Europa investiga la construcción de un polígono industrial en una zona protegida de la Sierra de Grazalema

Ecologistas en Acción exige responsabilidades políticas y penales a la Junta y el Ayuntamiento de Benaocaz, por permitir este atentado ecológico, así como la demolición de todo lo construido

Un polígono industrial en pleno Parque Natural Sierra de Grazalema. FOTO: ECOLOGISTAS EN ACCIÓN.
Un polígono industrial en pleno Parque Natural Sierra de Grazalema. FOTO: ECOLOGISTAS EN ACCIÓN.

La Comisión de Peticiones del Parlamento Europeo ha decidido solicitar a la Comisión Europea que lleve a cabo una investigación preliminar sobre la  que está provocando un gran impacto ambiental.

Según señala Ecologistas en Acción en una nota, estos terrenos están también protegidos por la UE al estar declarados Zona de Especial Protección para las Aves (ZEPA) y Zonas de Especial Conservación (ZEC). La asociación ha denunciado reiteradamente esta grave agresión al Parque Natural a la Junta de Andalucía y al Ayuntamiento de Benaocaz, que han mostrado una irresponsable y negligente inacción. No obstante, ahora es la Unión Europea quien actúa.

En la zona conocida como Venta Martín, término municipal de Benaocaz, se inició en 2007 la construcción de un enorme polígono industrial, provocando un enorme impacto paisajístico en las faldas de la Sierra de la Silla, en pleno corazón del Parque Natural Sierra de Grazalema.

Ecologistas en Acción denunció desde un principio este atentado ecológico, autorizado incomprensiblemente por la Consejería de Medio Ambiente (actual Consejería de Agricultura, Ganadería, Pesca y Desarrollo Sostenible-CAGPDS), y ha venido solicitando en reiteradas ocasiones en la Junta Rectora del Parque Natural que se interviniera para paralizarlo, al no tener ninguna  justificación, ni por la demanda industrial existente en la zona, ni por su ubicación, lejano a cualquier población.

De hecho, con la crisis la empresa promotora paralizó las obras, pero el polígono, a medio construir, lo adquirió el Consorcio de la Zona Franca de Cádiz, destinando dinero público a comprar un activo tóxico inviable en medio de un parque natural en la Sierra de Cádiz.

"El cúmulo de ilegalidades que se han cometido en la construcción de este polígono industrial es sorprendente", critican los ecologistas, al tiempo en que resaltan que el Plan Parcial del Sector SAU-1 “Venta de Martín” no se publicó en el BOP hasta el 4 de diciembre de 2012, cinco años después del inicio de las obras, y en el Ayuntamiento argumentan que han extraviado el expediente de licencia de obras.

"Pero lo más grave es que el Plan Parcial se aprobó sin haberse sometido al preceptivo procedimiento de Evaluación Ambiental Estratégica (EAE), obligatorio desde julio de 2006 para todos los planes urbanísticos. Al eximir a este Plan Parcial de la correspondiente EAE, no se han tenido en cuenta el planteamiento de alternativas, una cuestión fundamental, ya que ni se ha demostrado la necesidad de este polígono industrial —que actualmente se encuentra paralizado y abandonado— ni se han estudiado ubicaciones alternativas, existiendo en los pueblos más cercanos, El Bosque y Ubrique, un exceso de suelo industrial".

Ecologistas en Acción denuncia que "ninguna administración actuó, demostrando una enorme negligencia en la defensa de la legalidad y de este Parque Natural, lo que podría, además, ser constitutivo de sendos delitos de prevaricación por omisión, de falsedad documental, y contra la ordenación del territorio y los recursos naturales".

Ante esta situación, la asociación remitió una denuncia a la Comisión de Peticiones del Parlamento Europeo, que la admitió a trámite, y ahora solicita a la Comisión Europea que actúe, ya que se han infringido dos Directivas: la Directiva 2001/42/CE de  Evaluación Ambiental Estratégica de Planes y Programas y la Directiva 92/43/CEE Hábitats.

En este sentido, Ecologistas en Acción espera que las autoridades Comunitarias investiguen la negligente actuación de los responsables de la Junta de Andalucía y del Ayuntamiento de Benaocaz, insten a anular el Plan Parcial del Sector SAU-1 Venta Martín, exijan la demolición de todo lo ilegalmente construido y la restauración del terreno a su estado original. Así mismo, los ecologistas van a exigir responsabilidades políticas y penales a todos los que han permitido este atentado ecológico y la grave vulneración de las normas de protección del Parque Natural Sierra de Grazalema.

Sobre el autor:

logo lavozdelsur

lavozdelsur.es

… saber más sobre el autor



Si has llegado hasta aquí y te gusta nuestro trabajo, apoya lavozdelsur.es, periodismo libre, independiente y en andaluz.

Comentarios

No hay comentarios ¿Te animas?

Lo más leído