partido del Gobierno (Gürtel), pues nos la callamos y ya la decimos otro día, como hacían los socialistas; ¿hay que tener a los sindicatos contentos? Sin ningún problema. Yo no veo el cambio”, ha insistido el representante de Vox.

Como ha incidido Gavira, “Ustedes tienen que hacer lo que sea necesario para la RTVA, y le tienen que meter mano, y ya está, y si no, su cambio se quedará en palabrería y serán cómplices del fin de esa entidad. Si no hacen lo que tienen que hacer parecerá que hacen lo mismo que los socialistas, utilizarla, maltratarla y prostituirla”. ¿Qué pide Vox? Según el acuerdo presupuestario suscrito a finales de año, y que ya está en vigor, con PP y Cs pasa por eliminar un canal de televisión y la fundación audiovisual, amortizar las vacantes que se produzcan por jubilación en la entidad, recortar la financiación en 14 millones de euros, realizar un plan de racionalización, establecer prioridades de los contenidos que deben emitirse, e incluso rectificar la Carta del Servicio Público que había aprobado el Consejo de Gobierno y se estaba tramitando por el Parlamento.

“Pretendemos que ese acuerdo, que es beneficioso para Canal Sur, se cumpla porque es el camino que hay que adoptar”, ha recalcado Gavira, y ha remachado: “Ese camino supone un cambio a lo que había hasta ahora. Si los trabajadores de la RTVA quieren de alguna manera contribuir lo que no pueden hacer es poner palos en la rueda para evitar el cierre de esa cadena”. Sobre el cese en sí de Zancajo, ha puesto en duda la veracidad de las excusas que se han publicado para justificar el despido y ha expuesto cinco posibles causas, como la "huelga", "la advertencia de la secretaria general del PSOE-A, Susana Díaz —que el propio Zancajo denunció en una tribuna en ABC: “Vamos a ir a por ti”—, que "si la dirección nacional del PP pensaba que Zancajo era del agrado de Vox", que "si el director general de Canal Sur Radio y Televisión, Juan Mellado, y Zancajo no se aguantaban lo más mínimo”, o que si "es por el acuerdo suscrito por el Gobierno de Andalucía con Vox". "Todas estas posibles causas les deja mal. Todas sin excepción", ha dicho Gavira a Bendodo.

"No peligra ningún puesto de trabajo"

El aludido, visiblemente incómodo con este asunto, ha replicado, en relación al pacto presupuestario con Vox para este año, que “se trata de un acuerdo sensato, en el que prima el interés general de los andaluces y no el de ningún grupo, y se va a cumplir, porque es un buen acuerdo”. Aquí ha agregado, antes de recalcar que “no peligra ningún puesto de trabajo”, que muchos de los puntos de ese acuerdo con Vox ya se están desarrollando y que, sin duda, “hace falta un plan de eficacia, eficiencia y racionalización de la RTVA que se presentará al Consejo de Gobierno en el primer trimestre de este año”.

Según el consejero, "Canal Sur ahora va bien”, pese a las innumerables adversidades que ha tenido que superar en estos dos años, como los efectos de la pandemia del coronavirus y "dos huelgas políticas" que sufrió en diciembre de 2020. Ha querido expresar máximo respeto a los trabajadores que han acudido a la huelga, aunque el Gobierno no comparta los motivos.

Del mismo modo, tras recordar que los anteriores gobiernos socialistas convirtieron al ente en una "máquina de manipulación a todas las horas del día y en todos los programas posibles”, ha aludido a que Mellado tiene "el derecho y la obligación de contar con la estructura directiva que considere oportuna" y ha indicado que desde el Gobierno exigen a la RTVA lo mismo que a cualquier otra empresa pública, "el mejor de los trabajos posible al menor coste posible, y eso se está cumpliendo”.

Caída histórica de audiencia: "Un ridículo 7,5% de audiencia anual"

Por su parte, el diputado del PSOE-A Francisco Conejo ha manifestado que es una "realidad incuestionable que Canal Sur está mucho peor con el Gobierno de Moreno que con el anterior del PSOE" y que la "derecha ha fracasado" en su gestión de la cadena pública, a la que han convertido en "el no-do andaluz con una manipulación que nunca antes se había visto". Ha señalado que se ha situado a "comisarios políticos para garantizar el control ideológico de los informativos por parte de la derecha y la extrema derecha".

Conejo ha denunciado que Bendodo es el que "dirige" Canal Sur y la "injerencia política" que existe en el ente ha logrado "poner en pie de guerra a toda la plantilla". Se ha mostrado convencido de que el actual Gobierno andaluz lo que busca es "desmantelar" la RTVA. Por si fuera poco, ha lamentado, "la gestión de las derechas ha logrado que Canal Sur Televisión coseche las peores audiencias en la historia de la cadena pública. 2020 ha terminado con un ridículo 7,5% de audiencia anual".

"La RTVA —ha abundado el parlamentario socialista— ha sido una de las pocas cadenas autonómicas que ha bajado de audiencia en 2020 con respecto a 2019, a pesar de que se ha aumentado el consumo televisivo por la pandemia. La radio se ha dejado, según el tercer acumulado de la EGM, en un año 65.000 oyentes, que sumados a los que se ha dejado, Canal Fiesta, se van a los 76.000".

El diputado de Adelante Andalucía Jesús Fernández, tras valorar la labor de los trabajadores de Canal Sur, ha criticado la actitud del PP-A ante este servicio, con el objetivo de "desprestigiarlo" y crear un "caldo de cultivo para su privatización o su cierre". Ha indicado que la huelga de estos trabajadores del pasado mes de diciembre fue "un éxito". Sobre el papel del que fuera director de informativos de Canal Sur Álvaro Zancajo, ha indicado que fue "la crónica de una muerte anunciada" y ha criticado la "manipulación" de los informativos durante los once meses que estuvo en el cargo.

Si has llegado hasta aquí y te gusta nuestro trabajo, apoya lavozdelsur.es, periodismo libre, independiente y en andaluz.

Comentarios

No hay comentarios ¿Te animas?

Ahora en portada
Lo más leído